Conozca a las dos jóvenes que representaron a Cali en cumbre sobre la mujer de la ONU
Publicidad
Publicidad

Conozca a las dos jóvenes que representaron a Cali en cumbre sobre la mujer de la ONU

Marzo 25, 2019 - 11:40 p.m. Por:
Redacción de El País
Conozca a las dos jóvenes que representaron a Cali en cumbre sobre la mujer, en la ONU

Alejandra Peláez y Ángela Camila González estuvieron en la asamblea anual de la Fundación Bibliotec.

Foto: Oswaldo Páez / El País

Ángela Camila González y Alejandra Peláez son dos jóvenes que viajaron a la Cumbre Mundial HerStory en Nueva York, ciudad en la que participaron de conversaciones en la ONU sobre las necesidades de las mujeres y las niñas en el mundo.

Ángela tiene 17 años y hace parte del proyecto Contando Historias Transformamos Vidas, iniciativa impulsada por la Fundación Bibliotec.
Por su parte, Alejandra es la coordinadora del programa LitClubs, espacios también impulsados por Bibliotec, destinados para el aprendizaje, la expresión creativa, la construcción de comunidad, el desarrollo de habilidades socioemocionales y, especialmente, el empoderamiento de niñas entre 8 y 18 años.

“Cuando llegamos a Estados Unidos todo fue muy extraño porque no dominamos el inglés. Visitar la ONU y ver la manera en que otras mujeres exponían las diferentes causas por las que estaban allí fue muy interesante. Recuerdo que algunas asistentes que provenían de la India contaron cómo los hombres allá son fuertes y explicaron la manera en que las mujeres querían alzar sus voces para vivir en igualdad de condiciones”, sostiene Alejandra Peláez.

Cuenta que la finalidad del proyecto ‘Contando Historias transformamos vidas’ está orientado al reconocimiento de la mujer y de sus raíces afro, pues gran parte de esta comunidad se siente excluida o menospreciada. “Buscamos hacerles saber a las mujeres que todas somos importantes. En algunas culturas el hombre es el que manda y por medio de nuestro trabajo queremos darnos la importancia que como mujeres nos merecemos”.

Ángela sostiene que esta iniciativa la ha convertido en una mujer más empoderada y líder en su comunidad para ayudar y transmitir lo que sabe a otras mujeres. “Quiero ayudarlas porque en Nueva York estuvimos una semana en talleres de fortalecimiento comunitario y queremos aplicar esos conocimientos en Colombia”.

“Del viaje a Nueva York me queda saber que existen realidades sociales más complejas que la de nosotros y a pesar de eso, las mujeres no se quedan calladas e intentan cambiar la realidad en la que viven. Por eso sé que las mujeres, a pesar de la represión social, podemos crear impactos en la comunidad, esa fue la enseñanza que me quedó. Además, me sorprendió mucho que los más recientes impactos sociales no fueron provocados por mujeres sino por niñas”, cuenta Ángela, quien está vinculada desde el 2015 a Bibliotec.

“En mi comuna está la Biblioteca Pública Municipal Álvaro Mutis. Allí se hace el club de lectura cada sábado y ese día todos los niños de la comuna visitan este lugar para realizar distintas actividades de lectura y compartir historias”, dice Ángela.

Al preguntarle a Ángela cómo planea implementar lo aprendido en Nueva York en su comunidad, responde que solo hasta ahora están iniciando esta tarea, pues “ha sido difícil porque donde vivimos es una zona muy vulnerable. Sin embargo, estoy segura de que si se involucran más mujeres al proyecto en los próximos meses se verá un gran cambio, ya que si llenamos a Cali de murales que hagan alusión al respeto por la mujer, vamos a transformar la ciudad y lograremos un alto impacto social”.

Desde el 2012 hasta el 2018 el impacto en el Valle de la Fundación Bibliotec ha sido notorio. Ha logrado crear 37 salas de lectura, 20 puntos Vive Digital; 4 nuevas construcciones, 2 en Yumbo, 1 en Zarzal y 1 otra en Bolívar. Ha instalado 3200 equipos tecnológicos en diferentes bibliotecas del departamento y ha logrado impactar a cerca de 900 usuarios.

“La Fundación Bibliotec se fundó hace más de cinco años y se creó con el propósito de tener disponibilidad de tecnología en las bibliotecas, pues hoy en día no solo se necesita saber leer y escribir, sino que también es de vital importancia saber manejar la tecnología y así acceder a un empleo. Para lograrlo se realizó una alianza con 22 empresas en aquel momento”, afirma Alfredo Carvajal, actual presidente de la junta directiva de esta fundación.

En la actualidad, según Carvajal, “la biblioteca no es solo un lugar para ir a leer, sino que es un sitio de encuentro en el que se pueden realizar muchas actividades culturales y recreativas”.

Hoy en día hay 387 niños, niñas y mentores vinculados al programa LitClubs, 2000 personas participando de los MakerLabs y 3900 usuarios de los Bibliomios, es decir, bibliotecas públicas ubicadas en la estación Unidad Deportiva y en la Terminal Andrés Sanín donde se busca fomentar la lectura en los usuarios del Sistema Integrado de Transporte Masivo.

Carvajal concluye que “una de las cosas más importantes que hemos logrado es visualizar las bibliotecas y que los habitantes de las diferentes comunas de la ciudad se apropien de ellas, pues en la actualidad más de un millón de personas están visitando estos espacios comunitarios. Es importante resaltar la alianza que, por medio de la fundación, se ha logrado entre el sector privado y el público para la educación”.

Cuando inició la Fundación Bibliotec se beneficiaron 500 personas. En el 2018 fueron 900, lo que representa un incremento del 80 %.

Lea además: Llega a Cali la exposición 'Bodies', los detalles aquí

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad