Cobro por parquear en la calle sería de $2800 en Cali

Gracias por hacer parte de El País.

Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos.

¿Aún no tienes suscripción digital con El País?

Suscríbete aquí

¿Ya eres un suscriptor digital de El País?

INICIA SESIÓN

Cobro por parquear en la calle sería de $2800 en Cali

Noviembre 16, 2018 - 11:45 p.m. Por:
Redacción de El País
Parqueaderos Cali

El MÍO afronta uno de sus mayores retos: gestionar $1.4 billones para sacar al sistema de la crisis y volverlo viable, pero además de ello, garantizar un buen servicio, algo de lo que se quejan sus usuarios.

Para acceder a estos recursos y mejorar el servicio se presentó ante el Concejo un proyecto que ha desatado un intenso debate debido a que contempla polémicas iniciativas: Cobrar a quienes estacionen en vía pública, pagar para poder circular en pico y placa, destinar el 98 % de la sobretasa de gasolina al MÍO y asignar un grueso porcentaje de los recaudos por servicios de tránsito para inyectarlos al masivo.

Ante este panorama El País realizó una mesa ciudadana en la que voceros de los usuarios, Metrocali, un experto en movilidad, uno de los operadores de los buses y la Secretaría de Movilidad discutieron sobre las propuestas, sus reparos y las soluciones. Adelantaron, por ejemplo, que de aprobarse el proyecto, en el 2019 se cobraría $2800, por hora, por estacionar en vía publica y que será facultad del próximo Alcalde la posibilidad de aumentar el pico y placa.

“Cobro por parquear en las vías se aplicaría en el 2019”
Cobro por parquear en la calle sería de $2800 en Cali - Nicolás Orejuela

Frente al proyecto que cursa en el Concejo y que busca recaudar fondos para el MÍO ($1.4 billones) el principal interrogante que se planteó en la mesa fue: ¿Qué garantizará que estos dineros sean para mejorar el servicio? Esto surgió dado que alcaldes anteriores inyectaron millonarios recursos, pero los resultados en el servicio no fueron los esperados.

Nicolás Orejuela, presidente de Metrocali, aseguró que la propuesta actual es una salida estructural.

“Para garantizar un buen servicio se necesitan recursos, para esto tenemos varias fuentes: Destinar un porcentaje de la sobretasa a la gasolina para expandir el MÍO; fuentes reorientadas de tránsito, aquí no se le están quitando recursos a la Secretaría de Movilidad; cobro por congestión (por no circular en pico y placa) y el cobro por parqueo”, dijo.

Añadió que se busca bajar la tarifa de cobro por congestión, actualmente está en $2.5 millones y quedaría en $1.4 millones, y solo accederían a esta posibilidad los primeros 16.000 personas que lo soliciten.

Uno de los cuestionamientos que surgió desde la mesa ante esta iniciativa es que para que más caleños paguen el tributo se aumentaría el pico y placa de 2 a 4 dígitos, es decir, que aplicaría dos veces por semana.
Orejuela señaló que lo que se pretende en este momento es bajar la tarifa para que los dueños de vehículos que circulan por la ciudad se puedan acoger a la medida.

“En ninguna parte el proyecto dice que el pico y placa será de 2, 3 o 4 dígitos por semana. Esa será una libertad administrativa que tendrá el alcalde de turno. Esa no será una facultad para el alcalde Armitage (lo que quiere decir que no se aplicaría en el 2019), sino para el año 2020 cuando llegue el próximo Alcalde. No obstante, la reducción de la tarifa si se podría hacer para el año 2019”, informó Orejuela.

Ante las propuestas, Frank Mosquera, representante de ETM, uno de los operadores de buses del MÍO, dijo que esta solución es una de las mejores noticias para el masivo. “Un sistema de transporte como el MÍO no puede trasladar toda la responsabilidad económica de su operación a los usuarios, por eso debe haber otras fuentes de financiación”.

Jorge Hernán Vélez, presidente de la Liga de Usuarios Estudiantes del MÍO, le vio varios reparos a la propuesta. “Claro, hay voluntad política de esta Alcaldía, ¿pero dónde está la voluntad de los operadores del MÍO para prestar un buen servicio a los caleños?. Además, la propuesta de pagar para circular en pico y placa es impopular, ya que además de cancelar el impuesto de rodamiento se le cobrará otro rubro si quiere circular por la ciudad”.

Frank Mosquera, contestó que el responde por su empresa y no por los otros operadores y en su caso ETM tiene los mejores cumplimientos de servicio del MÍO.

Carlos González, experto en movilidad y asesor de la Secretaría de Hacienda, manifestó que esta es una solución de fondo.

“Hoy los caleños entienden que el MÍO no se sostiene solo con los recursos de los pasajes y por ello se requieren subsidios a la operación para que el sistema sea viable en los próximos 25 años y esa plata la sacamos de las fuentes que hemos venido planteando. Este proyecto contempla que el primer financiador del transporte público tiene que ser el transporte privado. Por eso las familias que tienen sus vehículos particulares podrán su granito de arena para que el MÍO funcione bien”, dijo.

González agregó que una de las medidas del proyecto que genera ruido es el cobro de estacionar en la vía pública. “Pero allí está el compromiso de los privados”.

González, asesor de la Alcaldía, explicó que el costo que tendrá el parqueo en vía pública - una de las propuestas del acuerdo 088 que se debate en el Concejo Municipal - será de $2800 por hora y se haría una estructuración para que una empresa se encargue de la explotación.
“Esa tarifa ya quedó establecida en una formula que el Concejo aprobó en 1998. Necesitamos que el Concejo nos autorice la explotación de la vía pública para que una empresa se encargue de ese servicio. Tenemos que estar en capacidad de aplicar esta alternativa el próximo año. Aspiramos a recaudar $19.000 millones para el 2020 con ese cobro”.

“Se debe cumplir con el servicio”
Cobro por parquear en la calle sería de $2800 en Cali - Mauricio Venté

Mauricio Venté, representante del Comité Usuarios MÍO, manifestó que una de las urgencias que tiene el sistema para mejorar es contar con toda la flota disponible.

“El servicio ha venido de menos a más, se han visto algunos avances, pero Metrocali y los operadores han cometido errores que hacen que el usuario no sienta entusiasmo”, precisó Venté.

El vocero de los usuarios cuestionó que “Unimetro tenga 80 buses parados” y dijo que “ antes de pedir recursos las empresas concesionarias deberían ponerse serios a cumplir con el servicio”.

“Uno va a las calles y lo primero que ve es que el bus se demora, no pasa, hay fallas con las aplicaciones, a veces las recargas se caen, hay cantidad de situaciones que no permiten tener garantía en el servicio, a pesar de eso le van a seguir aumentando el pasaje al usuario y no creo que esa sea la solución cuando el servicio no funciona”, dijo Venté.

A su vez, Jorge Hernán Vélez, presidente de la Liga de Usuarios Estudiantes del MÍO, criticó que para el 2019 se piense aumentar la tarifa al usuario. Según el proyecto de acuerdo 088 que se debate en el Concejo, el pasaje tendría un alza de $200 para el año 2019 y 2020, y $150 en el 2021.

“Hay una falta de conexión del equipo de trabajo de Metrocali con el usuario, es reprochable que el director de operaciones no vaya a las estaciones, un funcionario no puede llegar a vender un proyecto para salvar al MÍO cuando ni siquiera es cercano al usuario”, expresó Vélez.

Sin embargo, el presidente de Metrocali, Nicolás Orejuela, aseguró que el Vicepresidente operativo del ente gestor realiza recorridos en las estaciones como la Universidades, para conocer de cerca la realidad que viven los usuarios.

Frente a los reclamos por el servicio, Orejuela reconoció que hoy en día no se tiene confiabilidad de la flota del MÍO y se cuenta con menos buses de los necesarios, pues debería estar circulando con 911 y no con cerca de 650, como ocurre actualmente. En estos vehículos se mueven cerca de 460.000 pasajeros diarios.

“Para el 2019 pensamos tener un crecimiento del 16 % del número de usuarios. Hoy se programan 157.000 kilómetros diarios y queremos llegar a 185.000, lo pensamos hacer con una nueva flota, entre agosto y septiembre del 2019 pensamos tener los 911 buses andando”, señaló Orejuela.

El presidente de Metrocali añadió que se está adelantando un proceso de licitación pública para adquirir nueva flota: “esos primeros buses de esa adjudicación deben estar llegando entre julio y agosto del próximo año y las proyecciones finales en el primer trimestre del 2020, para terminar con una flota de 1350 buses que nos permitirá mejorar la programación y mejorar los tiempos de espera de viaje”, aseguró Orejuela.

Otro de los anuncios que hizo Orejuela con respecto a la mejora del servicio, es que en el primer trimestre del próximo año esperan contar con el primer paradero donde los usuarios puedan tener puntos de recarga automáticamente.

Asimismo, manifestó que desde hace ocho meses se viene trabajando con la Unión Temporal de Recaudo y Tecnología, Utyrt, en un proyecto que permitiría que los usuarios puedan hacer recargas para acceder al sistema desde su celular.

“Nuestro objetivo, además del servicio en materia de frecuencias y buses, es hacerle mucho más fácil y amigable la vida a quienes nos utilizan”, precisó Orejuela.

Sobre el futuro del MÍO, que fue otro de los aspectos que se discutió en la mesa de movilidad, Frank Mosquera, representa de ETM, una de las empresas concesionarias del sistema señaló que “ahora hay un verdadero marco jurídico para la ejecución, en términos aceptables, del contrato de concesión, que no lo teníamos antes, ese marco toca aspecto técnicos, operativos y financieros, y ante esa realidad estoy muy convencido que el sistema va a salir adelante”.

A su vez, los voceros de los usuarios manifestaron que falta más compromiso de los operadores del sistema para que este pueda salir adelante y superara la crisis que ha enfrentado por años.

“El comportamiento de GIT Masivo y Unimetro repercute en todo el sistema, el sistema hay que salvarlo pero responsablemente , que los dineros que se entreguen sean garantía que los concesionarios nos van a sacar la flota como debe ser”, afirmó Mauricio Venté.

Finalmente, el secretario de Movilidad, Juan Carlos Orobio, añadió que “estamos caminando por la senda correcta y en un breve término de diez años podremos tener un cambio sustancial en el tema del transporte”.

Las noticias que arrojó el foro

El ente gestor del MÍO anunció que Cali será la primera ciudad en tener una flota de buses eléctricos y la próxima semana entregarán los detalles de la operación.

“Estos buses tienen una capacidad de 240 kilómetros, eso permite que hagan los recorridos con tranquilidad, también van a tener las subestaciones de energía en los patios, y aquí hay combinación de esfuerzos entre Celsia, Emcali y Metrocali”, dijo Nicolás Orejuela, presidente de Metrocali.

Durante la mesa de movilidad, el funcionario también reveló que el Gobierno Nacional aprobó $142.000 millones para ejecutar las obras de la Troncal Oriental, un nuevo corredor del MÍO sobre la Avenida Simón Bolívar, que conectará el norte con el sur de Cali en 17 kilómetros.

Otra inquietud que surgió en medio de la discusión fue la necesidad de un sistema férreo para Cali. Al respecto, el asesor de la Alcaldía y experto en movilidad, Carlos González, añadió que una de las apuesta de Cali es un tren de cercanías y ya se están adelantando estudios.

“Ese proyecto está incluido en el Plan Integral de Movilidad Urbana, Pimu, que se aprueba este año por decreto. Ya se inició el estudio de prefactibilidad, el cual estará listo en agosto del 2019”, explicó.

Por su parte, el secretario de Movilidad, Juan Carlos Orobio, se refirió al aumento en la restricción del pico y placa (de dos a cuatro dígitos diarios), que por ahora no se implementaría.

“Hay un modelo que indica que si se amplía la franja de 6:00 a.m. a 8:00 p.m. tiene el mismo efecto que si coloca el pico y placa dos días a la semana, es decir cuatro dígitos por día, ¿de qué depende la decisión de colocarlo todo el día o doble?, de las condiciones de tráfico de la hora pico”, dijo Orobio.

También afirmó que hasta que no haya un buen servicio de transporte público, se descarta un pico y placa para motos.

“Cuando usted pone restricción a los estratos altos (con el pico y placa) tienen una alternativa que es el servicio de transporte individual de pasajeros (taxi), que en Cali tiene una sobreoferta, pero cuando se le pone la restricción a los estratos 1,2 y 3 la alternativa es el MÍO y sabemos que tiene hoy unos problemas, esa es la razón por la cual no se toma una decisión”, precisó.

Lea además: ¿Cómo mejorar el servicio del MÍO?, reviva el debate en la Mesa Ciudadana de El País

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad