Una farsa, una zancadilla
((blockContentFlag)) ((blockContentType))

Escuchar este artículo

Una farsa, una zancadilla

Junio 08, 2021 - 11:45 p. m. 2021-06-08 Por: Poncho Rentería

Lo siento, quería opinar del nacimiento de la nieta de Lady Di, gana el tema paro. En fútbol quien le mete una zancadilla a Messi o a Cuadrado se lleva una tarjeta amarilla y con la segunda lo expulsan. En la Colombia política y burocrática 2021 vemos gran cosecha de zancadillas, ejemplo: los dueños del “paro nacional” al retirarse de los diálogos. Ellos hoy han invitado a miles de jóvenes a marchar desafiando el covid, veo allí otra zancadilla al mundo médico.

Escucho Caracol radio y pasan una cuña del sindicato de los maestros, Fecode, una voz de orador grita: “el paro continúa”, como si les pareciera poco 43 días de bloqueos en carreteras y en puertos como Cartagena y Buenaventura, que tienen miles de toneladas almacenadas en sus bodegas por los bloqueos. Urgente: asesinado en Cali el patrullero Carlos Alberto Rincón. Se suma a otros jóvenes, todo lamentable.

Hoy Fecode invita a marchar burlándose del covid que en Colombia viene matando 500 personas cada día y suma 90.000 fallecidos. Hoy los veteranos jefes don Diógenes, Francisco Maltes y Percis Oyola invitan a los jóvenes a un irresponsable acto de masas, tremenda pifia. Los defensores de los derechos humanos llegados de Washington deben marchar de incógnitos hoy con los manifestantes, verán pocos obreros, centenas de encapuchados, varios miles de estudiantes de universidades públicas más 199 anarquistas destructores. Ojalá hoy no haya incendios ni ladrillazos.

Por Cali, Popayán y Bogotá pasó una guapa mujer chilena, licenciada en indigenismo, 38 años, Antonia Urrejola que vino a arbitrar unos desordenes donde los vándalos anarquistas incendiaron un cuartel policial en Usme, allí por poco achicharran a siete policías. Lo insólito es que cuando huían los policías del incendio recibieron ladrillazos de 200 cobardes. Lo vimos por los tele-noticieros, hay fotos y tomas televisivas de los terroristas que, obvio, están huyendo.

Vino a Colombia de Washington una a comisión de derechos humanos, la que mangonea el pantallero chileno Moíses Vivanco, el que se cree Kissinger y solo es un rebuscador de escándalos. Antonia Urrejola, no es Iván Duque un “dictador tipo Pinochet”, eso es una exageración injusta.

Mal momento vive Colombia, mucho demagogo opinando, un paro irresponsable y mucho político marrullero calculando sin ayudar. Que hayan destruido el MÍO en Cali es un acto sucio. Eso lo pagarán ustedes, los paga-impuestos, algo muy chocante y colorín colorao.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS