El contagio del coronavirus ya tiene enferma a la economía mundial

Escuchar este artículo

El contagio del coronavirus ya tiene enferma a la economía mundial

Marzo 15, 2020 - 07:55 a. m. Por:
Jorge Enrique Rojas  - redactor de El País
Venecia

Lugares emblemáticos, visitados por cientos de turistas al día, se encuentran desiertos por el coronavirus. Bares, restaurantes y aeropuertos también sienten el efecto del virus.

Agencia EFE

La pandemia generada por el coronavirus o Covid-19, no solo ha enfermado a miles de seres humanos en 60 países, sino que viene estremeciendo los mercados financieros, el turismo y los servicios, causando de paso la amenaza de una nueva recesión en la economía mundial, como aconteció en el 2008.

Tales han sido los efectos del contagio, que la Asociación Internacional de Transporte Aéreo, IATA, ya reportó unos US$60.000 millones en pérdidas en el sector, por el fuerte desplome en el movimiento de viajeros en Europa y Asia, principalmente.

El peor escenario para la aviación comercial se presenta en Italia, donde todo el país fue declarado en cuarentena. Es decir, que no salen ni llegan vuelos, excepto los de emergencia, o con bienes básicos y alimentos.
Por lo anterior, se prevén mayores pérdidas en los próximos días luego de que el presidente estadounidense Donald Trump decretara la emergencia sanitaria nacional y la clausura de vuelos desde y hacia Europa hasta finales de marzo. Argentina, Brasil y Chile adoptaron la misma restricción.

Pero el contagio ha ido más allá. Los mercados bursátiles, incluyendo la Bolsa de Nueva York, la más grande del planeta, acumularon esta semana estruendosas caídas en su índices accionarios luego de que la Organización Mundial de la Salud, OMS, declarara el brote de coronavirus como una pandemia a escala global.

Solo la plaza de Wall Street sufrió un desplome del 10% que no se registraba desde el ‘crash’ de 1987. Se derrumbaron también las bolsas de Europa y Latinoamérica. La Bolsa de Colombia no operó el viernes, tras caer su índice accionario el jueves a 1.174 unidades, el peor desde enero del 2016.

“Estamos en modo pánico”, indicó Ipek Ozkardeskaya, analista de la firma Swissquote Bank, al admitir la crisis que viven los mercados.
Debido a las desalentadoras perspectivas la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, Ocde, estimó que el crecimiento del Producto Interno Bruto, PIB, mundial sería apenas del de 1,5% este año en el peor de los escenarios, inferior frente al 3,2% logrado durante el 2019.

China y los países más desarrollados del hemisferio norte serían los más perjudicados. La Ocde advierte además sobre el riesgo de una recesión por el cierre de fronteras, negocios y comercios en ciudades del Viejo Continente.

Lea además: Gobierno de España decreta cuarentena para contener propagación del coronavirus

Frente a tal panorama el director de Fedesarrollo, Luis Fernando Mejía, dice que se espera que este choque por el Covid-19 sea transitorio y no dure más de cuatro o cinco meses, ya que de prolongarse los efectos serían más profundos para el PIB global.

El Banco Asiático de Desarrollo calcula que el brote podría generar pérdidas económicas por US$347.000 millones, la mayor parte en China.

Incertidumbre en Buga por caso de coronavirus confirmado
Contagio en Colombia

Nuestro país no ha sido ajeno a los efectos del coronavirus, ya que aunque su economía no está en grave riesgo, lo cierto es que el duro coletazo de la crisis internacional está tocando con fuerza el dólar y el petróleo en sus cotizaciones y afectando las exportaciones agrícolas y de crudo.

Frente a esto último el exministro Mauricio Cárdenas prevé un descenso en las ventas al exterior debido a que China y otras economías seguirán cerradas mientras pasa la pandemia.

Su apreciación se basa en que la Unctad, una agencia de Naciones Unidas sobre comercio y desarrollo, pronosticó una caída inmediata de US$50.000 millones en las exportaciones de diversos países y sectores.
Asimismo, el Covid-19, ha llevado al dólar a reaccionar con fuerza precipitando al peso colombiano a una devaluación histórica del 14,5%, hasta ahora la mayor del mundo.

Entre el 1 de enero y el 14 de marzo la divisa ha experimentado un aumento de $665 causando preocupación por el encarecimiento de bienes importados y las deudas en dólares, lo mismo que en tiquetes, insumos y materias primas.

La divisa alcanzó un primer precio récord de $3.835,15 el 11 de marzo y el jueves 12 saltó a los $4.034,66 El viernes 13 retrocedió y cerró en $3.941,92, tras una semana de gran volatilidad.

De igual manera, el petróleo tipo Brent, cuya cotización rige para Colombia, viene en caída libre. De un barril de US$63 en diciembre del 2019 se pasó a US$33 en esta semana.

“De seguir así las cosas, el Gobierno tendrá que adoptar un plan de choque para compensar los menores ingresos petroleros”, sostiene el exministro Mauricio Cárdenas. Ese faltante sería de unos $10 billones, lo que pondría en cuarentena las finanzas públicas de Colombia el año entrante.

Turismo y viajes, en su peor crisis
Así viven los viajeros en el aeropuerto Bonilla Aragón la alerta por coronavirus

A miles de turistas no solo colombianos sino de muchos países les tocó aplazar por fuerza mayor sus viajes al exterior por el temor a contagiarse del Covid-19, generando así una cadena de crisis al sector hotelero y turístico.

Por cuenta del pánico y las medidas sanitarias, sitios tradicionales de gran afluencia de visitantes como El Vaticano, la Torre Eiffel, en París; Venecia y el Coliseo Romano, en Roma; Las Ramblas, en Barcelona y varios de los más importantes museos, como el Louvre y El Prado, hoy están cerrados.

En Colombia podría hipotéticamente suceder lo mismo en lugares turísticos como Cartagena, San Andrés, el Eje Cafetero, Villa de Leyva, Medellín, Cali y Santa Marta.

Y aunque no hay todavía cifras concretas, se estima que la red de agencias de viajes en el país ha reducido entre un 10 y 20% la venta de paquetes turísticos a locales y foráneos.

Anato, el gremio de las agencias de viajes, señala que el mercado también está afectado por la postergación de decenas de reservas aéreas y planes.

Asimismo, hay incertidumbre por la posible cancelación de importantes eventos religiosos en la próxima Semana Santa, que usualmente mueven a miles de peregrinos y viajeros por las tradicionales procesiones en Popayán y la Basílica de Buga, entre otras.

“Este año en Colombia no vamos a llegar ni a los dos millones de turistas”, se lamenta el gerente de una agencia de viajes en Cali. Por su parte, Johanna Harf, gerente del hotel Alko Casa Níspero en Cali, dice que turistas europeos anunciaron que no vendrán.

La preocupación es de tal magnitud que el presidente Iván Duque ordenó suspender la llegada de 45 cruceros a Cartagena, cuyo arribo estaba previsto en las próximas semanas. Y el viernes cerró la frontera con Venezuela y restringió el ingreso de extranjeros al país.

Y la Asamblea del BID, que estaba prevista para este mes en Barranquilla, fue aplazada.

Patricia Lastra, directora ejecutiva de Cotelco, estima que las pérdidas por cancelación de reservas hoteleras y alojamientos ascienden a $3000 millones en solo Bogotá.

Frente a lo que está ocurriendo, la Organización Mundial de Turismo, OMT, prevé que el número de viajeros alrededor del mundo podría caer entre 5 % y 7 %, con un mayor impacto en el primer trimestre por el aluvión de cancelaciones de planes, visitas a sitios turísticos, históricos y recreativos. Hasta Disney en Orlando, Florida, cerró sus parques al público.

Según BYHOURS, la plataforma online y APP móvil a nivel internacional que permite reservar micro estancias, Colombia podría verse afectada por el miedo global.

Golpe a los eventos de negocios, deportivos y culturales

Tras el anuncio del presidente Iván Duque, que prohibió los eventos en Colombia que reunieran hasta 500 personas, la cancelación de conciertos, partidos de fútbol, foros, seminarios, entre otros, se vino en cascada.

El primer evento de magnitud cancelado fue la Asamblea del BID en Barranquilla, que estaba prevista del 18 al 22 de marzo, la cual se dejó para el mes de septiembre. Tampoco se realizará la Feria Internacional del Libro en Bogotá que iría del 21 de abril al 5 de mayo.

La alarma por el coronavirus obligó a aplazar los conciertos de Estéreo Picnic, Alejandro Sanz (en Bogotá y Cali), Raphael y Juanes, lo mismo que el Festival Jamming. A última hora se aplazó la llegada de la banda estadounidense Maroon 5, que iba a presentarse en Bogotá.

Luz Ángela Castro, directora de Ocesa Colombia, calcula que esas cancelaciones y aplazamientos ocasionan pérdidas por unos $100.000 millones y se dejan de emplear a alrededor de 10.000 personas.
Luego de tres días por la alarma sanitaria se suspendió el Festival Internacional de Cine en Cartagena.

Asimismo, entró en la lista la edición 53 del Festival de la Leyenda Vallenata que estaba prevista entre el 29 de abril y el 2 de mayo en Valledupar.

El perjuicio millonario es para la temporada de fútbol, ya que se aplazaron los partidos de la eliminatoria suramericana al mundial de Catar, que comenzaría el 26 de marzo. Y también quedaron en vilo las próximas fechas de la Copa Libertadores, mientras la Dimayor suspendió temporalmente los partidos en el país. Y está en riesgo la Copa América en Colombia y Argentina.

De igual manera, la UEFA aplazó los encuentros de la Liga de Campeones y la Liga de Europa.

Tampoco se hará la carrera ciclística Giro de Italia y peligra el próximo Tour de Francia.

Hasta los calendarios de tenis, basquetbol (la NBA) y la Fórmula 1 (en Australia) resultaron afectados. En otras palabras, el Covid-19 también contagió el deporte y la cultura.

Lea además: Gobierno de España decreta cuarentena para contener propagación del coronavirus

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS