Van 34 personas quemadas con pólvora en el Valle del Cauca

Van 34 personas quemadas con pólvora en el Valle del Cauca

Diciembre 13, 2018 - 10:33 a.m. Por:
Redacción de El País
Pólvora

Las petacas, las culebras, las papeletas y los tumba ranchos son productos de pólvora que están prohibidos por la ley y no pueden ser producidos, transportados o comercializados. Autoridades anuncian operativos.

Archivo de El País

En los primeros trece días de diciembre se registraron 34 casos de personas lesionadas por manipulación de pólvora en el Valle del Cauca, informó este jueves la Secretaría de Salud del departamento.

Los municipios más afectados son Cali, con 12 casos; Palmira (5), Tuluá (3), Sevilla (3) y Cartago (3).

La cifra de heridos hasta ahora supera el récord del 2017, pues a la misma fecha se registraban 25 quemados.

Llama la atención que 14 de los lesionados del departamento son menores de edad, pues las restricciones de las autoridades prohíben la manipulación de pólvora para esta población, y castigan a los padres responsables.

Los registros también indican que la mayor parte de los heridos son hombres (29), mientras solo 5 son mujeres.

Mientras tanto, en todo el país van 219 lesionados por pólvora, diez casos más que en el mismo período del 2017.

Lea también: '¿Cómo es perder un ojo o una mano en diciembre? Las lecciones no aprendidas de la pólvora'.

Los departamentos con más registros son Atlántico (45), Valle (34) y Antioquia (21).

En Cali, para hacerle frente a esta situación, se expidió la semana pasada un decreto en el que se suspende la venta y la comercialización de cualquier tipo de pólvora a partir del 1 de diciembre de 2018 hasta el 8 de enero de 2019.

Además, en la ciudad no se expedirán permisos para el uso temporal en el espacio público con ventas ambulantes, estacionarias o informales de pólvora, fuegos artificiales o artículos pirotécnicos.

También se prohibió el uso o la manipulación de artículos pirotécnicos o fuegos artificiales a menores de edad y a personas en estado de embriaguez.

En caso de encontrar a un menor haciendo uso de la misma, las autoridades están en la capacidad de decomisar el producto y poner al menor a disposición de un defensor de familia, quien determinará las medidas de protección a adoptar.

Por último, las personas que comercialicen o vendan este producto recibirán una sanción pecuniaria que oscilará entre dos a 20 salarios mínimos legales mensuales vigentes, teniendo en cuenta la categoría a que pertenezcan los artículos pirotécnicos o fuegos artificiales.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad