Johana Viveros y Edwin Estrada, las ruedas de oro del patinaje del Valle para los Juegos Nacionales

Escuchar este artículo

Johana Viveros y Edwin Estrada, las ruedas de oro del patinaje del Valle para los Nacionales

Noviembre 07, 2019 - 08:30 a. m. Por:
Nathaly Santacruz Maldonado / Especial para El País
Johana Viveros y Edwin Estrada

Edwin Estrada y Johana Viveros, patinadores que correrán por el Valle.

Giancarlo Manzano/ El País

Para los Juegos Nacionales Bolívar 2019, la Selección Valle de patinaje de carreras tiene dos piezas clave.

Johana Viveros y Edwin Estrada, recientes campeones mundiales de velocidad en Barcelona y medallistas de oro de en los Juegos Panamericanos de Lima, esperan terminar un año de victorias cantando el himno del departamento en las justas deportivas que inician el próximo 16 de noviembre en Cartagena.

Johana Viveros y Edwin Estrada

Johana Viveros y Edwin Estrada respondieron las preguntas de El País a días de su último reto del año: los Juegos Nacionales de Cartagena

Giancarlo Manzano - El País

Llevan más de 10 años rodando en nombre de Colombia, del Valle y de su club. Ambos se formaron en la Escuela Luz Mery Tristán y llegaron al patinaje sin pensar que sería este el que les diera las alegrías más grandes de su vida.

La cancha del barrio Barberena fue testigo de la primera vez que Johana se probó unos patines con la Escuela Semillas. Esta caleña de 25 años que practicaba baloncesto y bailaba salsa, un día se decidió por las ruedas. “Para mí era más emocionante montarme en mis patines y sentir toda la velocidad y adrenalina en la pista”, relata.

Entre campeonatos y competencias, Johana se hizo a una beca de la Escuela Luz Mery Tristán, donde se hizo una deportista de alto rendimiento. “Mi familia y yo tuvimos que hacer muchos esfuerzos para hacer mi carrera deportiva”.

Al sur de la ciudad, con solo 5 años, Edwin Estrada empezó a patinar en su jardín infantil como “por hacer algo”; años después ese 'algo' de las tardes se convirtió en su sueño de vida, ese por el que se levanta todos los días a seguir preparándose. “Todos los días, hasta el sol de hoy, le he puesto todo el amor y el empeño para ir mejorando y seguir dándole alegrías a mi departamento y a mi país”, confesó.

Los adornos de las paredes de sus casas son las medallas que han ganado, aunque a la fecha les resulta casi imposible recordar la cantidad, cada uno tiene una o dos imposibles de olvidar.

“Mi primera medalla mundial fue en el 2010, cuando tenía 14 años. Ahí empezó una etapa nueva de mi carrera, empecé a tener un poquito más de consciencia de lo que estaba haciendo y pude capitalizar un sueño estando muy chiquito que era ser campeón del mundo”, relata Edwin y agrega:

Por su parte Johana dice que “la medalla que más me ha costado fue la de Juegos Panamericanos porque en 2014 sufrí una caída y veía muy difícil ir a Lima; por eso cuando la conseguí fue algo que me llenó de mucha alegría porque había trabajado todo el año para eso” la que se convirtió en campeona mundial por primera vez con solo 16 años.
En la pista son competitivos, ágiles, fuertes y potentes; fuera de ella se describen como tranquilos, relajados, de buen humor y “muy recocheros”.

El mundial de patinaje en Cali 2007 fue el detonante para que Johana se propusiera ser campeona mundial; en el escenario de la pista mundialista vio brillar a Berenice Moreno y a Brigitte Méndez, sus referentes.

Hoy, las cosas han cambiado, corre en esa pista -donde una vez fue espectadora- y es la referente de futuras promesas del patinaje. “Me inspiran muchos niños que a veces me escriben en las redes sociales, causarles admiración me da motivación y me llena como deportista”, confiesa.

La motivación de Edwin es por parte de su familia y compañeros de deporte. “Me inspira darle alegrías a mi familia y compartir con mis amigos, eso es una inspiración real, que todo tu equipo esté en la baranda apoyándote inspira más que cualquier cosa”, dice el deportista caleño.

Entrenar más de 8 horas al día, salir poco, pasar casi 8 meses del año por fuera -lejos de sus seres queridos- en competencias, son algunos de los sacrificios que hacen como deportistas de alto rendimiento de una disciplina que los ha formado como personas.

“El patinaje cambió mi vida por completo. Cambió mi forma de pensar, me volví una persona más disciplinada, objetiva y centrada”, relata Johana.

Los Juegos Nacionales de Bolívar se convierten en una meta más por alcanzar. En 2015 compitieron por departamentos diferentes, Johana rodó por Boyacá, mientras que Edwin lo hizo por Antioquia.

Hace casi 4 años regresaron al Valle con un sueño por cumplir: “En el Valle nací, crecí como deportista y es una felicidad poderlo representar”, cuenta Edwin, quien conoce muy bien a los rivales; “la pelea directa va a ser con Bolívar, encabezado por Andrés Jiménez ,y con Antioquia por Pedro Causil, muy buenos amigos míos pero hoy cada uno va por su departamento, eso es lindo, el espectáculo que vamos a dar”, asegura.

“Todos los que vamos a representar al Valle vamos a hacerlo de la mejor manera posible”, comenta Estrada y Johana concluye: “El oro nacional es un sueño que todos tenemos para terminar este gran año”.

En detalle

  • El patinaje de carreras se llevará a cabo en el nuevo Patinódromo Jercy Puello de Cartagena entre el 21 y 23 de noviembre.
  • Del 24 al 26 serealizarán las pruebas de circuito en la ruta Cecilia Baena ubicada en el estadio del municipio de Arjona.
  • El 27 de noviembre se correrá la Maratón final por ‘la heróica’.
  • El patinaje tiene 78 medallas en la disputa.
Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad