El pais
SUSCRÍBETE
iván cepeda Senador
El senador y negociador del Gobierno, Iván Cepeda, habló sobre los logros y las dificultades en la mesa de diálogos. | Foto: juan carlos sierra-semana

Política

“Está previsto que el ELN se transforme en una fuerza política”: Iván Cepeda

El senador y actual negociador del Gobierno, asegura que no es cierto que el Ejecutivo esté planeando una constituyente por medio de la mesa de diálogos.

2 de junio de 2024 Por: Redacción El País

Por Andrés Felipe Suárez, Colprensa

“Está previsto en el proceso que el ELN se transforme en una fuerza política. Es parte de lo que ocurre en los procesos de paz, pero aún no se ha llegado a ese aspecto de los diálogos”.

Ese es el objetivo que espera alcanzar la Casa de Nariño con la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional, según el senador y actual negociador del Gobierno, Iván Cepeda, quien celebra que se haya logrado que las partes en la mesa de negociaciones hayan firmado del primer punto de la agenda de negociación con este grupo armado, que se centra en la participación de la sociedad civil.

El congresista oficialista habló sobre ese primer acuerdo con el grupo armado que calificó como histórico, las trabas que se han presentado en los diálogos, los problemas que aún persisten en la mesa y hasta de lo que se puede esperar si la negociación llega a un feliz término.

Además, aclaró que no se esté buscando hacer una constituyente a través de los acuerdos, como han advertido sectores de oposición.

¿Qué significa el acuerdo de participación de la sociedad civil que acaba de firmar la mesa?

Es la carta de navegación de todo el proceso de paz, porque cuando pactamos la agenda de los diálogos, dijimos que el hilo conductor del proceso iba a ser la participación de la sociedad. Es decir, que el Gobierno y el ELN vamos a tomar las decisiones teniendo en cuenta lo que digan distintos sectores de la sociedad.

Entonces, en la agenda, los tres primeros puntos se consagraron a la participación, al tema del diagnóstico de los grandes problemas del país, que es el segundo punto que lleva por título democracia, y el tercer punto, que es el de las transformaciones. El primero es el que organiza y diseña los puntos 2 y 3 que se van a abordar en el siguiente año.

El expresidente Ernesto Samper, junto con los negociadores de paz del Gobierno y del ELN.
Los negociadores de paz del Gobierno y del ELN. | Foto: Delegación de paz del ELN

¿Quiénes están representados en la sociedad civil?

Participaron 8500 representantes. Es decir, líderes y lideresas de distintas organizaciones, sectores, instituciones y gremios, además estuvieron los pueblos indígenas y con esas personas se hicieron esos procesos y se discutieron las conclusiones, pero obviamente esto es apenas el diseño del modelo de participación.

¿Ese acuerdo incluye que todos puedan participar en la mesa?

No hay restricción, en principio se van a tener en cuenta sectores muy representativos de la sociedad. Es la sociedad civil organizada, pero se van a crear mecanismos concretamente digitales e informáticos para que los ciudadanos también puedan expresar su opinión.

La pregunta era sobre tres cosas: ¿Cuál debe ser el modelo? ¿Cuál debe ser el plan de participación? y ¿qué recomendaciones se hacen a la mesa de diálogos sobre el proceso? El modelo tiene en su versión final 10 componentes que son los que atañen esencialmente a cómo se debe producir la participación.

¿Qué tipo de transformaciones se piensan discutir tras acordar este nuevo modelo de participación?

Esas transformaciones serán de distinta índole para girar en torno a cuatro ejes temáticos que son el régimen político, el modelo económico, la política ambiental, la educación y la cultura, y a su turno, esos tienen unos 20 o 30 subtemas. Entonces, basadas en esos temas van a girar las propuestas de transformación y cómo se va interviniendo en la sociedad.

El término ‘carácter vinculante’ del acuerdo ha generado polémica, ¿qué significa eso exactamente?

Las primeras propuestas no son estrictamente las transformaciones, son propuestas. El carácter vinculante es la obligación del Gobierno y del ELN de tomarlas en cuenta, pero eso no significa que deba adoptarlas todas. No son obligatorias porque puede haber toda clase de propuestas, algunas serán viables y otras no. La mesa tiene la última palabra.

Delegación del Gobierno nacional y del ELN en Caracas, Venezuela.
Delegación del Gobierno nacional y del ELN en Caracas, Venezuela. | Foto: Delegación del ELN

¿En el acuerdo se estipularon tiempos para realizar esas propuestas?

En los acuerdos se estipula que el proceso de participación de los tres primeros puntos debe culminar en mayo de 2025, eso está escrito y así quedó adoptado por las partes. No será un proceso eterno.

Paralelamente, se tienen que ir implementando. Puede ser que haya transformaciones que la mesa decida ir implementando desde ya porque benefician a la población y se irán convirtiendo en realidad.

Otras de carácter estructural que se tendrán que implementar en el transcurso del tiempo si requieren, por ejemplo, leyes pues habrá que ir al Congreso a hacer un proyecto de ley, tramitarlo, aprobarlo y surtir el proceso de control constitucional.

Una de las transformaciones habla de desmantelar clanes políticos...

Es apenas un tema de diálogo. En muchas partes del país, especialmente en zonas rurales donde hay clanes políticos que actúan de la mano de organizaciones criminales. Las organizaciones y los ciudadanos plantearon que este es un tema que hay que abordar como parte de las transformaciones. Entonces habrá que ver cuáles son los mecanismos como una reforma política, presencia del estado, en fin. Llegará el momento para tocar el tema.

También se habla de un sistema de seguimiento y de monitoreo, ¿cómo espera hacerse?

Por ahora no hemos entrado en ese aspecto, porque sí es un asunto que habrá que definir en su momento. Aquí de lo que se trata es que la ciudadanía pueda tener conocimiento e información verificada de que se están llevando a cabo las transformaciones con las que nos comprometimos.

Varios sectores rechazaron los acuerdos que se firmaron, ¿cómo le dieron manejó?

Primero se habló con ellos, hubo una conversación muy detallada con los gremios y hubo unos cambios en el texto a raíz de esas conversaciones.

Uno de esos cambios tiene que ver con el tema del carácter vinculante de todo el proceso, se precisó y se hizo mucho más claro.

Un segundo cambio con relación a las inquietudes que ellos habían expresado fue plantear las transformaciones que se dan automáticamente, se precisó que primero los procesos se debe hacer el diálogo porque se temía que las transformaciones fueran impuestas y ahora lo que se genera es un gran diálogo nacional y ahí se harán unas transformaciones.

El expresidente Álvaro Uribe dijo que se estaba creando un movimiento de masas con el ELN para realizar una constituyente...

No hay nada que sustente una afirmación semejante, esa es una suposición o una especulación, pero nada de lo que está pactado ni lo que está conversado tiene que ver con eso. La palabra constituyente no aparece por ninguna parte en el acuerdo que hemos hecho.

Se habla de movimiento, sí, pero es un movimiento por la paz, el cual hace parte de manera espontánea, libre y voluntaria a los ciudadanos, pero no es un movimiento del ELN. Ahora, sí está previsto en el proceso de paz que el ELN se transforme, ojalá en una fuerza política. Es parte de lo que ocurre en los procesos de paz, pero aún no se ha llegado a ese aspecto de los diálogos.

Primer página del Acuerdo sobre el proceso de participación de la sociedad civil en la construcción de la paz entre Colombia y el ELN.
Primer página del Acuerdo sobre el proceso de participación de la sociedad civil en la construcción de la paz entre Colombia y el ELN. | Foto: @DelegacionEln / X

Uno de los puntos que más crisis generó es la práctica del secuestro, ¿qué ha dicho la mesa?

El ELN adquirió un compromiso de suspensión del secuestro con carácter económico, lo que ellos llaman las retenciones económicas, durante nueve meses y cumplieron con ese compromiso, dejaron en libertad en diciembre del 2023 a 29 ciudadanos.

Ahora, el ELN decidió, dado que ese lapso de 3 meses se agotó, retomar esa práctica. Nosotros hemos planteado en la mesa que es imperativo que se retome ese compromiso y estamos en ese proceso.

Lo que nos dice la Policía Nacional, que es la que tiene estas estadísticas, es que desde el momento en el que el ELN anunció que interrumpía su compromiso de suspensión del secuestro por razones económicas, no se han producido secuestros de esa naturaleza, lo que no significa que no se hayan producido otro tipo de secuestros por parte de la guerrilla.

¿Cuáles son las discusiones en las que aún no se logra acuerdos?

Aún está la situación que hay en Nariño, tema que se ha ventilado en distintos momentos y sobre el cual continúa un diálogo que tenemos con el ELN en la mesa.

¿Cuándo volverán a retomar los diálogos con el ELN?

No tenemos en estos momentos una nueva fecha, pero se va a definir. Hay momentos en los cuales nos ponemos de acuerdo sobre el desarrollo de compromisos que se hacen. Entonces, vamos a ver, porque eso está pendiente aún.

¿Luego de este primer acuerdo, cómo está la disposición del ELN para próximos pactos?

Pues a pesar de las dificultades que hemos tenido y de las crisis que hemos tenido en la mesa y que nadie niega. Hemos avanzado a un punto inédito con el ELN. Todo el mundo reconoce que es la primera vez que se llega tan lejos con el Ejército de Liberación Nacional y creo que eso es significativo.

AHORA EN Política