Tejedoras de versos: este domingo culmina el 38 Encuentro de Poetas Colombianas en el Museo Rayo de Roldanillo

Julio 22, 2022 - 11:55 p. m. 2022-07-22 Por:
Daniela del Mar Peña Guatusmal, reportera de El País.  
Encuentro 38 de Mujeres Poetas Colombianas

Así se vivió esta versión del encuentro, en el que se le rindió homenaje a las Almadres, Meira del Mar y Maruja Vieira por su recorrido y aporte a la poesía colombiana.

Aymer Andrés Álvarez

Si para llegar a mí debo renunciar a todo/ de todo me despido y de todo me desprendo / me invocaré sin voz, a lágrima viva, / llevo conmigo la respuesta”, fueron los versos que llegaron a la mente de Guiomar Cuesta mientras conducía por las calles de Bogotá, “porque así es el arte, es del alma y si llega, es necesario orillar el carro y escribir lo que viene de la inspiración”, cuenta la maestra proveniente de Medellín, pero que lleva más de tres décadas en la capital colombiana, y que, además, desde hace 35 años no ha faltado a ningún Encuentro de Poetas Colombianas, en Roldanillo, organizado por Agueda Pizarro en el Museo Rayo.

La poesía femenina es parte de la magia de este municipio vallecaucano, donde se unen las voces de las Almadres -poetas con gran trayectoria– y de las nuevas voces de las poetas colombianas que se reúnen en este encuentro, que culminará mañana, domingo 24 de julio, a las 3: 00 p.m. con la presentación de las esperadas Cantoras del Patía.

Durante este mes todos los caminos de Colombia parecen conducir al Museo de Ómar Rayo, adonde llegan mujeres desde Obando, como la poeta de 80 años María Orfa Vanega hasta la selva pacífica; y voces de comunidades indígenas como las Inga, Embera, Misak, y Nasa, que vacían al cielo sus versos, transportando a los asistentes a un viaje por sus paisajes fríos, húmedos y montañosos.

Vea también:  ¿Y si la máquina de Andrés Caicedo hablara? Los secretos del escritor que se revelarán hoy

Versos que combinan los lenguajes propios de las comunidades. Mujeres sensibles a la realidad social, donde la inspiración nace desde la siembra en la ‘chagra’ (huerta) con el ‘Achala Taita’ (abuelo), hasta el estallido social de abril de 2021, como lo expresó en uno de sus poemas Aura María Muyuy Ojeda, poeta indígena Inga: “La minga se preparaba, para salir a marchar,/ los niños, las niñas, las mamás y los papás, los jóvenes y demás, todos cantamos sin parar,/ en busca de lo que nosotros llamamos justicia social.”

Este ha sido un año especialmente importante para las mujeres poetas, las ‘Almadres’, que han sido fuente de inspiración para las tejedoras de versos. En esta ocasión, 250 mujeres acudieron al llamado de la poeta Águeda. Se rindió homenaje a las maestras Encarnación García, a los 100 años de la ‘Almadre’ Meira del Mar (quien murió en 2009 y este año celebraría su centenario) y de Maruja Vieira, ambas importantes voces de la literatura y merecedoras de gran reconocimiento cultural.

a vida, nos permite aprender las unas de las otras, y mejorar con los trabajos propios. Por ejemplo, cuando escucho a Maruja Vieira yo evalúo mis poemas y me inspiro a mejorar”, comenta Guiomar, quien considera que la poesía no debe quedar guardada en las “pilas de papeles del escritorio”, sino que debe darse a conocer, porque el arte hay que compartirlo.

Le puede interesar: Falleció la investigadora colombiana Adriana Orejuela, autora de una de las grandes obras sobre música cubana

“La literatura femenina colombiana, y en especial, la poesía debe ser reconocida, para dejar a un lado el estigma de que las mujeres poetas somos desocupadas que escribieron unos ‘versitos’ ahí”, agrega Guiomar.
Por eso ella, junto a su esposo, –quien usualmente la acompaña a los encuentros–, se han especializado en literatura afrocolombiana, y creado su propia editorial: Apidama, donde han publicado los textos de distintas mujeres ‘afro’, entre ellas la maestra Mary Grueso Romero.

La poesía no tiene etnia

Mary Grueso, una mujer del Pacifico –quien luce con orgullo sus trenzas–, se presenta como ‘maestra, poeta, escritora y narradora oral colombiana’, un título imposible de derrocar para la que es considerada es una de las representantes más emblemáticas de las comunidades afro. Ella se ha ganado un lugar en la lista de personajes literarios que reivindican y resaltan la cultura a la que esta poeta llama dignamente: “Negra”.

Para ella, la literatura es una manera de dar a conocer lo que la identifica y a quienes la acompañan en su terruño, “es importante resaltar nuestras raíces por medio de la poesía, porque estas son el cordón umbilical que nos da la identidad, la base de lo que somos”.

Una posición que se ha visto claramente reflejada en sus versos y cuentos infantiles, o en uno de sus más reconocidos poemas: “Yo soy negra como la noche, / como el carbón mineral, / como las entrañas de la tierra / y como oscuro pedernal. / Así que no disimulen / llamándome de color / diciéndome morena / porque negra es que soy yo”.

Vea además: HBO MAX presentó nuevo tráiler de la Casa del Dragón, precuela de Juego de Tronos

Este año, el trabajo de la maestra Mary Grueso fue reconocido a nivel nacional por el Ministerio de Cultura en un homenaje en la Feria del libro de Bogotá. Su extensa obra de literatura infantil fue recogida en una ‘maleta’ muy especial, que contenía algunos de sus textos en una ‘Caja literaria’, los cuales tenían como destino las bibliotecas y escuelas públicas del país. Lo que significa para esta poeta todo un reconocimiento a las etnias afro.

“Estamos luchando para que se distinga nuestra forma de hacer poesía, que en algunas ocasiones se confunde con el folclor. Lo que nosotros traemos sí son poemas, solo que no podemos hablar de lo mismo, porque es imposible que teniendo el mar a siete metros no hablemos de este, de las parteras, de las ballenas, de lo que somos”. 

La artífice de tal hazaña  es Agueda Pizarro Rayo, quien ha invitado a la poesía a ser parte de su vida, del Museo Rayo, quien desde 1984 ha reunido a las poetas colombianas, para levantar la voz y recitar los versos que las identifican. “Este es un encuentro maravilloso donde todas nos damos voz y le damos voz a la poesía, un espacio donde todas cabemos, no importa de donde venimos”.

Lee todo el contenido de El País sin límites. Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS