Así operan los consultorios jurídicos virtuales en Cali en medio de la pandemia

Escuchar este artículo

Así operan los consultorios jurídicos virtuales en Cali en medio de la pandemia

Junio 21, 2020 - 11:55 p. m. Por:
Camila Andrea Ramos Caicedo- Especial para El País

El Consultorio Jurídico de la San Buenaventura ha atendido, desde marzo pasado, a 1708 personas en el país. Aunque desde hace tres años ya venían ejecutando consultas virtuales, pero en menor rango.

Foto: Especial para El País

La respuesta que tanto necesitaba Luisa se la pudieron dar el mes pasado en el Consultorio Jurídico de la Universidad San Buenaventura.

La mujer, quien tiene un tío pagando una condena en la cárcel Villahermosa de Cali y al mismo tiempo padeciendo una enfermedad crónica, necesitaba conocer el trámite necesario para que su familiar fuera beneficiado con el decreto de excarcelación, que determina que por la pandemia del Covid-19 varios reclusos pueden obtener temporalmente la prisión domiciliaria.

Luego de buscar asesoría por distintos lados, el Consultorio Jurídico, hoy con la modalidad de consultas virtuales, llegó a Luisa como un milagro, de esos que tanto se esperan por este tiempo de virus y cuarentena.
Carolina Serna, una de las directoras del Consultorio de la San Buenaventura, dice que esta estrategia implementada debido a la coyuntura ha atendido, desde marzo pasado, a 1708 personas en todo el país. Aunque desde hace tres años venían ejecutando consultas virtuales, pero en menor número.

La pandemia transformó las dinámicas laborales y sociales y ante esta realidad los consultorios jurídicos se reinventaron: cambiaron la forma de brindar sus servicios y asesoría en diferentes campos del derecho como el laboral, familia, civil, penal y administrativo.

Adiela Gálvez, directora del Consultorio Jurídico de la Universidad Santiago de Cali, asegura que la coyuntura ha sido un hito en la historia del recinto y que “el modo de atender a los usuarios ha sido mediante el contacto telefónico. Las personas que requieren las consultas pueden llamar al número de atención, aunque también pueden realizar su consulta vía correo electrónico”.

Antes del aislamiento, todos estos consultorios jurídicos eran oficinas administrativas donde estudiantes de derecho de los cuatro últimos semestres, de manera presencial y esporádicamente de forma virtual, se enfocaban en asesorar y orientar gratuitamente las inquietudes de la ciudadanía.

“El consultorio, además de ser un requisito obligatorio para los estudiantes universitarios, también es un espacio de extensión y proyección a la comunidad caleña, puesto que prestan un servicio social. Por esta razón, era necesaria una transformación digital”, acota Carolina Serna.

Trascendiendo fronteras

En la actualidad, el Consultorio Jurídico de la San Buenaventura, con un total de 108 estudiantes inscritos en sus cuatro consultorios, extendió su asesoría remota. Es decir, ya no atienden solo a personas de Cali, sino de diferentes municipios del país. El 75% de las video consultas ejecutadas durante el primer semestre de este año han sido de municipios como Bogotá, Medellín, Barranquilla, Popayán y Zipaquirá.

Luisa es un ejemplo de ello, pues desde Buga se contactó con el consultorio mediante su página web y con entusiasmo afirma que fue atendida el mismo día. “Me he sentido bastante acompañada en este proceso que vengo adelantando con mi tío en la cárcel Villahermosa de Cali, pues con constancia el estudiante que me asesora me explica el avance del proceso”, dice.

“Más que una asesoría jurídica, resaltó la humanidad con la que han abordado mi caso en el consultorio, la directora ha estado pendiente frente al caso. Estamos adelantando este trámite y esperando respuesta, en la familia no queremos que mi tío se contagie de Covid, como pasa en el penal”, dice Luisa al otro lado del celular.

Entre los servicios que más se consultan en este espacio virtual son la tutela, con un 51%; también están las dudas e inquietudes en el ámbito laboral, con un 21%. “En estos momentos los casos de despidos injustificados han aumentado mucho entre las asesorías que requieren las personas”, afirma Carolina Serna.

Servicio social

Adiela Gálvez, de la Santiago de Cali, expresa que le están apostando a que las personas que solían acudir al consultorio jurídico no se queden sin una asesoría.

“Durante esta pandemia nuestro mayor reto ha sido que las personas sepan que mantenemos en servicio, por eso estamos trabajando bastante en la difusión de redes sociales para que la gente conozca que puede tener un apoyo jurídico”, añade Gálvez.

A su vez, Yulieth Ussa, una de los 800 alumnos que asesora a la comunidad por medio de consultorios jurídicos virtuales, describe su proceso como una experiencia única.

Uno de los riesgos que ha aumentado en el país es la tasa de ocupación. Hasta el mes pasado, 1,9 millones de personas pasaron a ser desempleadas o inactivas. “Es por eso que la pérdida de trabajo y el pago de arriendos son los temas con más dudas e inquietudes en el consultorio virtual”, advierte Ussa.

Y asevera que por lo general en estos casos ella trata de llegar a una conciliación entre las partes, para que haya un buen arreglo y no se vayan a demandas o procesos judiciales más extensos. “Procuro escuchar a ambas partes, con el fin de que lleguen a un acuerdo, así sea mientras pasa esta época tan complicada”, dice.

En los consultorios jurídicos de la San Buenaventura y la Santiago de Cali coinciden en que cuando todo esto pase seguirán asumiendo el reto de operar virtualmente, así como les tocó hacer inesperadamente este año, pero siempre con la intención de ayudar a las personas, estén en Cali, en Colombia o en cualquier otra parte del mundo.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS