¿Qué deben esperar Cali y el Valle en los cuatro años de gobierno de Gustavo Petro?

Agosto 06, 2022 - 11:55 p. m. 2022-08-06 Por:
Hugo Mario Cárdenas López., Reportero de El País
Valle - Economía - Industria

De acuerdo con la gobernadora del Valle, Clara Luz Roldán, “tenemos una gran expectativa y confiamos en que vamos a adelantar un trabajo articulado con el Gobierno Nacional para continuar con proyectos estratégicos para el departamento.

Foto: Aymer Álvarez / El País

Aunque el presidente de la República saliente, Iván Duque Márquez, aseguró el pasado domingo en una entrevista con El País que el Valle del Cauca fue una de las regiones que más se benefició en su gobierno en materia de inversión, son varios los sectores que esperan atención preferencial en el mandato que inicia hoy Gustavo Petro.

De acuerdo con la gobernadora del Valle, Clara Luz Roldán, “tenemos una gran expectativa y confiamos en que vamos a adelantar un trabajo articulado con el Gobierno Nacional para continuar con proyectos estratégicos para el departamento.

“Es necesario concretar iniciativas fundamentales para la competitividad de la región como la vía Mulaló-Loboguerrero, el dragado del canal de acceso al puerto de Buenaventura y el Tren de Cercanías, proyectos que son también de interés del país”, recalca la Gobernadora del Valle del Cauca.

Igualmente, el departamento espera el concurso del Gobierno Nacional para contar con los recursos que garanticen la reactivación económica y el agro, campos que la Gobernación ha venido impulsando a través de programas como Valle INN, con el que se ha logra generar más de 19.000 empleos, según las cifras oficiales.

“Lo que he propuesto es un todos ponen. Pone la Nación y nosotros buscamos recursos para completar. Esto nos permitiría un mayor impacto.

En el Valle del Cauca hemos realizado esfuerzos importantes para consolidarnos como un territorio de paz y, por ello, necesitamos recursos para adelantar varios proyectos que nos hemos planteado”, indica la gobernadora Clara Luz Roldán.

Al respecto, la directora ejecutiva de Propacífico, María Isabel Ulloa, afirma que el Valle del Cauca y la región Pacífica esperan con el nuevo Presidente realizar un trabajo articulado en las prioridades señaladas para la región, no solo en términos de lo social que es fundamental.

“Necesitamos seguir trabajando con los jóvenes, con toda esa población vulnerable que tanto lo necesita, sino también en la educación de calidad, en el acceso ala salud, la infraestructura tan necesaria para nuestra región, vías como la Buga-Buenaventura, la Cali-Rumichaca, entre otros temas que son fundamentales, así como el cuidado a nuestro medio ambiente. Esperamos un presidente comprometido con esta región”, considera la Directora Ejecutiva de Propacífico.

Para el experto económico y asesor empresarial Carlos Andrés Pérez, en el caso del Valle la estructura exportadora de alimentos agrícolas y agroindustriales ha mostrado un destacado desempeño por varias décadas, y más recientemente la posibilidad de exportar productos de aseo y cuidado personal, así como productos del cluster de la moda, representa una gran posibilidad de exportaciones que es necesario apoyar.

“En materia de atracción de inversión, se ha desencadenado en los últimos años una llegada acelerada de compañías de capital extranjero interesadas en exportar servicios relacionados con tecnología, y en ese frente es fundamental cerrar las brechas en materia de formación de talento, de capital humano, para que esas empresas logren encontrar en Colombia y en el Valle del Cauca el talento que requieren para desempeñar sus actividades”, dice Pérez.

El tema de la seguridad, no solo en algunos municipios del Valle del Cauca, sino en su capital, es otro asunto en el que se espera que el presidente Gustavo Petro contribuya a reducir esos índices de violencia y bajar la tasa de delitos de alto impacto como el hurto y la extorsión.

Sobre ese tema en particular, la gobernadora del Valle, Clara Luz Roldán, ha pedido “una mirada especial en temas de seguridad y convivencia, necesitamos más pie de fuerza, presencia de la Fiscalía y fortalecer la inteligencia, porque no podemos permitir que organizaciones delincuenciales, disidencias y bandas de narcotráfico, continúen afectando a los vallecaucanos con enfrentamientos que dejan muerte y dolor, y con amenazas y extorsiones”.

Los pendientes en Cali

La situación social y de seguridad en la capital del Valle del Cauca, producto de todos los fenómenos sociales y la disputa de organizaciones criminales por el control territorial en sectores del Pacífico, es también un problema estructural que esperan una solución desde el Gobierno Nacional.

Al cierre del 2021, Cali registró una tasa de 54 homicidios por cada cienmil habitantes, mientras ciudades como Bogotá y Medellín registraban cifras de 20 y 27 homicidios por cada cien mil habitantes respectivamente. Igualmente, la cifra de hurtos y los casos de extorsiones elevan la percepción de inseguridad en la ciudad.

El analista y politólogo Gustavo Orozco considera que lo importante es que el nuevo Presidente realmente priorice la región Pacífica como un todo, siendo el epicentro de la violencia en el país.

“Lo que esperamos realmente, más allá de anuncios de estrategias que no se cumplen y que no producen resultados, es que la situación de seguridad en el departamento, y especialmente en Cali, mejore con evidencia tangible, con menos muertos y menos robos, que son los delitos que más nos están impactando en el día a día a todos los caleños y a todos los vallecaucanos”, indica Orozco.

El concejal Roberto Ortiz también considera que no puede desligarse a Cali de todos los fenómenos violentos que azotan a la región Pacífica; una de las zonas con más necesidades del país. “Fue una región clave en el triunfo del presidente Gustavo Petro en las pasadas

elecciones presidenciales y es también una región donde podemos ver pobreza, desigualdad, violencia, y esos fenómenos se trasladan a Cali con la llegada de personas que a diario huyen de la situación en sus territorios”.

El fenómeno del desplazamiento eleva las problemáticas sociales porque la gran mayoría son personas que llegan sin oportunidades, con sus necesidades básicas insatisfechas y que huyen de entornos laborales muy distintos a los que ofrece la ciudad.

“Debe haber una mayor inversión de recursos en Cali. Hoy tenemos una ciudad en total inseguridad; ya los grupos de insurgencia están atacando en la zona rural de Jamundí y estamos a 20 minutos de ese municipio; entonces el nuevo Gobierno debe enfocarse en inversión social, pero también en fortalecer la seguridad junto al alcalde de turno para garantizarles la tranquilidad a los caleños”, agrega el concejal Roberto Ortiz.

Además de los temas ya mencionados, el también concejal Juan Martín Bravo explica que es necesario que el nuevo Presidente ataque problemáticas profundas como el narcotráfico, que se viene agudizando en departamentos aledaños como el Cauca.

“En el tema de desarrollo de región lo importante es buscar la forma de seguir atrayendo el sector empresarial porque hoy por hoy no hay confianza en instituciones como la Alcaldía de Cali. Eso hace que no lleguen inversionistas importantes”, concluye el concejal Juan Martín Bravo, quien cree que Cali y el Valle tienen el potencial de ser despensa alimentaria.

VER COMENTARIOS