Stephania Stegman: las razones de la modelo paraguaya para quedarse en Colombia

Escuchar este artículo

Una 'pandemia' de amor: Stephania Stegman y sus razones para quedarse en Colombia

Marzo 03, 2021 - 10:55 a. m. Por:
Redacción de El País
Stephania Stegman y Pablo Mejía, de Piso 21

A propósito del día de San Valentín, Stephania compartió una fotografía con su novio, Pablo Mejía, acompañada de un romántico mensaje.

Tomada de Instagram @stephistegman

La modelo y ex reina de belleza paraguaya Stephania Stegman, quien ganó en 2015 el título Miss Supranacional, llegó en 2020 a Colombia para quedarse. Vino al país por cuestiones laborales, un comercial que debía grabar en Bogotá, pero el motivo por el que permaneció en Colombia durante todo el año de la pandemia fue por amor, una relación según ella “un poco épica” con el cantante de Piso 21, Pablo Mejía.

Su noviazgo nació vía online, con mensajes que se intercambiaban a diario e interminables llamadas telefónicas. Tras unos meses de conversaciones y sin nunca haberse visto las caras de frente, Stegman decidió “caerle de sorpresa” a Pablo al terminar de grabar el susodicho comercial en Bogotá y fue a visitarlo al rodaje del Factor X donde él estaba trabajando como jurado en ese momento.

Según cuenta la modelo, sus planes eran quedarse dos días en Bogotá y luego ir a Miami para una sesión de fotos. “Pero empezó todo el tema de la pandemia, los encierros y me cancelaron las fotos de Miami, así que decidí ir a Paraguay a pasar la pandemia en compañía de mi familia”. Pero, antes de marcharse y para aprovechar las 48 horas que se quedaría en Colombia, el cantante paisa la invitó a Medellín para que conociera su ciudad y a sus amigos.

Lea también: ¡Nació Salvador! Vea la tierna foto del segundo hijo de Carolina Cruz y Lincoln Palomeque

El día en que llegó el momento de decir adiós, sin saber cuándo podrían volver a verse, el integrante de Piso 21, en un impulso inexplicable, le pidió a Stegman que se pasara con él el encierro de la pandemia en su casa de Medellín, ya que las grabaciones de Factor X también habían sido canceladas.

“A mí me asustó la idea, porque la convivencia es difícil, en especial cuando apenas estás conociendo a una persona. Pero al final esto terminó consolidando más nuestra relación y estoy feliz”, confiesa la modelo.

Fue así como dos días de visita en Colombia se convirtieron en un año de estadía en un país que la ha “enamorado” poco a poco, con su comida y su gente. “La verdad es que desde el primer momento me hicieron sentir que estaba en casa”, dice.

Stegman también llegó a encarnar a Barbara Blade, la heroína de Lady Speed Stick.

Del modelaje a la actuación

La primera vez que Stegman vino al país fue en 2016, para trabajar con unas marcas nacionales. Desde ese año en adelante la modelo siguió viniendo de tres a cuatro veces al año a Colombia, a trabajar con marcas del lugar.

Aunque hasta ahora solo ha estado en Bogotá, Medellín y Cartagena, Stegman comentó que tiene el deseo de “conocer el país totalmente”. “A mí siempre me gustó Colombia. He ido mucho a Medellín y allá ya me sentía como en casa. Pero no tenía pensado quedarme a vivir”, hasta que el amor y la pandemia se cruzaron en su camino.

Laboralmente Stegman también se siente muy segura en el país, ya que lo considera “uno de los países latinos más fuertes” en el mundo del modelaje, casi a la par de Brasil. Además, opina que en Colombia hay “demasiado, pero demasiado trabajo y talento, tanto en la moda como en la televisión. Hoy en día están produciendo muchísimo contenido, para streaming y para televisión y eso es increíble”. Esto en especial emociona mucho a la paraguaya, ya que en la entrevista confesó que quiere “colgar los botines del modelaje”, para poder tener una vida un poco más estable y así adentrarse en su carrera como actriz.

La modelo, que ha hecho estudios en actuación, espera que ahora que está asentada en Colombia, tenga más tiempo libre y pueda aprovechar “la potencia de la industria televisiva” del país. “Las grabaciones llevan mucho tiempo y yo no estaba más de quince días en un país, por eso me tocaba siempre hacer papeles chiquitos. Ahora quiero aprovechar el tiempo”, cuenta.

Stephania Stegman, modelo paraguaya

Stegman, siempre soñó con trabajar con Victoria Secret y aunque nunca llegó a convertirse en un ángel de Victoria Secret (aunque estuvo cerca) sí tuvo la oportunidad de modelar algunas prendas de la marca.

Tomada de Instagram @stephistegman

Pero, para no alejarse del mundo de la moda que también adora, Stegman tiene planes de crear una marca propia para mujeres y continuar haciendo trabajos con marcas con las que ha colaborado desde hace tiempo, pero más específicas, para así poder alejarse de los constantes viajes y tener más flexibilidad en elecciones personales.

“En el modelaje, ya sabes, hay que mantener unas medidas, siempre hay que estar controlada, te tienes que cuidar de la vida social, y yo tengo planes de ser madre en un tiempo no muy lejano, entonces voy dejando de lado el modelaje y viviendo ya la parte empresarial y de la actuación”, explica.

Sin embargo, agradece los años que modeló, ya que la profesión le ayudó a forjar su personalidad. “Siempre fui una niña tímida e introvertida, no era para nada sociable, no me gustaba hablar con la gente. Pero gracias al modelaje, a los viajes, al casting, a la exposición, a tener que interactuar con la gente para que me conocieran, me hice una persona segura y (el modelaje) me enseñó a amarme por mí misma”.

Puede leer: Laura Acuña sale de RCN, ¿por qué deja el canal donde fue presentadora por 15 años?

Otra cosa que agradece fue la posibilidad que le brindó el modelaje de viajar y conocer culturas de otros países e interactuar con su gente. “ He estado en China, Tailandia, Francia, Turquía, países a los que hoy en día seguramente no podría ir y pero que con el modelaje pude llegar”. La modelo recuerda que en esas épocas en que viajaba constantemente, creó un canal de YouTube donde mostraba los países que visitaba y la comida que podía encontrar en esos lugares.

Sobre el manejo de las redes sociales en la actualidad, Stegman con 146 mil seguidores en Instagram considera que “hoy en día las redes sociales lo son todo. Yo he conseguido trabajos por ese medio. Tienen una influencia muy grande y creo que uno debe ser muy consciente del contenido que genera allí. Antes solo ciertas personas tenían una voz influyente en la sociedad, pero hoy en día todos somos una voz influyente gracias a las redes sociales y deberíamos de cuidarlo. Algo que hemos perdido hoy en día es el respeto y creo que deberíamos empezar a revalorizarnos, porque generamos mucho daño”.

Stegman por el momento solo utiliza sus redes sociales para narrar su historia de amor con Pablo Mejía y posiblemente a futuro en ellas posteará los programas televisivos o las películas en las que espera llegar a participar.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS