Alerta en Jamundí por acción de carteles Sinaloa y Jalisco

Escuchar este artículo

Nueva alerta por acción de Carteles de Sinaloa y Jalisco en Jamundí

Julio 04, 2019 - 11:30 p.m. Por:
Redacción de El País
Jamundí

Uniformados de la Policía, portando armas largas, hacen parte de las unidades que patrullan los caminos que conducen a Villacolombia y La Liberia. Cada uno debe usar chaleco antibalas.

El País

Desde hace un tiempo el defensor del Pueblo, Carlos Alfonso Negret, lo viene advirtiendo: carteles mexicanos están controlando desde Colombia la ruta del narcotráfico.

En julio de 2018, por ejemplo, Negret, en entrevista con El País, dijo que “en sectores que tienen que ver con el Pacífico nosotros hemos alertado hace más de un año que existe el cartel de Sinaloa y que ellos se vinieron de México a Colombia para controlar toda la ruta de los cultivos, el procesamiento y el transporte de la droga hacia el extranjero”.

Y el miércoles, desde Cali, el mismo Defensor del Pueblo volvió a hablar de esta preocupación, pero esta vez de una parte específica como lo es la zona rural del municipio de Jamundí, Valle.

“El año pasado la Defensoría del Pueblo lanzó una alerta temprana sobre Jamundí. Ahí contamos que a esa zona habían llegado 12 personas de Norte de Santander de un grupo denominado Los Pelusos o EPL, y hoy ese grupo tiene entre 150 y 200 personas en todo su ejercicio delictivo en el norte del Cauca, con buena conexión con Jamundí”, afirmó Negret.

Lea también: Preocupación por desplazamiento interno e inseguridad en Buenaventura

“También advertimos que estaban en todo el corredor del narcotráfico, y lógicamente como lo hemos advertido en Buenaventura, en Tumaco, en Caquetá, ahí están los carteles mexicanos de Sinaloa y de Jalisco comprando directamente la droga”, aseguró el Defensor, quien agregó que “por eso lo que tenemos que hacer es darle garantías de producción a los campesinos, indígenas, afros, para que no cultiven la hoja de coca, sino productos que puedan vender ellos fácilmente”.

A su vez, el ministro de Defensa, Guillermo Botero, informó ayer que hay infiltración de carteles mexicanos en todos los cultivos ilícitos.
“Nosotros hemos colocado a Jamundí como un lugar prioritario de erradicación de cultivos ilícitos, porque verdaderamente es lo que está afectando al Valle del Cauca”, dijo Botero.

“Pero también hay otra preocupación grande y es que muchos capos que en el pasado fueron extraditados a los Estados Unidos están volviendo al Valle y han tenido discusiones con los testaferros y esto ha influido en el aumento de muertes violentas en la región, especialmente el norte del Departamento”, acotó el Ministro.

Incluso, en una columna de Mario Fernando Prado, titulada Alerta Jamundí (III) y publicada en junio pasado en este diario, se dijo que “un candidato a la alcaldía que está bien dateado le confirmó a Sirirí la presencia de un hijo del ‘Chapo’ Guzmán y de un señor al que le dicen bombón o chupeta, de altos ejecutivos de los carteles de Sinaloa y de los Soles amén de los CEO del ELN, los disidentes de las Farc, la delincuencia común y hasta mercenarios al servicio de tales grupos armados”.

Situación en zona rural de Jamundí

En la zona rural de Jamundí, Valle, según fuentes de inteligencia, hay una lucha por el control del narcotráfico. Hay grupos armados residuales (GAO), como Los Pelusos o EPL que permanecen sobre el sector de Villacolombia, La Cabaña, La Libería y toda la parte alta del municipio, cerca a la zona del Naya. También hay algunos disidentes de las Farc.

“Estamos realizando operativos en la zona y los estamos afectando financieramente y en retaliación a eso cometen diferentes tipo de acciones, como secuestros. Estos grupos no tienen ninguna ideología, ninguna motivación que los conduzca a un fin diferente que no sea el económico y a manejar el narcotráfico en la zona. Tenemos un problema y es que hay una pequeña parte de la población que no entiende y permite el ingreso de los laboratorios de droga y demás, por eso hay que trabajar en ese aspecto”, manifestaron las fuentes.

Una de las víctimas recientes de esas retaliaciones de las que hablan las autoridades es el arquitecto Carlos Ómar Ossa Velásquez, plagiado el mes pasado en el corregimiento de Potrerito, zona rural de Jamundí.

Un disidente de las Farc, conocido como alias Majimbú, sería el responsable del secuestro, según el general Fernando Murillo, director del Gaula de la Policía Nacional.

Por su parte, Andrés Vilamizar, secretario de Seguridad de Cali, en su momento dijo que “ha habido un trabajo extraordinario de las autoridades que han dado golpes a la banda de Los Pelusos en Jamundí y Cali, y hay un vacío que se quiere recuperar por parte de otros grupos armados”.

“No vamos a permitir que se vuelva a vivir la época del pasado con grupos armados en las goteras de la ciudad, vamos a desarticular a todo grupo”, exclamó Villamizar.

Entre tanto, la Gobernadora del Valle, Dilian Francisca Toro, esta semana le hizo un llamado al Gobierno Nacional y reclamó la erradicación de cultivos de coca en el municipio de Jamundí, en donde según cifras recientes, las tierras sembradas superan las 1400 hectáreas.

“Una de nuestras solicitudes, que además se la estoy enviando al señor Presidente de la República, es diciéndole que necesitamos erradicar ya, que él tiene que tomar la decisión de que Jamundí también sea un municipio erradicado de coca para que podamos tener la tranquilidad, no generar más actos de violencia, ni tampoco más líderes sociales ni más líderes políticos muertos”, expresó la Mandataria.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad