Huawei y Google: Seis claves para entender la crisis y cómo lo pueden afectar

Seis claves para entender la crisis de Huawei con Google y cómo lo pueden afectar

Mayo 20, 2019 - 11:40 a.m. Por:
Redacción de El País y EFE
Huawei

Un hombre se ajusta la corbata en una tienda de Huawei, este lunes en Pekín (China).

Agencia EFE

Por un veto dictado por el gobierno de Estados Unidos, Google dejará de brindar su sistema operativo Android y otros de sus servicios a Huawei, el segundo fabricante de teléfonos a nivel mundial.

La noticia, filtrada por medios especializados como Bloomberg, ha generado una gran preocupación en los usuarios de Huawei, que son millones en todo el mundo.

¿Tendrán que cambiar sus teléfonos?, ¿Qué pasará con Gmail, Google Maps y las otras 'apps' de Play Store?, estas preguntas tienen intranquilos a los consumidores, y seguramente también a los fabricantes del gigante asiático.

Seis claves para entender lo que ocurre:

¿Qué es lo que está pasando?

El corte de relaciones entre Google y Huawei se da después de que el Gobierno de Donald Trump ordenara a las empresas estadounidenses cesar sus negocios con firmas incluidas en la 'lista negra' por representar un peligro para la seguridad del país.

Huawei, una firma asiática, hace parte de esa 'lista negra', pues ha sido acusada por el mismo Trump de ser un "instrumento de espionaje" del gobierno chino, especialmente por su desarrollo de tecnologías 5G.

Por esta misma razón, además de Google, empresas norteamericanas como Intel, Qualcomm, Xilinx Inc y Broadcom tendrán que interrumpir sus transacciones con Huawei.

Lea también: '"Europa es un mercado abierto", dice la UE tras veto de Google a la asiática Huawei'.

¿Y qué implica esto?

Lo que más golpea a Huawei al tener que cortar sus negocios con Google es prescindir de su sistema operativo Android, usado por el 80% de los teléfonos en el mundo. Es prácticamente el sistema operativo universal.

El resto de ese porcentaje (20%) es copado casi por completo por el sistema iOS que Apple usa en sus teléfonos iPhone. Y una porción mínima la ocupan otros sistemas, como el de Windows.

Por lo tanto, los fabricantes de aplicaciones en el mundo desarrollan el software pensando en plataformas Android, esencialmente, e  iOS.

Es decir, WhatsApp, Candy Crush, Facebook, Uber, y el resto de 'apps' se hacen para funcionar en esos sistemas.

Entonces, un usuario que tenga un sistema operativo diferente, probablemente se quede sin disfrutar de ellas, pues para los fabricantes no es un buen 'negocio' desarrollar las aplicaciones para sistemas que muy pocas personas usan. 

Por ejemplo, WhatsApp ya no se puede usar en las versiones de Nokia que tenían el sistema Windows Mobile. Pues hace mucho se dejaron de realizar actualizaciones.

Si tengo un Huawei, ¿me quedaré sin Android?

No. El corte de relaciones entre Google y Huawei veta el uso de Android  para a los teléfonos que se empiecen a fabricar, no a los que ya están en el mercado o en manos de los usuarios. 

Es decir, si usted tiene un teléfono Huawei, no verá cambios inmediatos. Seguirá viendo la aplicación de Play Store, el correo de Gmail y las otras plataformas de Google.

Lo mismo aplica para los teléfonos que ya están en tiendas para ser vendidos.

Lea aquí: 'Google suspende negocios con Huawei tras ser incluido en la 'lista negra' por Trump'.

¿Entonces no veré cambios?

En el mediano plazo, sí. 

Al cortar el suministro de software, el sistema Android en teléfonos Huawei dejaría de recibir actualizaciones, que son correcciones, parches de seguridad y nuevas funcionalidades que implementa Google periódicamente.

Por lo tanto, los actuales teléfonos Huawei corren el riesgo de quedar obsoletos en el mediano plazo. Más aún ahora, cuando los avances en redes 4G y 5G, e inteligencia artificial, obligan a los sistemas operativos a estar a la vanguardia.

¿Qué pasará con los nuevos teléfonos de Huawei?

Para sus siguientes lanzamientos, si continúa el veto, la marca asiática tendrá que apostar por otro sistema operativo. Lo más probable es que desarrolle uno propio. 

Por lo tanto, tendrá que empezar a convencer a los desarrolladores de aplicaciones para que fabriquen también para su sistema. Algo que parece difícil, pero que se hace posible si se tiene en cuenta que Huawei es el segundo jugador del mercado, y que solo en el 2018 vendió 203 millones de teléfonos en el mundo.

¿Qué pasa con las otras empresas de EE. UU.?

Como se dijo al principio, además de Google, hay otras empresas que suministran componentes y software a Huawei, como Intel, Qualcomm, Xilinx Inc y Broadcom.

Intel es el principal proveedor de procesadores de la empresa china, mientras que Qualcomm le abastece de los procesadores y módems con que equipa a muchos de sus teléfonos inteligentes.

Por su lado, Xilinx vende chips programables y Broadcom es un proveedor de chips de conmutación, otro componente clave para algunos tipos de redes.

Todos estos componentes tendrán que tener reemplazo en los nuevos lanzamientos de Huawei. 

La reacción de Huawei

El gigante tecnológico chino aseguró este lunes que ofrecerá actualizaciones de seguridad a todos sus equipos, pese al veto de Google.

"Huawei ha hecho contribuciones sustanciales al desarrollo y crecimiento de Android. Como uno de sus socios clave globales, hemos trabajado estrechamente con su plataforma de código abierto para desarrollar un ecosistema que ha beneficiado tanto a los usuarios como a la industria", dijo la compañía en respuesta a la decisión estadounidense de limitar su aprovisionamiento y viabilidad.

Lea también: 'Huawei anuncia medidas para actualización de sus equipos tras suspensión de Google'.

La tecnológica china prometió que continuará proveyendo actualizaciones y servicios posventa a todos sus equipos, tanto "a los que ya se han vendido como a los que están aún en almacenamiento" y que seguirá construyendo un "ecosistema de software seguro y sostenible" para todos sus usuarios.

El fundador y presidente ejecutivo de Huawei, Ren Zhengfei, indicó el sábado en una entrevista con la publicación japonesa Nikkei Asian Review que Huawei se ha estado preparando para el veto y "no va a tener problemas para funcionar sin chips estadounidenses".

Ren reconoció que Huawei "crecerá ligeramente a la baja" debido al veto, pero "Estados Unidos va a perder credibilidad al amenazar a sus socios de comercio".

Por su parte, la analista Kiranjeet Kaur, de IDC Asia-Pacífico, comentó que "Huawei aún puede continuar con Android usando código abierto y crear sus propias aplicaciones y servicios, pero eso no sucederá de un día para otro", en declaraciones al diario hongkonés The South China Morning Post.

Huawei lleva "años" trabajando para afrontar un "escenario de supervivencia en condiciones extremas" con "planes de contingencia que podrían activarse de la noche a la mañana", de acuerdo con declaraciones de He Tingbo, presidenta de HiSilicon, fabricante de microprocesadores de la tecnológica, recogidas por la publicación económica china Caixin.

En una carta dirigida el viernes a los empleados y recogida por Caixin, la compañía asegura que estos planes permitirán a la empresa continuar con su negocio en caso de que, algún día, no puedan adquirir chips y tecnología avanzada de Estados Unidos.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad