Linchamiento con los trinos

Linchamiento con los trinos

Febrero 12, 2019 - 11:45 p.m. Por: Poncho Rentería

No escribo de política ni del imperialismo yanqui ni de toros. Hay tema caliente: tantos insultos sin son ni ton, tantos trinos cargados de mala uva he leído contra Gustavo Petro, Clara López, Jorge Robledo, Álvaro Uribe Vélez, Paloma Valencia, Hollman Morris, Alejandro Ordóñez, Iván Duque, que dejé de regalarles los diez minutos de antes. El que lee insultos a otros pierde porque se le baja la buena nota. Y el multimillonario Donald Trump ama los trinos porque le sirven para insultar a los periodistas y políticos que lo insultan. Mal ejemplo sigue dando este ‘emperador del imperio gringo’ que invitó al presidente Duque a una charla sobre siete temas en su despacho. Punto.

La recta magistrada Gloria Ortiz ayer por radio y televisión tocó un tema calientísimo: el linchamiento de la honra ajena usando trinos y rebotes de trinos y prácticas similares. El expresidente Álvaro Uribe Vélez es el caviar al que muchos ideólogos, periodistas, columnistas, analistas y humoristas escogen para lanzarle bombazos de 280 caracteres que, por supuesto, él nunca lee, tiene una secretaria para eso y ella purga. Al expresidente en esos trinos lo señalan de mil cosas, hasta del bombardeo a las torres de Nueva York aquel septiembre. Punto.

Un exmarido adolorido porque la pareja lo dejó por ordinario, borrachín e irresponsable hasta pegarle puños, decidió desquitarse de ella con una práctica infame: lanzarle calumnias por ese ‘micrófono invisible’ que llaman las redes y donde el trino es el rey. No usaba su correo, fabricó otros con el mismo fin. Cuando el abogado de la agredida enfrentó al tipejo, él se arropó en la “libertad de expresión y el libre derecho de opinión”. Este sucio difamador nunca será castigado.

¿Tienen culpa las empresas dueñas, las que montaron los mil satélites que se encargan de transportar las frases cargadas de dinamita? La respuesta se la endoso a los juristas, digamos al experto en ‘derecho espacial’ Alfredo Rey Córdoba que en París, por ocho años, presidió una ‘comisión de sabios’ en esos difíciles temas. Antes de las redes, usaban el pasquín, el anónimo canalla, la carta que ponían desde el aeropuerto pero se descubría al remitente, ahora está más sofisticado. Punto.

Vuelvo a mi sabiduría vital, no se pierdan la Champions League, tengan una tarde exquisita hoy con el fútbol europeo, allá donde brilla un colombiano negrísimo y genial: Duván Zapata, goleador en Italia hoy. ¡Bravo Duván, te mandaremos trinos de felicitación porque en tierra italiana eres triunfador!

VER COMENTARIOS
Columnistas