Escuchar este artículo

En medio de la incertidumbre, esto es lo que se sabe sobre el estado de salud de Donald Trump

Octubre 04, 2020 - 07:55 a. m. Por:
Resumen de agencias
Donald Trump

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, llegó el viernes en helicóptero al hospital militar de Walter Reed, en las afueras de Washington, para recibir tratamiento para el coronavirus.

AFP

Mientras los médicos que atienen al presidente estadounidense, Donald Trump, contagiado de Covid-19, dieron este sábado un parte positivo de su salud, una fuente cercana al Mandatario afirmó que su condición es “muy preocupante”.

De acuerdo con el médico de la Casa Blanca, Sean Conley, el Jefe de Estado está “muy bien”, no ha tenido fiebre en las últimas horas y los síntomas están mejorando.

El galeno detalló que el nivel de saturación de oxígeno del Mandatario es del 96 %, por lo que no se le suministra adicionalmente.

Trump, de 74 años de edad, ha sufrido de tos, congestión ligera y fatiga, según el médico, pero los síntomas “se reducen y mejoran”, dijo.

“Vigilamos sus funciones cardíaca, renal y hepática, todas están normales. El Presidente no está recibiendo oxígeno esta mañana, no tiene dificultad para respirar ni para caminar dentro de la unidad médica de la Casa Blanca”, añadió Sean Dooley, otro médico que trata al Jefe de Estado.

Sin embargo, una fuente informada sobre la salud del republicano afirmó que en las últimas horas la salud del Mandatario ha sido preocupante y que las próximas serán críticas en lo que respecta a sus cuidados. “Aún no estamos en un camino claro hacia su completa recuperación”, dijo la fuente, que declaró bajo condición de anonimato.

El viernes, la portavoz de la Casa Blanca informó que Trump va a estar hospitalizado durante los “próximos días” para ser tratado, pero va a seguir trabajando. “Tras la recomendación de su hospital y de los expertos, el Presidente va a trabajar desde las oficinas presidenciales” del hospital militar de Walter Reed”, dijo la portavoz Kayleigh McEnany.

Este sábado, en un video publicado en Twitter y grabado en la clínica, el Mandatario dijo que como líder de EE.UU. no tuvo otra "opción" que la de exponerse al riesgo del Covid-19. “No quería quedarme en la Casa Blanca, debía estar en el frente", afirmó y agregó que “como líder, hay que enfrentar los problemas. No ha habido ningún gran líder que no hiciera eso".

Vea también: Donald Trump, presidente de los EE.UU., está "muy bien", según médico de la Casa Blanca

De otra parte, se informó que todos los eventos masivos del candidato a reelección van a pasar a un formato virtual o serán pospuestos. “Van a ser considerados caso a caso y emitiremos cualquier anuncio en próximos días”, indicó su jefe de campaña, Bill Stepien.

Hasta este sábado aún se desconocía el origen de su contagio, en momentos en que un número creciente de republicanos dice haber contraído el virus.

La Casa Blanca está vinculada a varios contagios. La lista de allegados a Trump infectados va en aumento: su esposa Melania, su asesora Hope Hicks, su jefe de campaña Bill Stepien, tres senadores republicanos y su exasesora Kellyanne Conway. Además de tres periodistas acreditados.

Hace una semana decenas de personas fueron invitadas a la sede de Gobierno para la postulación de la jueza Amy Coney para la Corte Suprema. Las cámaras capturaron una serie de apretones de manos y abrazos, y la mayoría de los asistentes no llevaba mascarilla, una práctica común entre los republicanos, como una señal de lealtad a su jefe.

Dentro de un mes, Estados Unidos votará si Trump, de 74 años, permanece en la Casa Blanca para un nuevo mandato o si lo desaloja su rival demócrata Joe Biden.

Le puede interesar: Edad y peso, los factores de riesgo de Trump frente al covid-19

Médicos de Donald Trump

Los médicos de Donald Trump han señalado que está bien de salud.

AFP

Mensajes de apoyo

Los mensajes de apoyo al presidente Trump y a su esposa Melania se han multiplicado, y dirigentes de todo el mundo les han deseado una pronta recuperación.

De Corea del Norte hasta Brasil, pasando por los principales países europeos, adeptos o detractores de su Gobierno, le han deseado que se restablezca totalmente y cuanto antes.

También su principal adversario en este momento, el candidato demócrata a la Casa Blanca, Joe Biden, le expresó que espera una “pronta recuperación” y dijo que él y su esposa rezan para que sane. Pero también le pidió no hacerse el “duro” con la pandemia y “usar mascarilla”.

Barack Obama, predecesor de Trump en el Ejecutivo estadouniense, transmitió sus “mejores deseos” al Mandatario y a todos los enfermos de covid-19 en Estados Unidos.

“Estamos en medio de una batalla política en este momento (...), pero recordemos que todos somos americanos y seres humanos y queremos que todo el mundo sane, independientemente de su partido político”, dijo, refiriéndose a las elecciones presidenciales del 3 de noviembre.

El presidente de Colombia, Iván Duque, expresó sus deseos de “pronta recuperación” a su homólogo norteamericano, Donald Trump, y a su esposa Melania.

Lea también: Joe Biden da negativo en prueba de covid-19

El primer ministro británico, Boris Johnson, que también tuvo coronavirus y pasó algunos días en cuidados intensivos en abril, fue uno de los primeros dirigentes en enviar sus mejores deseos a Trump y a su esposa.

Especialmente caluroso fue el mensaje del presidente de Rusia, Vladimir Putin. “Estoy convencido de que su vitalidad natural, su fortaleza de espíritu y su optimismo le ayudarán a vencer a este peligroso virus”, señaló en un telegrama enviado a su homólogo estadounidense.

Tal vez el saludo más insólito fue el del líder norcoreano, Kim Jong Un, no por su contenido sino porque es la primera vez, según la agencia de prensa surcoreana Yonhap, que Kim envía un mensaje de solidaridad a un dirigente que tiene coronavirus.

El Gobernante dijo que “espera sinceramente que se recuperen lo antes posible. Espera que lo superen. Les envío un cordial saludo”, anunció este sábado la agencia estatal norcoreana Kcna.

El presidente chino, Xi Jinping, también envió su saludo al Mandatario republicano para que se restablezca “rápidamente”.

Pese a sus diferencias recientes, el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, deseó también “una pronta y completa recuperación” a Trump y su esposa.

“Mis mejores deseos al presidente @realDonaldTrump y @FLOTUS [cuenta de la primera dama estadounidense] para una pronta y completa recuperación”, tuiteó Ghebreyesus, cuya organización fue acusada por el estadounidense de incompetencia en la gestión de la pandemia y de haber tardado en alertar al mundo sobre los peligros que representaba el covid.

Vea también: Coronavirus llegó a Islas Salomón, país que dejó de ser uno de los pocos aún libres de covid-19

Desde Brasil, el presidente Jair Bolsonaro dijo confiar en que la recta final de la campaña electoral no se vea afectada por la enfermedad de Trump.

“Con fe en Dios, pronto estarán recuperados y su conducción del país y su campaña de reelección no serán perjudicados”, dijo en Facebook este férreo aliado del magnate republicano. “Ustedes ganarán y saldrán más fuertes, por el bien de EE. UU. y del mundo”, agregó.

Desde Berlín, la canciller Angela Merkel también envió sus mejores “deseos” de “recuperación” al inquilino de la Casa Blanca.

Al igual que el presidente francés Emmanuel Macron y su esposa Brigitte, que enviaron un mensaje de “amistad” y apoyo a Donald y Melania Trump.

Mike Pence

Ultraconservador y ferviente cristiano, el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, atrae todas las miradas luego de que el presidente Donald Trump anunciara que dio positivo por coronavirus.

Con una prueba negativa a la covid-19, obtenida horas después de que se confirmara el contagio del Jefe de Estado, Pence sigue siendo el único disponible de la dupla para hacer campaña en el terreno durante la hospitalización y cuarentena que atraviesa el Mandatario republicano, a un mes de las elecciones nacionales.

En segundo lugar en el orden de sucesión presidencial, la hipótesis de que tome las riendas de la mayor potencia del mundo y de la campaña, si Trump se ve impedido de asumir sus funciones, sigue siendo todavía muy hipotética.

Aspecto alineado, sonrisa discreta, canas cuidadosamente peinadas, el inconfundible estilo de Pence, a sus 61 años, es diametralmente opuesto al del estridente y polémico Presidente de Estados Unidos.

Muy activo en terreno, especialmente en el centro del país, el exgobernador de Indiana se define a sí mismo como “cristiano, conservador y republicano, en ese orden”.

Como gobernador, se distinguió como un heraldo de los valores familiares tradicionales: antiaborto, antimatrimonio igualitario y enemigo de la instalación de refugiados sirios en su estado.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS