Escuchar este artículo

La exitosa gestión hospitalaria de la Fundación Valle del Lili durante una pandemia sin precedentes

Abril 25, 2021 - 08:19 a. m. 2021-04-25 Por:
Elpais.com.co
Fundación Valle del Lili - Sede principal

Además de la sede Principal y Limonar, ubicadas en el sur de Cali, la Fundación Valle del Lili cuenta con las sedes de Avenida Estación, en el norte; Alfaguara cerca a Jamundí; y Betania, a las afueras de la ciudad.

El País

Durante los tiempos de crisis se conoce la fortaleza de las personas y su empatía por los demás, igual sucede en las organizaciones, donde grupos de talento humano trabajan con un mismo objetivo: superar las dificultades con eficiencia y continuar brindando un servicio de calidad.

Desde el año 2020, la pandemia del Covid-19 se convirtió en el mayor desafío inmediato para la humanidad, generando una emergencia sanitaria que ha puesto a prueba, como nunca antes en la historia, la sostenibilidad y vocación de servicio de todas las organizaciones, particularmente de las instituciones de salud a nivel mundial.

En Colombia, la Fundación Valle del Lili logró asumir esta responsabilidad de forma excepcional, adaptándose rápidamente a la nueva realidad y desplegando una estrategia institucional que no solo atendió las necesidades directas de los pacientes contagiados por Covid-19 y otras enfermedades de alta complejidad, también continuó desarrollando sus proyectos de infraestructura y crecimiento, potenció la investigación científica, optimizó sus recursos tecnológicos, controló su impacto ambiental, y además implementó proyectos sociales de gran impacto en la región.

Por ello, no sorprende que se haya mantenido como la cuarta mejor institución de salud en Latinoamérica, según el ránking de la revista América Economía, y que el doctor Vicente Borrero Restrepo, su Director General, haya sido escogido en 2020, como el empresario del año en la región pacífica por el diario económico La República.

Como afirma la doctora Marcela Granados Sánchez, Subdirectora General de la Fundación Valle del Lili, “el 2020 fue un año difícil para todas las instituciones y la nuestra no escapó a esta situación, pero si tuviera que resumir en pocas palabras las razones por las cuales logramos mantener la excelencia en nuestros servicios médicos, manejar la crisis y ser sostenibles, diría que son: talento humano y comunicación”.

Fundación Valle del Lili - Sede Limonar

Desde octubre de 2020 la Fundación Valle del Lili materializó una alianza estratégica con Comfandi, dando apertura a la nueva Sede Limonar, que cuenta con servicios médicos de alta complejidad (salas de cirugía y quimioterapia, laboratorio clínico, imágenes diagnósticas, entre otros), y capacidad para 102 camas, 78 para hospitalización y 24 para UCI.

Foto: Especial para El País

Comité Covid-19

Precisamente, para lograr esta articulación entre información y formación de todo el personal: médico, asistencial, administrativo y operativo, brindando el conocimiento y las herramientas idóneas para responder con eficacia y autocuidado durante sus labores en el contexto de la pandemia; la Fundación Valle del Lili estableció con prontitud, antes de conocerse el primer caso de Covid-19 en Colombia, un comité integrado por 64 personas de las diferentes áreas de la institución, que aún hoy siguen analizando cada paso a seguir y coordinan su ejecución, atendiendo siempre a las últimas evidencias científicas sobre la pandemia.

El plan estratégico de la Fundación Valle del Lili se acompañó de otros seis grandes procesos que fortalecieron su desempeño y contribuyeron a que, incluso en medio de una crisis sanitaria de proporciones mundiales, se cumpliera su cuádruple meta institucional: excelentes resultados en salud, asegurar la sostenibilidad del modelo de atención y alcanzar altos niveles de satisfacción en usuarios y personal.

Pasos para enfrentar una pandemia

La Subdirectora General explica que en primer lugar se definió el proceder de la Fundación Valle del Lili en coherencia con las medidas oficiales, para esto se estableció un “relacionamiento directo con el gobierno nacional, con los entes regulatorios como las Secretarías de Salud, Instituto Nacional de Salud y el Ministerio de Salud y Protección Social”. Así mismo, la adaptación a la nueva realidad, implicó una reorganización interna, “se aumentó la capacidad instalada tanto en infraestructura como en equipos, y a lo largo del 2020 se vincularon 158 personas a la institución”, comenta la doctora Granados Sánchez.

Las comunicaciones son otro aspecto fundamental que se reforzó desde un principio para brindar información precisa y de fuentes confiables a la población, como indica la Subdirectora General, “con la pandemia se originó otra crisis, denominada ‘infodemia’. Debíamos contrarrestar una gran cantidad de información no validada y a veces malintencionada. Por lo cual, desarrollamos una estrategia de comunicación interna y externa, alineada totalmente con las decisiones tomadas por el Comité Covid”.

Al mismo tiempo, la telemedicina se convirtió en una alternativa fundamental para llegar a más pacientes en sus hogares, logrando atender más de 66.000 personas por teleconsultas en el último año.

La pandemia también impulsó la investigación e innovación, “desde el comienzo fuimos conscientes de la responsabilidad en la generación de conocimiento, bajo los estándares del método científico”, expresa la doctora Granados Sánchez. Como resultado de esta vocación científica de los equipos de médicos investigadores y estudiantes, en 2020 se publicaron 40 estudios relacionados con la pandemia por el SARS-CoV-2 y otros más que se encuentran en curso.

Gracias a la vocación de servicio de todo su talento humano y el uso eficiente de los recursos tecnológicos, en la Fundación Valle del Lili se mantienen los estándares de excelencia y sostenibilidad aun en tiempos de pandemia. “Con este plan, pudimos atender a más de 13.000 pacientes con sospecha de Covid-19 en el 2020, 4.200 casos confirmados y 30.6% de la atención de los pacientes que requirieron UCI en Cali. Nuestros resultados son comparables con los de hospitales de países desarrollados”, concluye la doctora Marcela Granados Sánchez.

Fundación Valle del Lili - Doctora Marcela Granados

“Lo más valioso en una institución es su talento humano, con los 7.272 ciudadanos Lili trabajando juntos hemos logrado maravillosos resultados”. Dra. Marcela Granados Sánchez, Subdirectora General.

Foto: Aymer Andrés Álvarez / El País

Un modelo educativo eficiente

En sincronía con el desarrollo de investigaciones, a nivel educativo el Hospital Universitario Fundación Valle del Lili continuó con sus funciones, adaptándose a modalidades que alternan la presencialidad con la virtualidad.

De acuerdo con el doctor Luis Alberto Escobar Flórez, Subdirector de Educación de la Fundación Valle del Lili, “los médicos internos, de los semestres 11 y 12, así como los que están en primera y segunda especialización, siguieron encargados de sus actividades académicas y asistenciales. Para los demás estudiantes diseñamos un modelo de alternancia llamado 4 X 10, así logramos que los estudiantes entendieran el comportamiento del virus, inmersos 4 días en la institución y 10 días en sus hogares, trabajando desde la virtualidad y la simulación”.

El doctor Escobar Flórez también destaca el trabajo realizado desde el Centro de Estudios en Simulación y Educación Continua (CESEC), de la Fundación Valle del Lili, “en este centro de estudio logramos realizar la capacitación general, enseñando los diferentes protocolos de seguridad a todo el personal de la institución, apoyados por nuestros docentes, fue un trabajo fundamental para enfrentar la pandemia”.

2020 en cifras

-828.352 fue el total de pacientes atendidos durante el año.
  
-48.726 pruebas de laboratorio para la detección de Sars-Cov-2 se realizaron en 2020.

-10.759 casos fueron reportados como sospechosos de Covid-19 en 2020, entre ellos 3.347 resultaron positivos.

-396 camas de hospitalización se dispusieron, 188 para UCI, y en medio de la pandemia se habilitaron 48 camas adicionales.

-20% de aumento tuvo la planta de personal durante la pandemia. Se pasó de 3.936 ciudadanos Lili a 4.834, es decir que en este periodo se generaron 898 cargos nuevos.

Más pacientes satisfechos

Fundación Valle del Lili

3.600 pacientes, el 91% de casos con una intención curativa, fueron tratadas en el Centro de Excelencia en Cáncer de Mama de la Fundación Valle del Lili, durante el 2020.

Foto: El País

99% de satisfacción fue la calificación que recibió la Fundación Valle del Lili por parte de las entidades aseguradoras, reconociendo sus esfuerzos por mantener la excelencia médica en un contexto de pandemia.

98% de satisfacción fue la calificación de los pacientes y sus familias por la atención y la información recibida en la Fundación Valle del Lili durante el 2020.

99,7% fue el nivel de satisfacción que manifestaron los pacientes con diagnóstico positivo de Covid-19, y sus acompañantes.

100% fue el nivel de implementación de todos los recursos y estrategias para atender las necesidades de comunicación cercana, información confiable y educación de los pacientes en un contexto de pandemia.

65 especialidades médicas fueron habilitadas por el Servicio de Telemedicina, operando para satisfacer un 85% de las necesidades de salud de los pacientes afiliados a las diferentes entidades que tienen convenio con la Fundación Valle del Lili.

60.000 atenciones efectivas y seguras se realizaron en 2020 a través de los servicios de teleconsulta ambulatoria y de urgencias.

“Para las pacientes de nuestra región es una maravilla que exista un Centro de Excelencia en Cáncer de Mama, porque se ven muy beneficiadas con diagnós- ticos en estados más tempranos y pronósticos más positivos”.

Dra. Diana Felisa Currea Perdomo
Jefe de Cirugía Oncológica

Investigación e Innovación

Fundación Valle del Lili - Investigación

Los avances se desarrollan desde el Centro de Investigaciones Clínicas (CIC), que cuenta con una infraestructura física única en el país.

Foto: El País

Primer puesto en el Ránking Scimago 2020, este es el lugar que ocupó la Fundación Valle del Lili en la categoría de investigación, entre las instituciones del sector salud de Colombia. También ocupó el octavo puesto en investigación, entre la instituciones universitarias a nivel nacional.

267 publicaciones científicas, de las cuales el 40% estuvieron relacionadas con aspectos del Covid-19, se desarrollaron en esta institución durante el 2020.

5.800 millones de pesos fue la inversión en investigación que realizó la Fundación Valle del Lili en 2020, un 50,2% más que en el año anterior.

33 investigaciones se realizaron en alianzas con otros centros académicos nacionales e internacionales.

4 patentes de invención se aprobaron en 2020 a título de la Fundación Valle del Lili, 3 de ellas en Colombia y una en Brasil. También se obtuvo una patente para modelo de utilidad en Estados Unidos.

“Estamos investigando con nuestra propia información, eso quiere decir que seguiremos aportando al avance de la ciencia médica en este momento tan importante”.

Sergio Iván Prada Ríos
Subdirector de Investigación e Innovación

Gestión ambiental

Fundación Valle del Lili - Gestión ambiental

La Fundación Valle del Lili cuenta con una planta de agua potable autónoma, que provee de agua libre de organoclorados a pacientes y personal.

Foto: El País

Más de 18.000 batas de tela antifluido, antimicrobiana y lavable, fueron adquiridas para garantizar las condiciones de bioseguridad al personal médico y asistencial, disminuyendo el impacto ambiental.

3.000 metros cúbicos de agua, al mes, se ahorran con la Fórmula 19 desarrollada por la Fundación Valle del Lili para lavar eficientemente ropa contaminada con Covid-19 y disminuir factores de riesgo para el personal de lavandería.

756.635 documentos se digitalizaron a lo largo del 2020, disminuyendo el consumo de papel que se utiliza en las impresiones.

El 95% de los trapeadores utilizados en la limpieza fueron reemplazados por mopa de microfibra, lo que ha generado un ahorro de 203 metros cúbicos mensuales de agua en el lavado.

A través del programa Lili Respira se desarrolló la aplicación de movilidad sostenible Try My Ride, con la cual se incentiva el uso de medios de transporte eficientes, que contribuyan a mejorar la calidad del aire y la movilidad.

5.500 colaboradores se movilizaron a través de las rutas institucionales, fortaleciendo la movilidad sostenible y reduciendo la huella de carbono 3 al evitar que personal de la institución se transporte en más vehículos.

146 colaboradores de la institución son Visores Ambientales, entrenados para vigilar el cumplimiento de los objetivos ambientales desde sus áreas.

Desde el año 2015, la Fundación Valle del Lili pertenece a la ‘Red de Hospitales Verdes y Saludables de Salud Sin Daño’, una filial de la ONU, que promueve políticas ambientales para disminuir los efectos del cambio climático en 72 países.

Responsabilidad social

Fundación Valle del Lili - Telemedicina

Desde el inicio de la pandemia se habilitaron 65 especialidades médicas en la modalidad de teleconsulta ambulatoria.

Foto: El País

2 hospitales, el Luis Ablanque de la Plata (Buenaventura) y el San José (Buga), fueron apadrinados por la Fundación Valle del Lili a través del Plan Padrino, un programa de apoyo médico y administrativo, realizado en alianza con ProPacífico. Actualmente se está implementando en otros 4 hospitales del Litoral Pacífico.

En 2020 se realizaron 2.300 contactos telefónicos de acompañamiento a pacientes por parte de la Asociación Voluntariado.

21 cirugías se realizaron dentro del programa social Operación Sonrisa, y en el programa de Jornadas Quirúrgicas de Columna otras 5 cirugías.

370 videollamadas de apoyo emocional a pacientes hospitalizados, incluso aquellos con Covid-19, realizó el grupo Sinfonía de Sonrisas.

“El Hospital Padrino se une con la telemedicina para ampliar la capacidad de atención del hospital de menor complejidad, disponiendo de forma remota a los especialistas médicos que se necesiten en estas comunidades”.

Dra. María Fernanda Escobar Vidarte
Jefe del Servicio de Telemedicina

Hospital Universitario

Fundación Valle del Lili - Centro de Simulación

984 ciudadanos Lili, entre los que se encuentran estudiantes de pregrado y posgrados, fueron entrenados en el CESEC para el uso seguro de elementos de protección personal, así como en la práctica de procedimientos críticos en pacientes con Covid-19.

Foto: Especial para El País

La Fundación Valle del Lili tiene 11 convenios activos de docencia-servicio con instituciones de educación superior acreditadas en Colombia, el principal de ellos con la Universidad Icesi.

1.136 personas se formaron en diferentes programas académicos de la Fundación Valle del Lili Hospital Universitario, entre ellos 498 en pregrados de medicina y 316 en posgrados clínicos.

En 2020, 2 quirófanos fueron adecuados para realizar transmisiones vivo, de actividades quirúrgicas, con fines académicos.

De forma virtual, se realizaron 103 eventos académicos, obteniendo un alcance total de 21.963 asistentes, nacionales e internacionales.

“Siguiendo un modelo de alternancia cumplimos todos los objetivos académicos del 2020, formando a un total de 1.136 personas”.

Dr. Luis Alberto Escobar Flórez
Subdirector de Educación

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS