¡Aplausos! Película colombiana 'La Jauría' ganó dos premios en el Festival de Cine de Cannes 

Mayo 25, 2022 - 12:46 p. m. 2022-05-25 Por:
AFP / El País
Película La Jauría

"La Jauría es un primer largometraje a la vez cautivador, visceral y tenebroso (...). Una película poderosa que versa el control de las pulsiones y las emociones", explica la nota de prensa del certamen.

Foto: Tomada de la película

Dos galardones recibió el equipo realizador de la película La Jauría siendo la única representante por latinoamérica de la Semana de la Crítica, en el Festival de Cine de Cannes 2022.

La Semana de la Crítica es una sección muy aclamada entre directores noveles, que se ha mantenido firme a la tradición de descubrir nuevos talentos: anteriormente estuvieron directores como Alejandro González Iñarritu, Ken Loach, Wong Kar Wai, entre otros.

En la edición número 61 de la Semana de la Crítica que se celebra por estos días, en el marco del 75º Festival de Cannes, Andrés Ramírez Pulido, director del largometraje ‘La Jauría’, tuvo el honor de ser seleccionado junto a otras seis producciones del Reino Unido, Francia, Bélgica, Irán y Finlandia, para competir por el Gran Premio de la Semana.

Allí logró los galardones Grand Prix y Prix Sadc. “Estoy muy feliz con esta selección. Como equipo no podríamos tener un mejor lugar de estreno para nuestra primera película”, expresó el director bogotano, quien estudió cine y realizó la maestría de Escrituras Creativas en la Universidad Nacional.

Le puede interesar: El regreso de Tom Cruise, entre los grandes atractivos del Festival de Cannes 2022

La película es acerca de Eliú, un joven campesino, que está encarcelado en un centro experimental de menores en medio del bosque tropical por un asesinato que cometió. Cada día, él y otros adolescentes realizan intensas terapias de grupo y habitan la hacienda abandonada en la que viven. Un día, El Mono, su viejo amigo y cómplice, es trasladado al mismo centro y trae consigo un pasado del que Eliú intenta alejarse.

“Mi intención como director era trascender e intentar construir un relato de ficción, con ciertos tintes de género, con jóvenes y paisajes que ya transpiran una realidad innegable”, afirmó Andrés Ramírez Pulido.

La mayor parte de su elenco, encabezado por Jhojan Estiven Jiménez y Maicol Andrés Jiménez, está en manos de actores no profesionales, chicos de barrios periféricos, populares, algunos de ellos con experiencia de prisión similares a la que se ve en la gran pantalla. 

Es el primer largometraje de Ramírez Pulido, después de dos cortos, "El Edén" y "Damiana", seleccionados y premiados en varios festivales internacionales.

Tanto "La jauría" como "El varón", primera cinta de Fabián Hernández, han representado este año al cine colombiano en Cannes con una temática similar: el machismo y la violencia imperante entre los jóvenes.

Los jóvenes en "La jauría" están a las órdenes de un educador social, Álvaro, que pretende rehabilitarlos mediante una particular terapia de grupo y trabajos extenuantes, en una finca abandonada.

La selva colombiana, su humedad y el calor asfixiante dan un tono claustrofóbico a la película, en lugar de abrir puertas a la esperanza.

"Quise confiar mucho en la imagen, en el lenguaje cinematográfico, para poder retratar la violencia, lo sugerido", explicó Ramírez Pulido en entrevista con AFP este mismo miércoles, horas antes de recibir el premio.

La figura del padre, por su presencia nociva, o por su ausencia, marca la vida de esos jóvenes.

El personaje de Álvaro es clave en "La jauría" para mantener la cohesión del grupo, hasta que la entrada de un nuevo joven, "El Mono", resquebraja esa supuesta unidad.

La figura del padre

"Los padres marcan la vida de los hijos, ya sea el abandono, o ya sea la violencia, o ya sea el amor o la protección", dijo Ramírez Pulido.

"Álvaro creo que retrata una parte de mí, de todos nosotros", añade.

"Quizás en la juventud no pensamos muy bien lo que hacemos y luego, cuando crecemos, somos conscientes de lo que quisiéramos no repetir" explica este director, padre de un niño de dos años.

Ramírez Pulido vive en Ibagué, una pequeña ciudad colombiana, donde la violencia es un problema crónico y donde un director de cine que empieza y que no tiene mucho dinero, pero sí todo el tiempo necesario, puede hallar diamantes en bruto.

Los dos jóvenes protagonistas de "La jauría", Eliú y "El Mono", destacan por la fuerza de su interpretación. Salen de la calle, y Ramírez Pulido solo les pidió que actuaran tal y como eran.

Pero la película también requirió semanas de ensayos, como otros tantos proyectos noveles que destacan en los certámenes paralelos de Cannes.

Ramírez Pulido deja también al paisaje ocupar su espacio en la película, pero sin ahogar a los personajes.

"Creo que la emoción, más allá de la imagen estética, que puede ser bella, está en los chicos. Intenté en todos los procesos, en la escritura, en el montaje, el sonido, traer una mirada nueva y saber si emocionaba y conectaba", explica.

En otra sección paralela del certamen, la Quincena de Realizadores, el colombiano Fabián Hernández retrata también la violencia en su país, pero de una forma más íntima.

En "Un varón", Carlos es un joven que hace todo lo posible para ser aceptado por los otros, siguiendo al máximo los códigos del machismo en las calles, aunque él, en su interior, no querría ser así.

Lee todo el contenido de El País sin límites. Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS