Escuchar este artículo

Los problemas del sistema penal para juzgar delitos cometidos por adolescentes

Enero 14, 2021 - 03:35 p. m. Por:
 Redacción de EL 
Menores de edad, crimen, homicidio, arma de fuego

Según el delito que cometan, a los adolescentes entre los 14 y los 18 años se les puede imponer una sanción de privación de la libertad que deben cumplir en un centro de internamiento preventivo.

Archivo / El País

Tal vez uno de los casos más recientes de un menor involucrado en la comisión de un delito en Cali es el del presunto homicida del periodista de Q’hubo Felipe Guevara, un adolescente de 16 años que fue aprehendido y está siendo procesado.

De hecho, el pasado 7 de enero por la presunta autoría del asesinato del periodista, la Fiscalía le imputó al adolescente los delitos de homicidio agravado, homicidio en grado de tentativa agravado y fabricación, tráfico y porte de armas de fuego o municiones. El menor no aceptó los cargos y fue enviado a un centro de internamiento preventivo.

Frente a cómo se está desarrollando este caso, varios sectores hicieron una crítica al Sistema de Responsabilidad Penal para Adolescentes, Srpa, que se encarga de investigar los hechos punibles que son realizados por los menores entre los 14 y los 18 años y, además, de determinar qué sanciones reciben estos adolescentes cuando son responsables de un delito.

Al respecto, expertos y concejales coincidieron en que para juzgar este tipo de hechos primero se necesita “aceptar una realidad indiscutible y es que tanto en Cali, como en el resto del país, existe delincuencia juvenil”.

Por su parte, el abogado penalista y experto en asuntos disciplinarios, Elmer Montaña, indicó que el tratamiento de los delitos es un problema que tiene el Srpa que debe reformarse porque “a los delitos cometidos por adolescentes hay que darles un tratamiento adecuado como delincuencia juvenil”.

Lea también: Capturan al hombre señalado de asesinar a una mujer en estación del MÍO

“Hay que eliminar los privilegios que están contenidos en la Ley de Infancia y Adolescencia porque impide que los menores tengan sanciones mínimamente proporcionales a los delitos que cometen, les dan ventajas para que con rapidez tengan libertad y puedan seguir delinquiendo”, acotó Montaña.

A su vez, el concejal Roberto Rodríguez indicó que “los menores tienen vínculos con el delito porque los grupos delincuenciales saben que el Sistema está fallando y una de las razones por las que eso sucede es porque la Ley contempla que la primer responsabilidad de estos menores es de la familia”.

“Cuando los menores de 14 años cometen el delito y son detenidos en flagrancia, le entregan esa responsabilidad a los padres. Y ya cuando están un poco más grandes y cometen un delito grave les dan casa por cárcel, pero eso no es impedimento para que sigan delinquiendo”, dijo el cabildante.

De igual forma, expertos también aseguraron que el Srpa no está operando correctamente porque la resocialización de los adolescentes no está siendo adecuada, lo que estaría llevando a que los menores reincidan en los delitos.

Con relación a ello, Adalberto Sánchez, director del Instituto Cisalva de la Universidad del Valle, manifestó que “los establecimientos donde recluyen a los menores aunque tienen grupos de trabajadores sociales y psicólogos que trabajan con los jóvenes, esas iniciativas quedan en el vacío si la pedagogía no tiene un enfoque hacia la inclusión”.

Asimismo, el concejal Roberto Ortiz comentó que al proceso de resocialización de los adolescentes se le debe hacer seguimiento porque se debe evitar que una vez cumplan su sanción, las redes delictivas de la ciudad vuelvan a reclutarlos.

“En algún momento hay que replantear ese Sistema con una ley que obligue a que los menores que están sentenciados tengan un proceso de recuperación eficiente porque en los centros de internamiento no se resocializan y por eso muchos salen a seguir haciendo lo mismo”, detalló Ortiz.

Entre tanto, la Policía Metropolitana indicó que durante el 2020 en Cali, más de 300 menores de edad fueron aprehendidos por estar inmersos en la comisión de diferentes delitos, de los cuales, 131 fueron detenidos por fabricación, porte y tráfico de armas de fuego.

Lea además: Orden de internamiento preventivo contra menor señalado del crimen de Felipe Guevara

Incluso, el pasado 11 de enero en el barrio El Cortijo de la capital del Valle, fue aprehendida una menor de 16 años que portaba armas de fabricación industrial. A la adolescente se le incautaron dos armas de fuego, según la Policía.

De igual manera, la Institución aseguró que entre enero y septiembre de 2020, en la ciudad 30 menores fueron detenidos por estar vinculados con homicidios. Uno de ellos, un adolescente de 16 años que sería responsable de, por lo menos, 20 asesinatos.

Según indicaron las autoridades, el adolescente conocido con el alias de ‘Tai’ habría cometido asesinatos desde que tenía 13 años y, además, sería el líder de ‘Los Maniceros’, una banda dedicada al microtráfico que operaba en la Comuna 13 de la capital del Valle.

Respecto a la vinculación a actividades delictivas de los menores en la ciudad, el secretario de Seguridad y Justicia de Cali, Carlos Rojas, recalcó que en la capital del Valle se está implementando el programa Perla que busca prevenir la violencia juvenil.

“En Cali está funcionando nuestro proyecto de prevención de violencia en jóvenes, también tenemos una articulación con el grupo Preci de la Policía y una gran acción con la estrategia Mi Barrio Seguro”, explicó el Secretario.

Prevención del delito

Con relación a lo que se debe hacer, sobre todo en Cali, para que los menores de edad no estén vinculados a la actividad delictiva, expertos aseguraron que es necesario que en la ciudad se implemente la inclusión de esta población.

“Hay que pensar que los jóvenes tienen que estar vinculados a los procesos educativos, que debe haber garantías para que ellos continúen con sus estudios. Esa es la verdadera pedagogía, no solo una con charlas y seminarios”: Elmer Montaña.

”La integración de los adolescentes al sistema de producción es vital, la pedagogía debe tener un enfoque hacia la inclusión de los adolescentes para que ellos puedan tener educación técnica o tecnológica que les dé la capacidad de adquirir ingresos”: Adalberto Sánchez.

“Hay que invertir en la juventud para que los jóvenes se vinculen al deporte, la cultura y, sobre todo, a la educación. Si los adolescentes no cuentan con esas oportunidades entonces van a seguir eligiendo otras actividades”: concejal Roberto Ortiz.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS