Instantáneas

Escuchar este artículo

Instantáneas

Septiembre 15, 2019 - 06:35 a.m. Por: Carlos Duque

La guerra del silencio amenaza la libertad de expresión: del silencio cómplice al “te callas o te callo”.

La miedocridad es la verdadera amenaza de la independencia periodística.

Yo pensaba que Colsánitas era una compañía de medicina prepagada, pero realmente es una magnífica escuela de campeones de tenis.

Venezuela: juego amistoso en la cancha de fútbol y amenaza de guerra en la frontera.

Señor Maduro, que Mr. Trump le manda a decir que si se mete con nosotros se las tendrá que ver con él.

¿Qué cómo así que para asistir al concierto del 22 de febrero en la frontera Guaidó entró al país por una trocha llena de rastrojos?

No es por molestarlos pero les recuerdo que la miel, los huevos, la leche y las frutas no vienen del supermercado, y que el agua no sale del grifo ni del acueducto. Vienen de las abejas, las gallinas, las vacas, los árboles y los ríos. Excusen la molestia.

Nadie es culpable hasta que la Justicia sobornada, el periodismo amenazado y la opinión pública engañada declaren su inocencia.

Eso de fracturación hidráulica no convencional no es un problema de plomería, es fracking, un asunto de explotación de hidrocarburos y medio ambiente.

Los jóvenes de los estratos 1 y 2 son los que entran a engrosar las filas del ejército, la guerrilla, el paramilitarismo, el narcotráfico y la delincuencia común. Aportan los muertos de la guerra y la violencia y el 80% de la población carcelaria. ¿Alguien dijo futuro?

Lo llaman algoritmo porque es un tronco para bailar.

¡Fuera el miedo, el odio y la cizaña! Si queremos construir ese país justo, amable y pacífico que soñamos, matémonos con cariño. Mostrémonos los diente pero con una sonrisa.

Me mortifica esa mania que tengo de ponerle tílde a todo menos a las palabras que si lo necesitan

Sigue en Twitter @_carlosduque

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS