Homicidios en Cali son cometidos en un 83% bajo modalidad de sicariato

Gracias por hacer parte de El País.

Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos.

¿Aún no tienes suscripción digital con El País?

Suscríbete aquí

¿Ya eres un suscriptor digital de El País?

INICIA SESIÓN

Escuchar este artículo

83% de los homicidios de Cali son por modalidad de sicariato

Octubre 15, 2019 - 11:50 p. m. Por:
Redacción de El País
Homicidios en Cali, imagen de referencia

Homicidios en Cali. Imagen de referencia

Foto: Archivo de El País

Un total de 716 asesinatos han sido cometidos bajo la modalidad de sicariato en lo corrido del año en Cali, lo que implica un 83 % de los homicidios registrados en la ciudad, que en según cifras recientes de la Policía Metropolitana han sido 864.

Estos indicadores también implican un aumento del 10 % en relación con el mismo periodo del año pasado, cuando se presentaron 651 muertes violentas bajo esa modalidad; es decir, hubo un aumento de 65 casos.

“Los mayores móviles detrás de los atentados sicariales en Cali son disputas por el control de microtráfico y ajuste de cuentas entre grupos delincuenciales, sobre todo en las comunas 13, 14, 15, 16 y 21”, explicó un integrante del Grupo contra el Crimen Organizado de la Sijín, cuyo nombre fue puesto en reserva por su seguridad.

De hecho, entre el 1 de enero y el 5 de octubre se presentaron 400 homicidios relacionados a venganzas y 127 a microtráfico, según el Observatorio de Seguridad.

El investigador de la Sijín señaló que las autoridades han identificado una especie de ‘outsoursing’ en el sicariato, es decir, personas o bandas que contratan a estas redes especializadas en el homicidio, también conocidas como oficinas de cobro.

“Son grupos que no solo se enriquecen de estas actividades, pues también complementan sus ganancias con el microtráfico o el hurto a personas”, señaló.

Además, ciertos grupos llegan a estar señalados del delito de desplazamiento forzado. Esto ocurre cuando cobran vacunas a comerciantes o particulares en barrios vulnerables de la ciudad.

Pero también lo cometen para ejercer presión sobre los ciudadanos que no están de acuerdo con su presencia en cierto sector y por eso los amenazan de muerte para que se vayan, lo que también llega a afectar a las familias de estas personas en determinadas situaciones.

De acuerdo con el jefe del Grupo contra el Crimen Organizado, “hasta la fecha llevamos siete bandas desarticuladas por el tema de homicidios, lo que significa que un promedio de cinco muertes violentas vinculadas a cada una (alrededor de 35) han sido esclarecidas. A esto se suma que la incautación de 27 armas de fuego”.


Uno de los casos más sonados este año, según recordó el investigador, fue la desarticulación en el mes de mayo de ‘Los Vaqueros’, vinculados a seis homicidios.

Lea también: Capturan a 213 personas y desarticulan tres bandas delincuenciales en Cali y el Valle

Entre las 17 personas capturadas, se encontraba un abogado penalista que era el líder de la banda, conocido con el alias de Lucho, así como dos policías: uno que habría comprado munición a la banda y otro que dejó un ir a un miembro de la misma luego de que lo sobornaran por $3 millones.

“Después de que cayeran ‘Los Vaqueros’, hubo un vacío en el control de microtráfico en la Comuna 15 que fue tomado por ‘Los Junior’, sindicados de ocho homicidios y que también fueron detenidos un mes más tarde, en junio. Entonces es ahí cuando uno ve que guarda mucha relación el tráfico de estupefacientes con los delitos de homicidio por los que también son detenidos”, anotó.

Para Andrés Preciado, experto en seguridad, explicó que los casos por sicariato también afectan la percepción de inseguridad de los ciudadanos, dado que tiene una importante incidencia en los homicidios ocurridos en Cali.

“Aun así, pese a que es relevante, no es más importante en el tema de afectar la percepción como lo son los delitos de patrimonio económico, como los hurtos a personas. Eso es porque son los más cercanos a la gente, los que más generan víctimas”, explicó.

Recordó que Cali es la tercera ciudad en el país con la mayor tasa de percepción de inseguridad, con un 61,8 %, de acuerdo con la Encuesta de Convivencia y Seguridad Ciudadana del Dane del 2019. La primera ciudad es Bogotá y la segunda, Cartagena.

“He visto que la Adminstración de Armitage se ha enfocado bastante en el tema educativo, en la parte de resocialización de pandillas, pero siento que hay un descuido en los temas que afectan más directamente a la mayoría de personas”, aseguró el experto.

Preciado también anotó que la distribución de videos sobre homicidios en redes sociales y medios de comunicación ayudan a incrementar el pánico en las personas.

“No es que sean casos poco importantes, sino que son aislados y en redes sociales los maximizan. Entonces es ahí cuando debemos sentar una reflexión sobre cómo cubrir estos temas tan sensibles”, dijo.

Ataque sicarial en Oriente

Este lunes fue asesinado un hombre de 52 años, identificado como Willy Moreno, en frente del hospital Carlos Holmes Trujillo, en el oriente de Cali.

La víctima se movilizaba en un Chevrolet Optra LT color gris, en compañía de un niño de 7 años que sería su hijo, cuando fue atacado con arma de fuego por hombres que iban en una moto. El menor resultó ileso.

Otro hecho que fue muy sonado este mes ocurrió el pasado 4 de octubre, cuando un hombre asesinó a otro al interior de la Clínica Santa Clara, sur de Cali, hecho que quedó registrado en las cámaras de seguridad del lugar.

El asesino y el cómplice que lo transportaba fueron capturados tres cuadras más adelante por una patrulla de la Policía Metropolitana.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad