El rumbo del gobierno

La cita en la Hacienda de Hato Grande debió servir también para que todos sus asistentes se dieran cuenta de la responsabilidad que han asumido como administradores de una Nación con problemas y, ante todo, con muchas posibilidades de superarlos. Y para mostrarles que en su capacidad de unir a los colombianos, no en la división, estará la clave para construir un país mejor y una sociedad más tolerante.