Los grandes desafíos que tiene el próximo Alcalde de Cali

Gracias por hacer parte de El País.

Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos.

¿Aún no tienes suscripción digital con El País?

Suscríbete aquí

¿Ya eres un suscriptor digital de El País?

INICIA SESIÓN

Escuchar este artículo

Los grandes desafíos que tiene el próximo Alcalde de Cali

Septiembre 22, 2019 - 08:00 a.m. Por:
Redacción de El País 
Panorámica de Cali

Cerca de 204.000 usuarios de Emcali de los estratos 4,5 y 6 se verán afectados con el cobro de la sobretasa de energía. La liquidación de este tributo se verá gravado en la factura del mes de noviembre.

Raúl Palacios/El País

Los desafíos que afronta Cali hoy no son menores: una insatisfacción generalizada por el deficiente servicio del transporte público, la percepción de inseguridad ronda el 40% y casi la mitad de los trabajos que genera la ciudad son informales.

En términos de infraestructura, el 77 % de la malla vial de la ciudad está en regular estado y los estratos más bajos cuentan con tan solo 1,56 metros de espacio público por habitante. Además, Cali y su área metropolitana es la segunda zona del país con mayor consumo de marihuana.

Por eso, mientras los nueve candidatos a la Alcaldía de Cali viven con frenesí las alianzas políticas, los ataques en redes sociales y los debates de campaña, El País, en alianza con el Observatorio de Políticas Públicas, Polis, de la Universidad Icesi, presentará cada lunes hasta los comicios un detallado análisis de los problemas que más impactan a los caleños, así como sus posibles soluciones.

“El propósito es establecer, a través de una serie de informes periodísticos, los principales retos que tendrá el nuevo Alcalde de Cali. Por ahora hemos visto desafíos importantes en seguridad, movilidad y generación de empleo. Particularmente, tenemos un análisis sobre los vendedores ambulantes y lo que se puede hacer con ellos a través de un banco de oportunidades para mejorar sus ingresos”, explica Carlos Ramírez, decano de la Escuela de Administración de la Universidad Icesi.

Le puede interesar: Hombre que murió tras caída de ascensor no tendría permisos para trabajos en alturas

Según el académico, este ejercicio no solo busca mostrarle al próximo Alcalde los desafíos que tendrá en su Administración, sino también evidenciar cómo la ciudadanía puede hacer veeduría.

Los análisis parten de estudios, investigaciones, encuestas y sondeos elaboradores por Polis, así como por trabajos periodísticos realizados por el diario El País. También se consultarán voces de investigadores universitarios, líderes gremiales y voceros comunitarios.

Una tarea difícil

Aunque durante la Administración de Maurice Armitage hubo desarrollo en temas de infraestructura educativa, obras viales para el Sur, acceso masivo al deporte y se consolidó la estrategia de los Territorios de Inclusión y Oportunidades, Tios, hay aspectos claves que no pudo culminar durante su cuatrienio y de los que se tendrá que encargar el próximo Mandatario.

Entre esos desafíos se cuentan mejorar el servicio del MÍO, desocupar completamente el jarillón del río Cauca y, en especial, definir el futuro del componente de Telecomunicaciones de Emcali, que deja pérdidas de unos $100.000 millones cada año.

“La gente se olvida pero hace cuatro años había un riesgo alto en lo relacionado con un posible colapso del jarillón del río Cauca y en eso avanzó mucho la administración Armitage porque las obras se hicieron, lo que falta es evacuar algunas zonas ocupadas de Floralia y el antiguo basuro de Navarro. Hoy la ciudad está relativamente segura en la materia”, sostiene Alfonso Penagos, líder ambiental de la Comuna 5.

A mejorar el servicio del MÍO

La actual Alcaldía estructuró el plan de salvamento del MÍO y el futuro dirá si fue efectivo o no. Lo que sí es claro es que el próximo Alcalde de Cali deberá buscar las herramientas (jurídicas o financieras) para afrontar la demanda de $111.000 millones que el ente gestor del MÍO deberá pagar a GIT Masivo, uno de los operadores de los buses, luego de perder un tribunal de arbitramento.

En materia de educación, se espera que las inversiones hechas por el alcalde Armitage -cerca de $400.000 millones- se reflejen en mejores resultados en las próximas Pruebas Saber de los estudiantes caleños, las cuales hoy están por debajo de la media nacional.

“También es importante que al terminar esta Alcaldía queden claros los avances que tuvo Cali Distrito Especial para ver cómo los retoma la próxima Administración”, dijo Penagos.

¿Las megaobras serán prioridad?

Otro de los pendientes que deberá afrontar el nuevo Alcalde será la culminación de varias megaobras pendientes, entre ellas, la prolongación de la Avenida Circunvalación y la ampliación de la Vía al Mar. En el anaquel de los planos están el puente de Chipichape y la Alameda de la Avenida Roosevelt.

Asimismo, deberá jalonar proyectos de infraestructura claves, que no son Megaobras, como la prolongación de la Avenida Ciudad de Cali desde la Universidad Autónoma hasta el retén de Puerto Tejada. De igual forma urge que se dé una solución definitiva al trancón de Sameco.

Lea también: ¿Qué tan cierto es lo que han dicho estos candidatos a la Alcaldía sobre megaobras?

“Las obras de infraestructura que actualmente se adelantan en Cali contribuyen al desarrollo de la ciudad. Los programas 21 Megaobras y Obras del Progreso han sido pensados como solución a las dificultades de movilidad. Desde la Cámara Colombiana de la Infraestructura- Occidente (CCI) hemos resaltado la necesidad de que todo proyecto cuente con estudios definitivos antes de iniciar la contratación, permitiendo minimizar la aparición de hechos sobrevinientes en la ejecución y que se dé cumplimiento a los cronogramas establecidos. Es importante la continuidad de seguimiento y estructuración para garantizar la culminación de los programas de obras vigentes”, sostiene María Isabel Alvarado, directora de la CCI-Occidente.

Compromiso con los barrios 

Dentro de los barrios, las juntas de Acción Comunal deberán presionar al nuevo Alcalde para que se realicen proyectos preacordados dentro de las tan mencionadas Unidades de Planificación Urbana, UPU, como lo es el bulevar de San Fernando -desde el estadio hasta el Parque del Perro- y la peatonalización del algunas vías del barrio San Antonio, así como la recuperación de la Plaza de Mercado de Santa Elena por mencionar solo algunas.

Estos proyectos ya están aprobados y diseñados, de igual forma la renovación de la Avenida Sexta que ya cuenta con diseños, sin mencionar que deberán apurar para que por fin se ejecuten las obras del proyecto de renovación Urbana Ciudad Paraíso que lleva 10 años de planificación, compra de predios pero que aún no ha puesto la primera piedra. “Los proyectos de las UPU son vitales para los barrios y comunas y deben ser una prioridad para el nuevo alcalde”, dijo Catherine Duprie, líder del barrio San Fernando.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad