Van 184 robos bajo modalidad de 'rompevidrios' en lo que va del año en Cali

Gracias por hacer parte de El País.

Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos.

¿Aún no tienes suscripción digital con El País?

Suscríbete aquí

¿Ya eres un suscriptor digital de El País?

INICIA SESIÓN

Van 184 robos bajo modalidad de 'rompevidrios' en lo que va del año en Cali

Julio 23, 2019 - 11:30 p.m. Por:
Redacción de El País
Rompevidrios

Se estima que los ‘rompevidrios’ no trabajan solos, por lo general, estudian a sus víctimas y cometen el hurto en compañía de otra persona.

Istock / El País

Un total de 184 personas fueron víctimas de hurtos bajo la modalidad de ‘rompevidrios’ en Cali, entre el 1 de enero y el 13 de julio de este año, según datos del Censo Delictivo de la Fiscalía, procesados por el Observatorio de Seguridad de la capital del Valle.

Esta tipo de robos hace parte de las estadísticas del delito de hurto a personas y es tipificado de esta manera cuando es cometido por ladrones que usan objetos contundentes (palos, piedras, martillos) para quebrar las ventanas de autos o inmuebles con el objetivo de llevarse bolsos, dinero, celulares, entre otros elementos personales de los ciudadanos.

La cifra representa un incremento de siete casos, comparado con el mismo periodo del año pasado cuando hubo 177 denuncias por hurto a personas en modalidad de rompimiento de vidrio.

Lea también: Hurto bajo modalidad 'rompevidrios' pone en alerta a autoridades de Cali

En comparación con otras formas de robo, como el atraco con arma de fuego (2019 casos hasta el 26 de junio) o el raponazo (397 robos), la cifra de denuncias es baja. Sin embargo, tras la difusión de varias noticias en medios de Bogotá relacionadas con esta modalidad de asalto, algunas personas en Cali han denunciado públicamente haber sido víctima de los ‘rompevidrios’ en semáforos del sur de la ciudad.

El primer caso en la capital del Valle se conoció el pasado viernes (19 de julio), cuando una mujer de 48 años, que conducía sobre la Autopista Suroriental, se detuvo a la altura del semáforo de la Calle 23.

“Eran más o menos las 8:00 p.m. y regresaba de mi trabajo. Dejé mi bolso en el asiento del copiloto y en el semáforo quedé como en la tercera fila. De repente un sujeto me golpeó el vidrio con una piedra y apenas tuve tiempo de empezar a pitar, porque no me podía mover para ningún lado... cuando terminó de romperlo y salió corriendo con el bolso”, contó la mujer, quien además aseguró que el hombre que cometió el hurto iba acompañado de otra persona.

“Yo alcancé a reconocer la cara de la persona que rompió el vidrio y podría jurar que es un ‘limpiaparabrisas’ que regularmente se hace ahí”, dijo la víctima, a quien le robaron los documentos personales, una gran cantidad de dinero (que había retirado en la mañana del pasado viernes) y un celular.

Tan solo dos días después (domingo 21 de julio), a un conductor de Uber los ‘rompevidrios’ le dañaron el carro en medio del robo a los dos pasajeros que él transportaba en ese momento. Todo ocurrió en la intersección entre la Calle 13 y la Carrera 100, sur de Cali.

“Recogí a una mujer y a un hombre en La 14 de la Pasoancho para ir a Ciudad Jardín. Ella se hizo atrás y él adelante. Tomé el carril del medio. Pasando por Unicentro estaba esperando y avanzando lentamente cuando vi por el retrovisor a un tipo que se acerca corriendo con una piedra y golpea la ventana de la chica. Cuando rompió el vidrio la amenazó con una navaja para quitarle el celular, el cual venía usando, pero ella no se dejó. Luego apareció otro ladrón por el lado de la ventana, donde estaba el compañero de ella, le abrió la puerta y le robó el celular a él”, relató el hombre.

El conductor de Uber, a quien los delincuentes no se le llevaron nada, señaló que a los ladrones los estaban esperando otras personas abordo de un KIA de color vino para huir por toda la Avenida Pasoancho (Calle 13).

Momentos después de haber hecho público su caso en redes sociales se enteró que su pasajera era Natalí Gómez, conocida como ‘Laflacanati’, exparticipante del reality Desafío Súper Humanos 2017, quien también denunció lo sucedido en su cuenta de Instagram.

“Acabo de ser víctima de la nueva modalidad de robo en la Pasoancho... Mi mensaje es: pilas, pónganse alerta en los semáforos, ya no comen de vidrio oscuro y que esté arriba”, escribió Gómez.

¿Es una modalidad de hurto nueva?

De acuerdo con el coronel Albert López, jefe del Área de Prevención Ciudadana de la Policía Metropolitana, los recientes hurtos cometidos por ‘rompevidrios’ en Cali no son frecuentes. Añadió que el método usado no es una modalidad nueva.

“La mayoría de los casos que se registran en Cali se diferencian de los ocurridos en Bogotá porque no suceden con un auto en movimiento o con pasajeros, sino cuando las personas dejan estacionado su vehículo con pertenencias al interior y que están a la vista”, explicó el Coronel, al aclarar que las autoridades ya están investigando los casos con el fin de terminar si se trata o no de una banda de ‘rompevidrios’.

“Por el momento nos toca tomar medidas de autoprotección: hagan uso de parqueaderos privados y no dejen nada de valor al interior de los vehículos. Eviten usar los celulares sin manos libres. Recordemos que los delincuentes desde afuera ven la luz de los móviles, es llamativo para ellos, y más cuando los autos quedan atrapados entre las filas de los semáforos”, recomendó el uniformado de la Policía de Cali.

Entre tanto, datos del Observatorio de Seguridad revelan que las horas en las que más casos de este tipo ocurren en la ciudad son las ubicadas entre las 9:00 p.m. y las 3:00 a.m., mientras que los sábados y miércoles son los días que presentan más reportes.

Con 42 casos, la Comuna 17 (Sur) es el sector más afectado por esta modalidad de hurto, seguido de la Comuna 19 (Oeste), con 28 casos, y la Comuna 2 (Norte y Oeste), con 17 denuncias.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad