¿Buena intención o desacierto?, opiniones sobre el video de falso homicidio en Cali

¿Buena intención o desacierto?, opiniones sobre el video de falso homicidio en Cali

Febrero 05, 2019 - 11:30 p.m. Por:
Redacción de El País
Supuesto asesinato de dos hombres en el sur

Este es un pantallazo del video con el supuesto doble homicidio de unos jóvenes en el sur de Cali, divulgado en redes.

Pantallazo de video

Una polémica se desató esta semana luego de la confusión que se vivió en Cali el lunes pasado cuando comenzó a circular por redes sociales un video que supuestamente mostraba el momento en el que eran asesinados dos reconocidos ‘instagramers’ caleños.

El caso dio un giro inesperado al revelarse que se trataba de una campaña de concientización liderada por los influenciadores Marco Lasso y Miguel Rivera, quienes simularon una situación de intolerancia desencadenada por un accidente de tránsito con un final trágico.

La escena, que parecía ser grabada con el celular de una transeúnte, se viralizó rápidamente vía WhatsApp a partir de las 2:00 p.m. y posteriormente en plataformas como Facebook y Twitter. Fue solo cuestión de horas para que el material empezara a ser compartido por cuentas de información, e incluso, por representantes de medios locales, como si se tratara de un hecho verídico.

Situaciones similares se vivieron el año pasado en la ciudad cuando se viralizaron hechos falsos como el robo masivo en un semáforo de la Avenida Las Américas, la ola de niños secuestrados a finales de fin de año, entre otras falsas noticias.

El supuesto asesinato de los influencers finalmente fue desmentido por las autoridades que calificaron el hecho como un acto irresponsable de los jóvenes, quienes publicaron el vídeo oficial de su iniciativa a las 9:00 p.m.

En este nuevo clip hablaron de su preocupación por el alto número de homicidios que ocurren en Cali e hicieron un llamado a la tolerancia.
Sin embargo, para ese momento la opinión pública ya estaba dividida.

Lea también: 'Estudian sanción a instagramers caleños por video sobre falso homicidio'.

"No era para ganar seguidores"
Miguel Rivera y Marco Lasso, influenciadores caleños

Miguel Rivera y Marco Lasso, influenciadores caleños

Foto: Qhubo / País

La ola de experiencias trágicas que a diario se viven en Cali, y en especial, la muerte de su prima hermana Carolina Muñóz Lasso, ocurrida en medio de un doble homicidio en el barrio El Peñón en noviembre de 2018, fueron los principales motivos que llevaron al influenciador Marco Lasso a unirse a la iniciativa de sensibilización que, a pesar de haber recibido muchas críticas, dice, lo llena de satisfacción personal.

“Mi familia y yo vivimos un momento muy difícil por la situación de violencia. Esto, sumado a la alta tasa de homicidios que tenemos y ver que la mayoría de personas no están haciendo nada me motivó a decirle sí a la idea de Miguel”, afirmó Lasso al resaltar que la publicación de los videos nada tiene que ver con la búsqueda de seguidores.

“Nosotros planteamos las consecuencias tanto negativas como positivas que podríamos tener y ganaron las ganas de decir algo. Prefiero mil veces que nos critiquen por querer cambiar algo y dejar un mensaje a que nos critiquen por hacer bromas o salir en bola como hacen otros”, dijo Lasso.

A su opinión se sumó Miguel Rivera, quien además aceptó que el video fue muy fuerte, “sin embargo, la invitación sigue siendo a no seguirnos matando por intolerancia”.

Los dos jóvenes invitaron al secretario Villamizar a hablar sobre la situación y ver esto como una oportunidad de incluir a los jóvenes en la solución de la violencia en Cali.

¿Podrían ser sancionados?
Secretario de Seguridad de Cali, Andrés Villamizar

Secretario de Seguridad de Cali, Andrés Villamizar

El País

El secretario de Seguridad de Cali, Andrés Villamizar, describió el video de Lasso y Rivera como algo reprochable, pues precisamente fue publicado luego de que la ciudad viviera un fin de semana violento que dejó 16 homicidios.

“Su estrategia fue completamente equivocada, lo que hicieron fue generar pánico innecesario en una ciudad que ya suficiente tiene con todo lo que ha sufrido. Fue un acto irresponsable y desconsiderado”, expresó Villamizar, al señalar algunas de las consecuencias negativas que pudo desencadenar la escena.

“Es terrible pensar que en ese momento ha podido pasar un ciudadano armado o un policía que hubiera podido reaccionar pensando que era un hecho real y ocasionar una tragedia”, explicó.

De esta manera, el funcionario afirmó que junto con la Policía se están analizando las posibles consecuencias jurídicas que podrían tener los influenciadores.

“Sin embargo, pienso que más que desgastar al aparato judicial con este tipo de cosas, yo pienso que esto requiere es una reflexión profunda sobre sobre el manejo responsable de la información en las redes sociales”, aseguró Villamizar, al resaltar que está dispuesto a hablar con los jóvenes, pues se ve interesado en incluir a la juventud en la acertada concientización por la vida en la capital del Valle.

Por su parte, el alcalde de Cali, Maurice Armitage, se mostró desilusionado frente a la situación: “Muy triste, yo creo que eso es una locura, un poco de muchachos haciendo un video absurdo de un homicidio, imagínese a qué hemos llegado”, manifestó el alcalde Armitage.

"Un error que puede ser visto como una oportunidad"

Para la experta en redes y social media manager, Diana Marcela Garzón, el video de los influenciadores Lasso y Rivera nació de una buena intención, necesaria para generar conciencia, pero que estuvo muy mal ejecutada.

“Para nosotros es muy importante el contexto cuando se habla de medios sociales y digitales, porque el discurso se puede mal interpretar muy fácil. En el caso de estos influenciadores no bastó la buena intención porque el tema de los homicidios de jóvenes en Cali es muy delicado y sensible a la comunidad. Aquí no hubo investigación previa al contexto de ciudad y por eso la respuesta negativa”, dijo Garzón.

Sin embargo, la experta en redes resaltó que la experiencia vivida también tiene que ser vista como una oportunidad para la Administración y de las autoridades para explorar el mundo y el lenguaje de los jóvenes en pro de que se unan a su lucha contra la delincuencia.

“Lo que se resalta de lo que sucedió son enseñanzas para ambas partes, esto fue como una terapia de choque, digitalmente hablando, porque de manera positiva o negativa esto dio de qué hablar y eso, además, revela la necesidad de los jóvenes por pronunciarse frente a la violencia que se está viviendo en la ciudad. Eso hay que saberlo cómo aprovechar”, señaló la mujer al indicar que este podría ser un punto de partida para incluir en el mundo de los influenciadores las problemáticas sociales.

A su vez, Garzón dejó entre dicho un llamado de atención a los influenciadores “que a veces olvidan la responsabilidad que tienen en las redes sociales”, así como a la comunidad y medios de comunicación al momento de compartir noticias falsas.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad