Escuchar este artículo

Seis homicidios y 7 mil llamadas a línea de emergencia, el balance de este fin de semana en Cali

Mayo 11, 2020 - 11:35 a. m. Por:
Redacción El País

El fin de semana se impusieron 762 comparendos por incumplir la medida de aislamiento, toque de queda y ley seca.

Cortesía: Alcaldía Cali

Durante el fin de semana, que coincidió con el Día de las Madres, la Policía Metropolitana de Cali reportó 7.000 requerimientos ciudadanos en la línea 123, 850 riñas, 18 lesionados y 6 homicidios.

Cabe mencionar que durante este fin de semana la Administración Municipal decretó ley seca y toque de queda, esto con el objetivo de evitar que la pandemia del Covid-19 se siga expandiendo en la ciudad, pues en la capital del Valle ya hay 1331 casos confirmados, de los cuales 77 han fallecido.

En cuanto a las medidas que adoptó la ciudad, las autoridades reportaron que durante los tres días de este fin de semana se presentaron 608 eventos por alteración de la tranquilidad e impusieron 762 comparendos por incumplimiento a la medida de aislamiento, toque de queda y ley seca; de manera paralela en diferentes puestos de control de tránsito mixtos ubicados en la salida de la ciudad, fueron expedidos 31 comparendos e inmovilizados 6 vehículos.

Si bien la mayor parte de la ciudadanía tuvo un buen comportamiento, en redes sociales circularon videos de fiestas y riñas, particularmente en los barrios Marroquín, San Marino, Conquistadores, El Vallado, El Trébol, Aguablanca y El Caney.

Puede leer: Alcalde confirma que esta semana sigue vigente el 'Pico y Cédula'

Sobre este último barrio, la Policía reportó que sobre las 2:00 a.m. de este lunes, una mujer en estado de embriaguez trató huir de un puesto de control y en un intento de escape arrolló al comandante de la estación de El Caney y lo arrastró por cerca de 130 metros, causándole múltiples contusiones.

El funcionario se encuentra estable y la mujer fue capturada por lesiones personales y violencia contra servidor público.

Medidas especiales para algunos barrios

El secretario de Seguridad y Justicia de Cali, Carlos Rojas, destacó que la mayoría de la ciudadanía estuvo a la altura de lo esperado, pero también comentó que tendrán que tomar medidas especiales en algunos sectores de la ciudad.

"Hay una gran parte de los caleños que está acatando las medidas que el Municipio ha ido tomando para mitigar la crisis del Covid-19, pero hay otras personas que no están haciendo caso, sobre todo en los barrios Potrero Grande, Llano Verde y Capri", dijo.

El jefe de esa dependencia comentó que en estos sectores se requieren medidas especiales para controlar el mal comportamiento de algunos ciudadanos.

"De manera focalizada vamos tener que incrementar la presencia institucional usando mecanismos del código penal, porque hemos observado que que algunas personas están retando la autoridad y arriesgando la vida de los demás", declaró.

Por último, el funcionario se refirió a la reapertura de algunos sectores de la economía, pues esto supone un incremento de personas en las calles, lo que a su vez se traduce en una mayor probabilidad de crímenes en la ciudad.

"Vamos a hacer controles en puntos estratégicos de la ciudad, aquellos que estén en la calle tendrán que presentar su pasaporte sanitario digital. También haremos énfasis en el trabajo informal, porque no podemos permitir que estas personas sigan haciendo paros en las calles, por eso esta semana tendremos una reunión con ellos y esperamos llegar a un buen termino", finalizó.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS