¿Qué pasará si fracasa el proyecto de Hidroituango?

Gracias por hacer parte de El País.

Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos.

¿Aún no tienes suscripción digital con El País?

Suscríbete aquí

¿Ya eres un suscriptor digital de El País?

INICIA SESIÓN

¿Qué pasará si fracasa el proyecto de Hidroituango? 

Enero 15, 2019 - 11:40 p.m. Por:
Redacción de El País
Hidroituango

Según EPM, la empresa se ha preparado durante meses para realizar el cierre de compuertas de casa de máquinas. Se espera que el caudal del río Cauca disminuya a 380 metros cúbicos, lo que significa que el río tendrá un nivel de agua propio de un verano intenso.

Especial para El País

El futuro de la Hidroeléctrica de Ituango, Hidroituango, aún genera incertidumbre, e, incluso, algunos expertos aseguran que solo cuando se recupere del todo la casa de máquinas -proceso que empieza hoy- se sabrá si el proyecto se puede salvar.

Pero algunos son poco optimistas. Es el caso de Enrique Sinisterra O’Byrne, quien hizo parte activa en la construcción de las represas de Salvajina y Anchicaya. Según el experto, Hidroituango ya no es viable y será un golpe fuerte para las necesidades energéticas del país.

Sin embargo, dice que una vez se haya recuperado la casa de máquinas y se examinen los verdaderos daños se podrá tener más claridad sobre el futuro de esa obra que prometía producir el 17 % de la energía del país, convirtiéndose en la generadora más grande.

“En este momento se va a cerrar la primera compuerta de la casa de máquinas. Eso produce una despresurización de la montaña al ir saliendo el agua y por eso han abierto túneles para que entre aire y esa despresurización no produzca un vacío que colapse la montaña. No podemos saber qué ocurrirá hasta hacerlo”, explicó.

Lea también: Acelerarán cierre de casa de máquinas en Hidroituango tras encontrar socavón

Agregó que una vez que se realice eso, de no generarse ningún contratiempo, se procederá a cerrar la segunda compuerta. “En el momento en que eso suceda y la casa de máquinas quede sin agua, podrán evaluarse los daños que se hayan presentado en este tiempo. El peor escenario sería que el proyecto no sea viable”, dijo.

Asimismo, Oswaldo Ordoñez, director del grupo de investigación en Georrecursos, Minería y Medio Ambiente de la Universidad Nacional, explicó que la casa de máquinas está construida dentro de la montaña rodeada por roca, pero tiene problemas por fracturas y fallas, lo que hace que se presenten debilidades, pues no fue hecha para dejar pasar el agua (esta medida se tomó de emergencia en mayo pasado cuando el proyecto entró en crisis). “El agua taladra estos sitios y posiblemente crea cavernas o huecos, metiéndole presión y esa presión puede hacer que el agua salga por otros sectores, lo que no es bueno para el proyecto. Por fortuna EPM se ha dado cuenta de eso y lo que hoy sigue es cerrar la casa de máquinas para poder observar qué ha pasado”, destacó.

¿Y si no es viable?

Ángela Montoya, presidente de la Asociación Colombiana de Generadores de Energía, Acolgen, explicó que la planeación del sector se hace pensando en el largo plazo y que por eso no hay una preocupación inmediata por la energía que no ha podido generar Ituango (la primera fase debía iniciar en noviembre pasado).

Los cronogramas para la entrada en operación de este proyecto se corrieron tres años y pueden ser muchos más. Colombia necesitaría nueva energía para el 2022.

“No solo creo que el proyecto se salvará sino que debemos hacer votos para que así sea porque es demasiado importante para Colombia y para el sector. Creo que Hidroituango seguirá adelante”, dijo Montoya.

Mientras se define el futuro del proyecto, el Gobierno Nacional abrió dos subastas: una para contratar proyectos a largo plazo que se llevará a cabo en febrero y otra para iniciativas de producción de energías limpias.
Según Ángela Montoya, se necesita que se ejecuten varias propuestas, porque ninguna planta, de las que se encuentran en el banco de proyectos de la Unidad de Planeación Minero-Energética, Upme, tiene la capacidad de generar las 2400 megas que prometía Hidroituango.

Alejandro Castañeda, director de Andeg (Asociación Nacional de Empresas Generadoras), reiteró que el Gobierno ya está tomando las decisiones pertinentes para tener tranquilidad en materia energética y destacó que en este momento no habría problema para el suministro de la energía en el país.

“La subasta se puso en marcha el último trimestre del 2018. Incluso se están dando incentivos para quienes emprendan proyectos y puedan entrar en operación antes del 2022”, destacó Castañeda.

Agregó que lo “que esperamos todos es que se de una masiva participación. En el banco de proyectos de la Upme hay iniciativas registradas que aportarían entre 3000 megas y 4000 megas”.

La meta del Gobierno también es aumentar la capacidad instalada, en los próximos cuatros años, en producción de energías limpias hasta los 1.500 megas, equivalentes a lo que requieren Cali y Medellín juntas.

Una hidroeléctrica gigantesca

El proyecto de Hidroituango está conformado por una presa de 225 metros de altura y una central subterránea de 2400 megavatios de capacidad instalada.

Estaba prevista su operación paulatina desde finales del 2018, pero en abril sufrió una crisis porque uno de los túneles se taponó, lo que hizo que el nivel de la represa comenzara a crecer y generó la emergencia que hoy continúa.

EPM, propietaria del proyecto, tuvo que inundar la casa de máquinas, que es el corazón de la obra, para evitar un daño mayor. Hace unos días se detectó un socavón en la montaña y por eso se adelantó la decisión de cerrar las compuertas.

Hidroituango

La primera compuerta empezará a cerrarse en la mañana de hoy y, si el proceso es exitoso, se procederá a sellar la segunda en próximos días. Este proceso estará monitoreado por 600 radares ubicados en la montaña. Según EPM, solo cinco personas, entre ingenieros y técnicos, permanecerán en el sitio para operar el mecanismo de cierre, El resto de los trabajadores fueron evacuados. También hay restricciones a la movilidad en la zona y hay alertas para las comunidades de Puerto Valdivia, Cáceres, Tarazá, Caucasia y Nechí, y para los departamentos de Bolívar, Sucre y Córdoba.

Maniobra riesgosa

Según un informe sobre la situación de Hidroituango, divulgado por Blu Radio, para los expertos es muy baja la probabilidad
de una emergencia, pero sí catalogan la situación como una maniobra peligrosa.

De ahí todas las medidas adoptadas para controlar cualquier riesgo.
Se le pidió a la comunidad que hoy no ingrese al río ni se acerque a sus orillas.

El caudal del río Cauca disminuirá a un nivel similar a una temporada seca. Por otro lado, el nivel de embalse subirá al cerrar la compuerta de casa de máquinas.

Antes de la emergencia se habían invertido $8,3 billones
en el desarrollo de la hidroeléctrica de Ituango.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad