Escuchar este artículo

Así funcionan las aulas de clase en el HUV para niños que están hospitalizados

Junio 07, 2021 - 06:09 p. m. 2021-06-07 Por:
María Camila Rentería, del Semillero de Periodismo UAO- El País
Aulas hospitalarias 1

Con el programa Aulas Hospitalarias, de la Gobernación del Valle, el menor enfermo y su familia reciben en el HUV acompañamiento emocional para sobrellevar la patología. Además, se busca que el niño durante sus días de hospitalización no se desconecte del sistema educativo.

Foto: Jorge Orozco | El País

En Colombia, el Ministerio de Educación reglamenta el apoyo académico especial a las aulas hospitalarias que reciben niños con enfermedades, para que su ausencia en el sistema no afecte de manera significativa su rendimiento académico.

En 2016 el Hospital Universitario del Valle, HUV, inició el fortalecimiento del programa Manejo Integral del Menor Hospitalizado. Desde entonces, la atención escolar a niños, niñas y adolescentes en situación de enfermedad y hospitalización ha ido mejorando. Para el 2020, la Gobernación del Valle aprobó la implementación del programa Aulas Hospitalarias, asistido por la Secretaría de Desarrollo Social. Bajo este modelo el HUV atendió 420 niños en 2020. Y entre el 1 de enero y el 30 de abril de 2021 116 de ellos, provenientes principalmente del Valle, Cauca y Nariño, se han beneficiado.

Jimena Toro, secretaria de Desarrollo Social, explica parte del proceso. “Llevamos la Biblioteca Departamental para que hiciera exposiciones en el lobby del hospital, de fotografías, de retratos. Incolballet una vez a la semana hacía shows en el auditorio, para que la gente llegara a un hospital más ameno”.

El programa promueve el equilibrio emocional y afectivo, busca desarrollar la resiliencia y brindar apoyo académico especial. Este último, como garantía de los derechos de niños y adolescentes que se encuentran en estado de enfermedad o incapacidad prolongada.

Hoy el equipo humano de Aulas Hospitalarias está conformado por Lina Sepúlveda, docente de planta, y la facilitadora cultural Claritza Bedoya. Además, practicantes del Instituto Departamental de Bellas Artes, la Universidad Santiago de Cali, y la Universidad del Valle, que se vinculan desde distintas líneas pedagógicas.

Lea también: Las universidades caleñas y su papel mediador por un país más justo

‘Arte y parte’

Bellas Artes emplea la metodología ‘Arte y parte’, que reconoce el arte como necesidad humana y agente de fortalecimiento de la resiliencia.
“Queremos que ellos se den cuenta de que tienen esa capacidad y que, a lo mejor, esta situación de la hospitalización, de pasar por un proceso de salud complejo, interfiere el desarrollo de un proyecto de vida, entonces buscamos que el arte sea ese lugar donde puedan poner su visión de lo que están viviendo”, comenta Ruth Dayana Torrealba, coordinadora de Inclusión Social del Instituto.

Actualmente, Bellas Artes aporta seis practicantes al proyecto enfocando tres líneas artísticas. Desde las artes escénicas trabajan a través del clown, entendiendo la risa como una estrategia para promover en los niños la motivación. En la música, trasladan los instrumentos a aulas hospitalarias para que los pequeños puedan asociar sus emociones con los tonos y las distintas formas de expresarlos. Y con las artes plásticas buscan que puedan exteriorizar lo que sienten a través de la elaboración.

Cada niño lo vive como un proceso personalizado, en el que las artes escénicas, la música y las artes plásticas son experiencias que les permiten desarrollar habilidades blandas.

Y no solo se trabaja con los niños. El cuidador es parte fundamental del proceso. “Tenemos un equipo que prepara las mismas actividades para el acompañante adulto o cuidador, que puede replicar estas estrategias en casa... Incluso, se trabaja también con el equipo médico o terapéutico”.

Aulas hospitalarias - HUV 2

Las clases son personalizadas. A diario, la profesora de planta recibe un censo de los niños que permanecen en el hospital y traza el plan de trabajo para esa jornada.

Foto: Jorge Orozco | El País

Pedagogía y aprendizaje

Luz Karime Giraldo, directora de la Licenciatura en Educación Infantil de la Universidad Santiago de Cali, manifiesta que la institución trabaja una línea de actividades didácticas con los niños.

“Elaboramos con la orientación de las personas que están en las aulas cuáles son los acompañamientos pedagógicos que necesita cada uno de los niños, porque cada niño tiene una situación diferente. Nuestro acompañamiento es toda la parte educativa para que ellos no vayan a tener un retroceso en su proceso de aprendizaje”. Los menores requieren mayor acompañamiento es en los procesos matemáticos y el trabajo de lectoescritura. Pero se trabajan las demás áreas teniendo en cuenta los temas que desarrollan en sus escuelas.

Este año, la Universidad Santiago de Cali tiene tres practicantes que aportan desde el modelo pedagógico y la revisión teórica y tres practicantes más que iniciaron el proceso de acompañamiento presencial el pasado mes de mayo.

Una practicante en el programa Aulas Hospitalarias de 2020 fue Evelyn Valencia Rojas, hoy egresada del programa de Licenciatura en Educación Preescolar. Aunque por la coyuntura de la pandemia no estuvo de forma presencial, destaca que “fue una experiencia enriquecedora porque son retos que uno en la educación no se imagina que en algún momento le toca enfrentar, porque aquellos niños que están en las aulas hospitalarias también merecen continuar con un proceso pedagógico como un niño de un aula regular”.

Recuerda que, en un inicio, le fue difícil saber que trabajaría con niños con cáncer, pero la experiencia fortaleció su inteligencia emocional. “Cada aporte que construía para ellos lo hacía con amor, no con tristeza ni con sentimiento de dolor, sino que me hice fuerte para poder brindar lo mejor de mí”.

Más Aulas Hospitalarias en el Valle

Estar internado en un centro hospitalario genera diversidad de emociones, como estrés. Por eso, las Aulas Hospitalarias permiten que los niños continúen con su rutina de aprendizaje. Es importante reconocer que estos espacios no reemplazan la educación tradicional, pero sí permiten que los niños y adolescentes no se desconecten del sistema educativo. Además, cuando detectan que un niño está fuera de este, es reportado a la Secretaría de Educación para ser vinculado.
La Secretaria de Desarrollo Social planea que el modelo del HUV se replique en otros hospitales del departamento. “Lo más probable es que proyectemos una ordenanza para que este programa de Aulas Hospitalarias con el tiempo no se vaya a caer, es un proyecto que tengo en mente, iniciamos con el HUV, pero estamos en esa tendencia de manejar niños en otros hospitales, para que el niño, así esté quince días en el hospital, no pierda su escolaridad”.

Obtén acceso total por $9.900/ trimestre Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS