¿Por el ‘menos pior’?

Escuchar este artículo

¿Por el ‘menos pior’?

Octubre 18, 2019 - 11:45 p. m. Por: Eduardo José Victoria Ruiz

Sueño con una Cali proyectada con visión y grandeza hacia el futuro. Que encuentre en el Pacífico no una disculpa a su desarrollo, sino la razón para aprovechar ese océano de oportunidades de comercio exterior, empleo y servicios. Que atraiga inversión extranjera para sacarle réditos a la posición privilegiada. Que tenga el universo multicultural en sus neuronas para hacer de nuestra diversidad étnica, gastronómica, filosófica, la mayor veta de encanto y disfrute de propios y visitantes.

Ese gerente que se le mida a una Cali proyectada al mundo debe pensar y actuar globalmente. Cuando soñamos una empresa llamada ‘nuestra ciudad’, esta incorpora un gerente. Lamentablemente yo no veo haciéndola realidad a ninguno de los dos candidatos que encabezan las encuestas para la Alcaldía.

La razón es sencilla: dejamos de compararnos con el mundo e incluso con otras ciudades colombianas y decidimos compararnos con nuestro propio pasado. Esa historia que en estos últimos años no nos enaltece pues hemos ido dando tumbos entre la mediocridad y las buenas intenciones.

Entonces tasar por lo bajito se volvió la práctica común. Compararse con tantos malos alcaldes del pasado, envalentonó a muchos a llegar a las corporaciones públicas o a la alcaldía. En medio de la pasividad y el conformismo, características de la mediocridad, chuleamos a unos, y con un bostezo le dimos la bienvenida a otros.

Así, en esta modorra democrática, podremos estar eligiendo a un alcalde que podría ser destituido frente a la gravedad de las investigaciones y ahora el sainete de la huelga de hambre efímera sería en el CAM. Vergüenza nacional. O en la orilla opuesta, no imagino al otro candidato, renegociando la salida del MÍO de su crisis, enfrentado a las nuevas realidades de Emcali o buscando alianzas en Asia Pacífico para hacer realidad el reto .

Los opinadores quieren revolcarnos el miedo por el uno o por el otro y que escojamos ‘el menos pior’. Otros, para hacer más aburridor el panorama, invitan a votar en blanco, precedente que en Colombia solo es noticia en la noche de las elecciones. Una estadística más. Yo sigo pensando que tenemos derecho a soñar en un modelo gerencial más global y ejecutivo que nos ayude a pasar las tristes páginas de estas dos décadas y renacer. Con esa ilusión votaré por Eder.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS