Escuchar este artículo

Dolor de cabeza para la Dimayor: ¿Cómo destrabar el fútbol colombiano?

Mayo 11, 2021 - 11:55 p. m. 2021-05-11 Por:
Redacción de El País
Deportes Tolima Deportivo Cali

Imagen de un compromiso entre Deportes Tolima y Deportivo Cali por el juego de ida de los cuartos de final de la Liga colombiana I-2021.

Cortesía: Dimayor

Esperar que el caos termine. Crear una burbuja en una ciudad que ofrezca garantías de seguridad. Jugar por fuera del país. O cancelar el torneo. Esos son los escenarios que desde distintos sectores se exponen para el fútbol colombiano, paralizado desde el 1 de mayo debido a la gravedad de las fuertes protestas contra el Gobierno Nacional.

Ese día, el 1 de mayo, debió jugarse el partido de vuelta de los cuartos de final entre Deportivo Cali y Deportes Tolima, en el estadio del conjunto azucarero, en Palmaseca. Los verdiblancos o los ‘pijaos’ serán los que completen el grupo de los cuatro semifinalistas de la Liga colombiana, donde ya están instalados Atlético Junior, Millonarios y La Equidad.

Pero los enfrentamientos entre la Fuerza Pública y protestantes del paro nacional que comenzó el 28 de abril han generado un caos de tal magnitud que ha habido muertes, saqueos de establecimientos comerciales, incendios de estaciones de transporte y de la Policía, bloqueos arbitrarios de las vías por parte de la minga indígena, y desabastecimiento de insumos médicos, combustible y alimentos. Situación que, por supuesto, también tiene paralizado el fútbol colombiano.

Al partido de vuelta de cuartos de final entre Cali y Tolima hay que sumarle otro juego del torneo de ascenso que no se ha podido realizar y, por ende, están frenadas las instancias finales de la A y la B.

Ante este difícil panorama, El País consultó distintos sectores para indagar sobre las posibles salidas para destrabar la Liga y el torneo de segunda división, y hay quienes consideran, inclusive, que el fútbol colombiano debe suspenderse.

¿Crear una burbuja?
Uno de los escenarios planteados es la creación de una burbuja en otra ciudad colombiana que ofrezca las garantías de seguridad, para terminar allí los torneos de ambas divisiones.

El presidente de la División Mayor del Fútbol Colombiano (Dimayor), Fernando Jaramillo, es partidario de terminar los campeonatos, aunque no sabe a ciencia cierta cómo.

“Una burbuja es una opción. Hasta ahora está encima de la mesa esa propuesta y estamos mirando los pro y los contra. Es viable dentro de toda esta coyuntura que estamos viviendo, pero deben ser decisiones de la mano de las autoridades locales y el Gobierno central, y que se tengan en cuenta las condiciones de seguridad de los jugadores y de todos los que participan en los partidos”, expone el dirigente.

En ese sentido, las autoridades locales evitan tener más preocupaciones adicionales al paro y la pandemia.

“El fútbol sigue suspendido. No tenemos capacidad para la vida, mucho menos para el fútbol. Cualquier utilización de un escenario para un evento de fútbol en Bogotá está suspendido hace dos semanas y sigue suspendido”, advirtió ayer la alcaldesa de la capital de la República, Claudia López.

“Veo a la Dimayor dando bandazos sin soluciones acordes a la crisis. Paro y pandemia son un dique infranqueable, el fútbol se empeña en pasar por encima de él con muchos riesgos, es como jugar con candela, jugar con la vida. Las burbujas requieren mucha disciplina y aquí no la hay; y gastos adicionales de dinero, y se recalca permanentemente que los clubes están arruinados”, sostiene frente a este tema el periodista deportivo Esteban Jaramillo.

Imposible seguir
Para este viernes 14 de mayo fue reprogramado, por segunda vez, el juego entre Cali y Tolima, pero no se jugará en el estadio azucarero por las condiciones de orden público.

“No hay cómo pensar en fútbol”, ha dicho el alcalde de Palmira, Óscar Escobar, descartando que el juego se pueda realizar en Palmaseca.

Se discutía este martes si el partido era trasladado, el mismo viernes, a Bucaramanga o Barranquilla, donde, este jueves, América recibirá al Atlético Mineiro por la cuarta fecha del Grupo H de la Copa Libertadores, tras la imposibilidad de jugar en el Pascual Guerrero, pues Cali ha sido la ciudad más afectada por las protestas.

“Pero no sabemos, tampoco, si ese partido por Libertadores se pueda hacer en Barranquilla. Para este miércoles 12 de mayo ha sido convocada otra movilización nacional y está claro que no hay las condiciones necesarias para terminar la Liga ni el torneo de ascenso”, argumenta el presidente de la Asociación Colombiana de Futbolistas Profesionales (Acolfutpro), Carlos González Puche.

Alejandro Pino, periodista deportivo, opina en consonancia con González Puche: “Con 47 muertes violentas en el paro y un promedio de 450 muertes diarias por covid, no hay forma de pensar ahora en fútbol. Además, siento que la apatía y la falta de conciencia social de la dirigencia del fútbol es impresionante en estos momentos. Creo que como hay compromisos comerciales, que es lo que les importa realmente, van a terminar creando una burbuja fuera del país, pero yo creo que el campeonato debe suspenderse”.

“En una burbuja viven los dirigentes del fútbol colombiano, que creen que la situación está completamente normal. El palo no está para hacer cucharas. Se está terminado esta primera Liga a los trancazos, pero dudo de los torneos del segundo semestre, porque no hay condiciones”, concluye el periodista caleño Marino Millán.

Barranquilla, alternativa
Cuando Dimayor tenía todo listo para que el duelo entre Cali y Tolima se jugará en Bucaramanga, las autoridades locales no dieron el visto bueno por el tema del Covid-19.

Una de las plazas que aparece ahora como posibilidad para albergar el juego entre verdiblancos y pijaos es Barranquilla.

La oficialidad del cotejo de vuelta de los cuartos de final dependerá de las garantías que se den en la capital del Atlántico, que este jueves albergará el cotejo entre América y Mineiro por la Libertadores.

El duelo podría ser este viernes en la tarde, en el Metropolitano.

Obtén acceso total por $9.900/ trimestre Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS