"Se requiere una reparación económica": Coronel Raimundo Malagón, secuestrado diez años por las Farc

Junio 23, 2022 - 11:55 p. m. 2022-06-23 Por:
Anderson Zapata, Editor de Orden.
Coronel Raimundo Malagón

El próximo viernes 2 de julio se cumplirán 14 años de la Operación Jaque, estrategia militar que permitió liberar del secuestro al entonces teniente Raimundo Malagón y a otras catorce personas.

Foto: Especial para El País

El próximo viernes 2 de julio se cumplirán 14 años de la Operación Jaque, estrategia militar que permitió liberar del secuestro al entonces teniente Raimundo Malagón y a otras catorce personas, ente ellas Ingrid Betancourt y tres funcionarios norteamericanos que estaban en poder de la extinta guerrilla de las Farc.

Fueron 10 largos años los que permaneció secuestrado en la selva colombiana el ahora coronel Malagón, flagelo que dejó grandes secuelas en su vida y recuerdos imborrables como cuando debió permanecer 20 meses atado de manos y cuello a un arbol, tras intentar fugarse.

Desde el martes y hasta ayer, en la Jurisdicción Especial para la Paz, (JEP) se llevaron a cabo varias sesiones entre las víctimas del secuestro y sus victimarios, todo con el objetivo de conocer la verdad sobre crímenes y violaciones a los derechos humanos cometidos en medio del conflicto.

Al respecto, el coronel Raimundo Malagón habló con El País sobre cómo fue su paso por la JEP, qué sensaciones le dejó ver cara a cara a sus secuestradores y pidió que los integrantes de lo que fue el secretariado de las Farc reparen económicamente a todas las víctimas.

Lea también: Cuatro infantes de la marina resultaron heridos tras combate con disidencias en Buenaventura

¿Por qué estaba dudando en ir a brindar su testimonio ante la JEP?

La verdad es que estar ante los victimarios es una experiencia que no es agradable, razón por la cual pensé mucho en si debía asistir o no. Sin embargo, sabía que no podía dejar de hacerlo. Estaba indeciso en ir a la JEP porque no quería revictimizarme, pero gracias a un equipo psicosocial de la Jurisdicción Especial de Paz varías víctimas logramos acceder y asistir a este tipo de eventos.

¿Cuál fue su sensación al ver a sus victimarios?

Son sentimientos encontrados porque hay un cúmulo de cosas. Uno recuerda todos los actos violatorios y crímenes de guerra cometidos hacia nosotros y todas las demás personas. Fue una situación muy compleja y no fue fácil expresar todo lo que sentimos teniendo al frente a los integrantes del entonces secretariado de las Farc.

Usted finalizó su intervención diciendo que “muchos soldados siguen en condiciones deplorables. Pido a las fuerzas del cosmos para que tengamos una sociedad más justa”. ¿Qué mensaje quiso enviar con esta frase? Esto lo manifesté porque esperamos que el Gobierno Nacional y los mismos victimarios comprendan que se requiere una reparación económica para las víctimas.

Todo esto se lo hice saber a ellos, pues yo gracias a Dios, en mi condición de oficial no tengo ningún problema, pero la base del Ejército Nacional y de la Policía son muchachos muy humildes que no tienen muchas posibilidades de acceder a un buen empleo o tener unos recursos para vivir de una manera digna.

En su discurso ante la JEP también reclamó reparación socioeconómica para todas las víctimas.

Así es. Eso ha faltado sin lugar a dudas. Ayer me contactó una señora que es representante de una fundación que luchó por la libertad de los secuestrados y me decía que a Cali solo fueron una vez a hacer un censo y nada más, se olvidaron de ellos. Ella me decía y me reclamaba sobre por qué no le prestaban más atención a las personas que padecieron el conflicto.

Aprovecho para decir también que hay personas que están en problemas jurídicos y tampoco han sido reconocidas como víctimas. Los conflictos jurídicos en los que están inmersos son a raíz de las mismas dinámicas de la guerra que se ha vivido en el país durante tantos años.

Lo único que les pido es que no vuelvan a repetir lo que hicieron y que continúen colaborando con la búsqueda de la verdad para poder encontrar a las personas desaparecidas. Que, de sus propios recursos, contribuyan a la indemnización de los soldados y policías que fueron secuestrados.

Coronel Raimundo Malagón

Coronel Raimundo Malagón.

Foto: Especial para El País


En medio de su intervención habló sobre la Perfidia, es decir, el uso de los uniformes militares por parte de las Farc para cometer delitos.

Yo le hice un llamado a la JEP para que abra ese caso sobre el uso privativo de uniformes de las Fuerzas Militares para fines ilegales, pues ellos cometieron muchos actos de guerra con esas prendas.

Mientras estuve en cautiverio me di cuenta de la forma en que ellos utilizaban nuestros uniformes. Por ejemplo, en el secuestro de los 12 Diputados del Valle hicieron toda una simulación y utilizaron los implementos militares.

¿Qué balance hace de estos tres días en los que se habló sobre el secuestro en la JEP?

Ha sido una semana muy productiva porque las víctimas pudimos expresarle al mundo y a la opinión pública los horrores y los crímenes de guerra que cometieron, pues los mismos integrantes de las Farc lo reconocen.

La JEP es un paso para que la Comisión de la Verdad esclarezca estos hechos con el objetivo de que se cumplan los acuerdos pactados en La Habana.

Esperamos que todo esto sea ejemplarizante para que la JEP continúe con su segundo paso, que es que inicie con las acciones pertinentes para que esto no quede en la impunidad, pues los miembros del secretariado de las Farc han aceptado que hubo graves violaciones a los derechos humanos.

¿Siente sincero el perdón que ha ofrecido el que fue el secretariado de las Farc?

Realmente me queda difícil porque no hay una relación personal con ellos. No he interactuado mucho. Yo trato de no mirarlos a la cara porque uno no sabe la forma en la que pueda reaccionar. Me daba mucha impotencia mirarlos al rostro. Es algo que no es fácil.

No sabría decirte si son sinceras o no las palabras de perdón que han ofrecido, pues a quien le corresponde ese tipo de investigaciones es a la JEP.

Lea además: Fiscalía General vuelve a citar a testigos claves del caso Uribe, pero estos no asistirán


La próxima semana se cumplen 14 años de la Operación Jaque. ¿Ha podido recuperar, de alguna manera, el tiempo perdido en cautiverio?

Actualmente estoy liderando procesos con la ONU y trabajando en temas de representación de nuestro Ejército Nacional y de las Fuerzas Militares en el exterior.

En estos 14 años de libertad mi Dios me ha dado la oportunidad de formarme como persona, planificar mi futuro, crear una muy bella familia, estudiar y capacitarme.

Solo tengo agradecimiento con la sociedad colombiana por el apoyo que ha tenido con las víctimas del secuestro, la desaparición forzada y las minas antipersonal.

¿Quedan secuelas del secuestro?

Las secuelas quedarán durante toda la vida porque el mal está hecho y hay que vivir con eso. En mi caso lo he vivido de manera resiliente, dando charlas y contando esta historia. Quedan muchas afecciones intestinales y estomacales. Las secuelas quedan en la vida de todos los secuestrados.

Lee contenido sin límites en elpais.com.co por $800 primer mes
VER COMENTARIOS