Olvido y deterioro, los enemigos constantes de los monumentos de Cali

Olvido y deterioro, los enemigos constantes de los monumentos de Cali

Noviembre 14, 2018 - 11:50 p.m. Por:
Redacción de El País
Olvido y deterioro, los enemigos constantes de los monumentos de Cali 05

El Gato del Río, ubicado en el barrio Normandía, en el oeste de la ciudad, está construido en bronce y fue inaugurado en 1996. Hoy su estado es preocupante.

Foto: Jorge Orozco / El País

La falta de cuidado y mantenimiento por parte de la ciudadanía y la Administración Municipal, ya le empezaron a pasar factura a varios monumentos en la capital del Valle.

Y es que el polvo, el óxido, las manchas, los rayones y el deterioro de la pintura, son algunos de los principales males que, hoy por hoy, los están aquejando.

Uno de los casos que más evidencia esta situación es la trompeta de la Plazoleta Jairo Varela, que fue inaugurada hace tan solo tres años y que ya perdió el brillo característico con el que adornaba este emblemático lugar.

“El smog y la contaminación hoy la tienen de un color oscuro y las letras que están en su interior hay que restaurarlas porque la gente las dañó. Cuando nosotros se la entregamos a la Alcaldía, en diciembre de 2015, hicimos un acta con las especificaciones del mantenimiento periódico que había que realizarle cada año y que, hasta la fecha, no se ha hecho. Es triste ver que esta obra, que ya se volvió un paso obligado de los turistas en la ciudad, hoy se encuentre en ese estado”, denunció Freddy Pantoja, autor de la escultura.

Olvido y deterioro, los enemigos constantes de los monumentos de Cali 04

El polvo, el óxido, las manchas, los rayones y el deterioro de la pintura, son algunos de los principales males que, hoy por hoy, aquejan a los monumentos en Cali.

Álvaro Pío Fernández - videógrafo de El País

Lea además: Así es el corredor verde de la Carrera 8, un moderno paso peatonal que se inaugura este jueves

Entre tanto, la falta de mantenimiento también se ha apoderado de la fachada del icónico Gato de Tejada, cuya pintura, además de haberse oxidado con el paso del tiempo, también presenta peladuras en varias zonas.

“Está feísimo. Las personas han deteriorado su superficie porque lo acarician mucho, se suben a él y se toman fotos. Adicionalmente, hay un samán que suelta una resina que también lo ha ido dañando. La última vez que se restauró fue hace tres años para una exposición de Hernando Tejada en la Tertulia. El problema es que el gato no tiene padrino y yo, que he ayudado en su restauración dos veces, ya me cansé de meterle dinero y tener que mendigar recursos para poder hacer esto”, indicó Alejandro Valencia, artista y gestor cultural.

A las esculturas del parque de Los Poetas, que está ubicado al lado de la iglesia La Ermita, las inclemencias del clima también les ha pasado cuenta de cobro, pues todas presentan desgaste en su pintura, rayones y peladuras.

“Lo que pasa es que este lugar hace más de diez años era un baño público al aire libre invadido de drogadictos, alcohólicos y prostitución y por eso nadie las cuidaba. Tenían los brazos rotos y las caras destrozadas, pero desde que la Policía y la Corporación para la Recreación Popular hacen presencia aquí, las cosas ha mejorado. Las estatuas ahora necesitan un retoque porque hace más o menos un año y medio que fueron pintadas”, aseguró Germán Martínez, quien trabaja como escribano en el parque.
A lista de esculturas con problemas de mantenimiento también se suman las Aves del Río, en el CAM, y el Monumento a María Mulata, en la portada al Mar, que lo pudo evidenciar El País en un recorrido que realizó.

Olvido y deterioro, los enemigos constantes de los monumentos de Cali 03

Actualmente se está adelantando la restauración del monumento a Efraín y María, en el CAM.

Foto: Jorge Orozco / El País

En la actualidad, en Cali hay 44 monumentos y 26 fuentes, cuyo responsable de su cuidado y conservación es la Secretaría de Cultura. De todas las obras visitadas, la única que no está en dicho listado del Plan de Ordenamiento Territorial, POT, es la trompeta de la Plazoleta Jairo Varela. La dependencia tampoco tiene claridad de cuántas obras más hay en la ciudad sin ningún doliente.

Al respecto, Sandra Becerra, subsecretaria de Patrimonio, Bibliotecas e Infraestructura, manifestó que en dicho inventario está pendiente ingresar un total de seis esculturas más, entre las que se pueden mencionar los monumentos a Piper Pimienta, en el parque Obrero; a Jovita, en el Parque de los Estudiantes y la trompeta de la Plazoleta Jairo Varela.

“Justamente esa es una de las misiones que tenemos en esta Administración: realizar un conteo de los monumentos y fuentes que no aparecen en el listado oficial del POT. Asimismo, vamos a hacer un diagnóstico de los mismos para saber cual es su estado actual y qué tipo de intervención requieren”, explicó la funcionaria y agregó que para el 2019 la Alcaldía ha dispuesto un presupuesto aproximado de $150 millones para el mantenimiento preventivo (limpieza) a los monumentos consignados en el Plan de Ordenamiento Territorial.

Olvido y deterioro, los enemigos constantes de los monumentos de Cali 01

Las estatuas del Parque de Los Poetas, al lado de la iglesia La Ermita, fueron construidas en resina y fibra de vidrio en el año 1994.

Foto: Jorge Orozco / El País

Lea además: Así es el corredor verde de la Carrera 8, un moderno paso peatonal que se inaugura este jueves

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad