Por millonaria deuda, el MÍO podría dejar de operar en diciembre

Noviembre 29, 2022 - 11:55 p. m. 2022-11-29 Por:
Redacción de El País
Deuda de Metrocali

Uno de los mayores cuestionamientos de Metrocali a los concesionarios es que estos no ponen en funcionamiento todos los buses que son programados al día, a lo cual estos responden que su cumplimiento está por encima del 90 %.

Foto: Archivo / El País

La continuidad de la operación del MÍO está en duda por la falta de pago de Metrocali a los concesionarios, deuda que se ubica por encima de los $ 80.000 millones. Desde las entidades operadoras aseguraron que el servicio podría suspenderse, incluso, antes de fin de año.

Eduardo Bellini, gerente de Blanco y Negro Masivo, aseguró que “esto podría significar el colapso definitivo del MÍO, siempre ha habido problemas grandes, pero esta vez es inminente porque no recibimos pagos desde el mes de junio, ya son 11 quincenas atrasadas”.

La deuda mencionada por los concesionarios no tiene en cuenta el mes de noviembre, por lo que la cifra podría subir alrededor de $ 15.000 millones más.


“Esto es lo que ha costado la operación, el mantenimiento, el combustible y el pago de los salarios de nuestros trabajadores. Hay que tener en cuenta que aquí no hay ningún tipo de utilidad ni pago a bancos, es solamente lo que se necesita para poder salir a operar cada día”, ratificó Bellini.

Lea también: Desorden y filas interminables en Cali por inscripciones al programa Familias en Acción

Las entidades operadoras sostuvieron que no es cierto que ellas estén dando un mal servicio y que esto pueda ser una razón para la falta de pago, pues el porcentaje de cumplimiento de las tres empresas, sin contar a Unimetro, se ubica en el 94 %.

Gonzalo Cucalón, subgerente general del operador GIT Masivo, expresó que “nosotros sabemos que prestamos un servicio de esencial y que la gente lo necesita, pero ya depende de Metrocali y la Alcaldía cuánto tiempo seguimos haciéndolo”.

Las cuatro empresas operadoras del MÍO son Blanco y Negro, ETM, GIT Masivo y Unimetro, esta última con dificultades financieras que impiden el pago a sus conductores.

Hasta el momento, Metrocali no ha socializado un acuerdo de pago que permita mejorar la situación, solo abonó un poco más del 5 % del monto adeudado el pasado lunes, dicen los operadores.

En un debate de control político en el Concejo, Óscar Ortiz, gerente de la entidad estatal, dijo que a los concesionarios se les estaba cumpliendo semanalmente con el pago del porcentaje que les corresponde de la tarifa de cada usuario que ingresa al sistema, pero el problema central no estaría allí.

“Nosotros tenemos dos fuentes de ingresos. Una parte viene de lo que se recauda por pasajero y eso sí nos lo han pagado, pero nada más representa del 40% al 45 % de los ingresos totales de las empresas y con eso no se sobrevive. La otra parte viene del subsidio a la demanda (Fresde), eso viene directamente de la Alcaldía y a través de Metrocali ingresa a los concesionarios, al comienzo del año se hicieron unos pagos, pero desde junio no los han realizado”, complementó Cucalón.

¿Se avecina una crisis en movilidad?

El MÍO mueve aproximadamente a 270.000 personas cada día, de acuerdo a los datos entregados por las entidades operadoras.
Asimismo, según cifras del programa Cali Cómo Vamos, en el tercer trimestre de este año se movilizaron en el MÍO cerca de 21 millones de pasajeros.

Expertos en movilidad aseguraron que el cese de operaciones del sistema podría traer grandes dificultades para estas personas, que no cuentan con los recursos para tener vehículos propios, por lo que tendrían que emigrar a otros sistemas de transporte.

Darío Hidalgo, profesor de Transporte en la Universidad Javeriana de Bogotá, explicó que “el Municipio debe encontrar la forma de cubrir el pago antes de que se llegue a un punto insalvable porque en caso de no hacerlo, los caleños tendrán que usar más el transporte informal o simplemente dejar de hacer desplazamientos. Es una situación muy grave para Cali”.

Le puede interesar: La dura advertencia que hace el Presidente del Concejo de Cali para el 2023

Sin embargo, hay quienes piensan que lo que está sucediendo podría ser el paso inicial para una reestructuración del sistema de transporte público de los caleños.

Fernando Tamayo, vicepresidente de la Comisión de Entidades Descentralizadas del Concejo, manifestó que hay que partir del hecho de que el MÍO es un proyecto fallido.

“En esto tienen que ver todas las partes, incluyendo los concesionarios. Los operadores siempre están con la mano extendida y al MÍO ya le han metido cientos de millones de pesos, pero el servicio nunca ha mejorado; ellos piensan es en su negocio, no en la movilidad como un derecho. Mi propuesta es que ese sistema, como está, debe ser liquidado, se debe acabar esta versión del sistema de transporte masivo para dar paso a una integración intermodal”, indicó Tamayo.

El País intentó comunicarse con el gerente de Metrocali, Óscar Ortiz, para conocer su planteamiento ante el posible cese de actividades, pero no fue posible hasta el cierre de esta edición.

¿Cuál es la situación con Unimetro?

Unimetro continúa adeudándoles a sus conductores los salarios y prestaciones sociales, razón por la cual el 80 % de estos se encuentran en cese de operaciones.

La entidad operadora del MÍO le manifestó a Metrocali su intención de terminar unilateralmente el contrato de concesión y dejar de operar desde hoy, 30 de noviembre, dando como motivo los incumplimientos financieros del ente gestor del sistema de transporte masivo.

A pesar de esto, Metrocali habría indicado que no es posible una terminación contractual, por lo que Unimetro tendría que seguir funcionando por el momento.

VER COMENTARIOS