El pais
SUSCRÍBETE
Jorge Restrepo Potes

Columnistas

El nuevo ‘San Fernando’

Lo mejor de llegar donde Emilia era que su casa estaba cerca del teatro San Fernando, y con esa temprana afición mía por el cine, gozaba con las películas que allí se proyectaban

20 de junio de 2024 Por: Jorge Restrepo Potes

De chico, mi mayor felicidad era viajar de Tuluá a Cali con alguno de mis parientes. Cuando era con mi madrina Gertrudis Potes, viajábamos en los lujosos autoferros y nos alojábamos en el elegante apartamento de Nelly López de Lema, en un edificio de la entonces Avenida Colombia, hoy Bulevar del Río, y con ellas asistía a las funciones del Teatro Municipal.

Si el viaje era con la abuela paterna Alicia White Uribe, nos traía en su automóvil el tío Eduardo Restrepo y llegábamos a casa de la sobrina Emilia Uribe White, inmueble que aún se conserva en el viejo barrio San Fernando, entonces asiento de familias ‘acomodadas’.

Lo mejor de llegar donde Emilia era que su casa estaba cerca del teatro San Fernando, y con esa temprana afición mía por el cine, gozaba con las películas que allí se proyectaban, y me fascinaban sus abullonadas sillas, tan distintas a las duras de madera de los dos teatros tulueños, el Sarmiento y el Boyacá.

Con el paso de los años, y ya con tres hijos, resolví trasladar el domicilio a Cali en busca de una mejor educación para los muchachos.

El programa dominical con ellos era ir a cine y casi siempre acudíamos al ‘San Fernando’. Como sucede siempre, los hijos crecen y se van, pero yo seguí de cliente fiel de la bella sala de cine, hasta que cerró sus puertas en 2005.

El 6 de junio último se inauguró el nuevo teatro San Fernando, y atendiendo gentil invitación asistí al evento, no solo por mi afecto por la vieja sala, sino porque se iba a hacer homenaje a la trayectoria como productor y director de cine a mi muy apreciado amigo Carlos Palau, a quien conozco desde su adolescencia, pues su familia vivió muchos años en Tuluá.

La inauguración fue espectacular. Se descubrió la estrella con el nombre del cineasta vallecaucano, similar a la que se usa en Hollywood para honrar a las luminarias del espectáculo. Hablaron la delegada de la señora gobernadora, y Mabel Lara, secretaria de Turismo de Cali.

También tomó el micrófono Luis Carlos Caicedo, el inversionista que tuvo la brillante idea de dotar a Cali con este sitio de esparcimiento, en el que habrá no solo proyección de películas, sino también eventos teatrales de diversos tipos. Aplausos para este caballero que trajo alegría a los amantes de esas expresiones culturales.

Carlos Palau ha dirigido estas películas: En India; Lunfardo; Corazón de mujer; A la salida nos vemos; Hábitos sucios; El sueño del paraíso; y La caravana de Gardel, con la que se estrenó la nueva pantalla del San Fernando, basada en la magnífica novela de Fernando Cruz Kronfly, que narra el difícil traslado de los restos de Carlos Gardel desde Medellín a Buenaventura, para de allí embarcarlos a Buenos Aires, todo eso luego de dos años del fatal accidente en el aeropuerto Olaya Herrera.

La película está muy bien lograda, con buen desempeño actoral, música argentina, excelente dirección, y una fotografía impecable.

Palau ha cursado estudios de cine en consagradas escuelas europeas. Hizo prácticas para la Televisión Francesa, y tuvo el privilegio de seguir seminarios de Michel Foucault y Roland Barthes, en el Colegio de Francia, y en la Universidad de Vicennes con Guill Delcuze.

Siento gran admiración y sincero afecto por Carlos Palau, a quien deseo que en su periplo cinematográfico continúe obteniendo más estrellas, como la que ahora tiene en el nuevo teatro San Fernando.

AHORA EN Columnistas

Caricatura Nieves 20 de julio de 2024

Caricatura

Nieves

Columnistas

Oasis