¿Escoge siempre el mismo tipo de pareja? Tips para no tropezar con la misma 'piedra'

Junio 21, 2022 - 11:55 p. m. 2022-06-21 Por:
Juliana Londoño Mejía, reportera de El País
Sé - Parejas

Replantee sus relaciones. No tema decir no a una relación que le afecta. Pregúntese dónde se siente cómodo y con quién. Permítase ser feliz.

Foto: Especial para El País

Tiene usted algún amigo con espíritu de protagonista de película de terror, al que le gusta sufrir, una y otra vez, la misma historia, aunque siempre sea con un antagonista diferente? ¿Es tal vez usted ese amigo quién constantemente repite el guion del las relaciones que no van a ninguna parte y torturan a quienes le rodean con la mismo drama?
Tal vez se ha centrado mucho en echarle la culpa a las parejas equívocas con las que se ha relacionado, sin entender que el problema está un poco más cerca de lo que cree.

Elizabeth Gilbert, autora del Best seller ‘Comer, rezar y amar’ lo explicó de una forma exquisita. “Todos queremos que nada cambie. Nos conformamos con vivir infelices, porque nos da miedo el cambio, que todo quede reducido a ruinas. Es como una bella herida, como un desengaño amoroso al que te aferras por el placer del dolor”.

Y es que muchas personas están tan acostumbradas a la adrenalina que supone una relación con altos y bajos, sea amorosa o fraternal, que aunque este vínculo termine, harán todo lo posible por volver a caer en este juego, aunque sea con otras personas.

Lea también: Más detalles de los movimientos de infidelidad de Piqué y la foto con una chica en Suecia

Al caer en conductas repetitivas de relaciones fracasadas se le conoce como ‘Dating deja vu’, término usado para describir el fenómeno de tener la sensación que un evento que experimentamos en la actualidad ya lo vivimos en el pasado, popularizado por la película Matrix.

Shakira, le puso ritmo y otras palabras: “Lo hecho está hecho, volví a tropezar con la misma piedra que hubo siempre. Se siente tan bien todo lo que hace mal y contigo nunca es suficiente”.

El ‘Dating deja vu’ no se trata de hechos aislados, de hecho, una investigación de la Universidad de Toronto asegura que las personas tienden a enamorarse del mismo tipo de persona una y otra vez.

Los autores de este estudio realizado con más de 300 personas en Alemania concluyeron que, los problemas que tienden a tenerse en relaciones en cadena, son generalmente porque siempre se buscan, de manera inconsciente, los mismos rasgos de personalidad en las parejas.

Replantee sus relaciones. No tema decir no a una relación que le afecta. Pregúntese dónde se siente cómodo y con quién. Permítase ser feliz.

Para Angie Ríos, psicóloga, especialista en sexología clínica y en educación sexual integral (I:@lasexologuia), “muchas personas sufren constantemente en relaciones, porque tienen ideas erróneas del amor, que se sembraron desde el tipo de crianza que tuvieron, en los que en muchas ocasiones se normalizó la violencia el maltrato o el abandono. Al crecer, inconscientemente buscan a repetir estas situaciones, poniendo en riesgo su salud mental.

“Todo tiene que ver en cómo se estructuraron las creencias del amor. Cuando uno habla con personas con relaciones poco saludables o tóxicas, es normal encontrar patrones de conducta repetitivos, que por lo general se basan en la elección de quienes que proveen protección o generan dependencias, porque de pequeños faltó un modelo de protección que tiende al repetirse en las relaciones entre adultos”, señala la psicóloga.

Lea aquí: Consejos para que 2022 sea un año cargado de buen sexo y viva su intimidad al máximo

Ríos explica que aunque son muchas las razones que llevan a una persona a elegir parejas similares, una de ellas es que “muy pocas se conocen a sí mismos, se consideran valiosas, o tienen una idea clara de cómo deben, necesitan y merecen ser amados. Vivimos en una cultura muy tabú de las emociones, así que hay muchos temas que no se hablan o se sanan y de esta forma se busca en otro lo que no he sanado en mí”.

“Al no tener claro qué queremos o lo que pienso que es adecuado, sobre cómo debo amar y ser amado, se tienden a repetir comportamientos que se alejan mucho del amor saludable”, Angie Ríos, psicóloga.

1. Repetimos patrones, por la idea del amor romántico y lo que se espera de él. “Hemos naturalizado el amor con modelos de una persona sumisa, frente a un proveedor. El amor carente de límites sanos. Se normalizaron situaciones que no son saludables, que no hacen de un vínculo algo positivo y saludable, sin igualdad de condiciones, ni privilegios. Se marca una tendencia de dependencia afectiva y esto lleva a buscar constantemente las mismas características en diferentes”, explica la psicóloga Angie Ríos.

2. Porque se elige a la pareja a través de un algoritmo. Aunque muchas personas han encontrado en aplicaciones de pareja como Tinder, Mumble, Hinge o Grindr, la herramienta ideal para relacionarse, lo cierto es que estas actúan por medio de unas preferencias que crean un perfil según una variedad de preguntas. Todas las recomendaciones serán similares, aunque muchos no son conscientes de esto y tienden a decepcionarse al encontrar resultados similares una y otra vez.

3. Porque se tiene miedo al cambio. “Es mejor malo conocido, que bueno por conocer”, parece ser el mantra de muchos. Esto aplica para amores, amigos y versiones de nosotros mismos que no nos atrevemos a explorar por miedo a encontrar algo diferente, que nos saque de la comodidad de ser y quejarnos como lo hemos hecho siempre. Cambiar requiere esfuerzo, dedicación y autoconocimiento y son pocos los que se atreven a intentarlo.

"Al no tener claro qué queremos o lo que pienso que es adecuado, sobre cómo debo amar y ser amado, se tienden a repetir comportamientos que se alejan mucho del amor saludable", Angie Ríos, psicóloga.

4. Por temor a el qué dirán. La presión social a veces implica relacionarse con cierto tipos de personas, que se vean de una forma específica, pertenezcan a un determinado contexto social y representen algo en particular. El que una persona sea el partido ideal, esto no le hace la media naranja. Para encontrar la estabilidad, muchas veces hay que dejar de idealizar o escuchar opiniones. Las parejas felices no son perfectas, son humanas.

5. Porque no se ha superado a la pareja anterior. Es por esto que muchas personas se consuelan con un segundo parecido. Esta elección puede generar un efecto placebo, pero no hay dos personas iguales, y es una falta de respeto propia y con el otro, puede desencadenar una tormenta que pondría en aprietos al mismísimo Sigmund Freud, quien dijo: “Si dos individuos están siempre de acuerdo en todo, puedo asegurar que uno de los dos piensa por ambos”.

Le puede interesar: ¿Un clavo saca a otro clavo? El debate para superar las tusas amorosas

¿Cómo salir del quinto círculo del infierno amoroso?

Permítase enamorarse o equivocarse cometiendo errores diferentes. Tome un tiempo y espacio para pensar qué es lo que quiere y necesita de sus relaciones. Recuerde que su vida no es una comedia romántica y necesita contenido para vivir más allá de dos horas de trama. Sea sincero sobre las carencias con las que creció, los comportamientos poco saludables que tiende a repetir y atrévase a cambiar y a buscar ayuda si es necesario. No tema equivocarse, ni salir de su zona de confort.
Muchas veces duele más aferrarse a una idea que soltar y aprender a vivir de forma diferente.

No espere resultados diferentes de las mismas acciones. El cambio está en usted. En las historias, de drama, romance o misterio, la trama se empieza a resolver cuando las cosas cambian. “Poner límites es sano. Aprender a comunicarse es saludable. Si desde pequeño se acostumbró a pedir las cosas de forma dramática, cambie de método. Hable su verdad de forma honesta y respetuosa y a la vez, sea empático con lo que escucha”, recomienda Angie Ríos,

Usted primero. En una entrevista le preguntaron a Salma Hayek consejos para encontrar pareja. La actriz dijo que ella no tenía nada que aconsejar, más allá de hacer lo que a uno le gusta. “En lugar de buscar pareja, busca hacer lo que tú disfrutas. Si te gusta leer, únete a un club de lectura. De esta forma, además de disfrutar tu tiempo, tal vez encuentres a alguien que disfrute hacer lo mismo y eso, no tiene precio”.

VER COMENTARIOS