Escuchar este artículo

¿Qué quiere la minga?

Octubre 14, 2020 - 11:55 p. m. Por: Editorial .

Luego de tres días en Cali, donde fueron acogidos con amabilidad y no se presentaron incidentes, la minga de las comunidades indígenas del suroccidente se prepara para iniciar hoy su marcha hacia Bogotá, donde, según sus dirigentes, esperan reunirse con el Presidente de la República. Será un desfile de cinco días por las carreteras y las ciudades que existen a lo largo de la vía.

Para mayor comprensión de lo que está ocurriendo debe reconocerse que medio gabinete ministerial estuvo en la capital vallecaucana entrevistándose con delegados del Consejo Regional Indígena del Cauca, Cric, delegación encabezada por la ministra del Interior. Dos veces se reunieron con una delegación que no incluyó a los miembros de ese consejo, por cuanto, según ellos, no estaba el presidente Iván Duque, a quien habían citado.

Cabe destacar que en la capital vallecaucana se produjo un encuentro armonioso entre las autoridades municipales, la Policía y la Guardia Indígena para permitir una estadía pacífica. No obstante, sigue siendo motivo de preocupación el que haya sido una movilización masiva en medio de la pandemia, lo que puede llevar al contagio de los participantes en la minga o a que estos se conviertan a su vez en propagadores del coronavirus tanto en sus comunidades como en los sitios que visiten en su próximo periplo.

En dos oportunidades se reunieron las delegaciones del Gobierno Nacional y de la minga, sin que se hablara de un tema específico o se revisara siquiera la larga lista de peticiones y de supuestos incumplimientos que parecían ser la causa de la movilización de miles de integrantes de las comunidades. La razón de esa ausencia de los Consejeros y del no establecimiento de un diálogo en Cali la dio Anadeida Secue, vocera del Cric, y la confirmó la ministra de Gobierno.

Según la señora Secue, esta minga no es reivindicativa sino política. “Hemos dado nuestra palabra y así la vamos a cumplir porque aquí estamos exigiendo un derecho a la vida, el territorio, la paz y la democracia”, aseveró la vocera. Por su parte, la ministra Alicia Arango ratificó el sentido de la movilización, a la vez que reiteró la disposición del Gobierno de escuchar las inquietudes de la minga y de dar respuesta, en lo posible, a sus solicitudes.

Así las cosas, hoy se reinicia la marcha hacia la capital, un desfile por varias ciudades. Lo importante ahora es que se pueda conocer qué buscan los dirigentes del Cric con esa larga marcha, además de entrevistarse con el Mandatario de todos los colombianos.

Ojalá pueda producirse ese encuentro entre los dirigentes de la minga y el presidente Duque. Más que una polémica por la forma en que se pretende exigir su presencia, lo que debe primar es la disposición de escuchar lo que quiere la minga y la voluntad de ésta de oír al Jefe del Estado de manera respetuosa.

Quedan algunos días para el desenlace de la movilización. Si ese encuentro respetuoso es posible se podrá superar también la amenaza proferida por algunos de los dirigentes del Cric de realizar una nueva toma de la carretera Panamericana en caso de que no cumpla su exigencia.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS