Escuchar este artículo

Debate por recursos para terminar obras en el estadio Pascual Guerrero

Octubre 23, 2020 - 11:55 p. m. Por:
 Redacción de El País
estadio olímpico Pascual Guerrero

En la tribuna Oriental del estadio olímpico Pascual Guerrero, con la remodelación hecha en el 2011, se esperaba habilitar 44 palcos para invitados especiales a eventos deportivos, pero nueve años después esa intervención no ha concluido.

Foto: Aymer Álvarez - El País

Un total de $24.962 millones en vigencias futuras ordinarias y excepcionales del 2021 busca comprometer la Alcaldía de Cali para realizar dos proyectos de impacto en la ciudad.

Se trata de las obras de adecuación del estadio olímpico Pascual Guerrero y la construcción del Centro de Bienestar Animal, labores para las que se quieren jalonar $12.936 millones y $12.025 millones, respectivamente.

Actualmente el proyecto de acuerdo se encuentra radicado en el Concejo Municipal y está a la espera de estudio, labor que se tendrá que dar en medio de la discusión del presupuesto para el próximo año, planteado en $3,6 billones.

Puede leer: Así se distribuirán los $ 3,6 billones que tendría el presupuesto de Cali para el 2021

El reto de terminar el estadio, luego de nueve años de atrasos
Después de la remodelación que se realizó en el 2011 al estadio olímpico Pascual Guerrero, para el Mundial de Fútbol Sub 20, que inicialmente estaba presupuestada en $25.000 millones y según un estudio de la firma Zetco costó $96.415 millones, quedaron obras pendientes.

Allí aún están guardados los dos ascensores que deberían instalarse en el costado Oriental y que conducirían a las salas VIP (‘sky box’) en los juntes de esta tribuna con Sur y Norte, que también quedaron en veremos. Dichos elevadores servirían para transportar a quienes acudieran a los 44 palcos de Oriental, que siguen inconclusos.

Según lo explicado por la Alcaldía en el proyecto de acuerdo se quiere adecuar y construir las torres ‘sky box’ Nororiental y Surioriental, así como construir los palcos de Oriental.

“Se pretende desarrollar una adecuada planeación para que los recursos públicos se ejecuten idóneamente”, reseña la Administración Municipal en su exposición de motivos.

Aunque El País intentó comunicarse con el secretario de Deporte, Carlos Diago, para ampliar información sobre el proyecto, no fue posible establecer contacto.

Esta intervención ya empieza a suscitar suspicacias entre algunos concejales, quienes advierten que este deberá ser un proyecto a revisar “con lupa”.

Para el concejal Juan Martín Bravo la terminación de las obras del Estadio es elemental, de cara a que la ciudad acoja certámenes deportivos internacionales, como es el caso de la Copa América 2021.

“Sin embargo, no nos han presentado un estudio a cabalidad de cómo será el proceso de inversión, sino que simplemente hay una ficha de remodelación. Es de suma importancia mirar cómo va a ser la inversión para hacer seguimiento, porque ya hay un antecedente de una inversión que quedó inconclusa. Necesitamos saber que no vamos a incurrir en un detrimento”, dijo Bravo.

Por su parte, el cabildante Fernando Tamayo manifestó que “es importante que la ciudad participe en la Copa América, pero toda la inversión que se está proyectando debe ser solo la que se solicita para ese evento. Si para cumplir con los requisitos de Conmebol y Fifa se necesitan menos de $13.000 millones, se debería invertir de forma psicorrígida solo lo que se requiere para el evento. La ciudadanía debe tener la certeza de que los recursos que se van a invertir son los que realmente son”.

Centro de Bienestar, una prioridad

El Centro de Bienestar Animal es uno de los proyectos que se estima ejecutar con parte de los recursos de la operación de crédito público por $650.000 que fue aprobada por el Concejo Municipal a principios de este mes, en aras de generar reactivación económica.

Al respecto, el alcalde Jorge Iván Ospina señaló que “este centro tendrá un verdadero programa de protección y cuidado de las diferentes especies de la ciudad. Con esto pretendemos también ayudarle a las familias que tienen su mascota enferma, pero que encuentran en el mercado costos muy elevados. Será un espacio a donde llevaremos especies que han sufrido maltratos para que puedan ser rehabilitadas”.

Por su parte, el director del Dagma, Carlos Calderón, explicó que el Centro de Bienestar Animal ya cuenta con el terreno, los estudios y diseños, por lo que en el 2021 iniciaría su construcción en las faldas del cerro de La Bandera, en el sur de la ciudad. La construcción podría tardar 20 meses.

Según indicó el funcionario, la capacidad de albergue sería de 150 animales aproximadamente, entre los que se contarían bovinos, equinos, caninos, felinos, porcinos y aves de corral.

Para la concejala Alexandra Hernández esta es una iniciativa positiva para garantizar los derechos de los animales, pero manifestó preocupación por su mantenimiento.

“A futuro sí genera cierta incertidumbre cómo se garantizará la operación, por eso se debe encuentrar un modelo económico para que sea sostenible en el tiempo”, afirmó.

Rechazan el Centro Animal

Vecinos del barrio Cañaveral, en inmediaciones al lote donde se proyecta el Centro de Bienestar Animal, han manifestado su rechazo a la iniciativa desde hace seis años.

Roberto Cáceda, residente del sector, indicó que si bien no se oponen a que exista este espacio en la ciudad, la negativa es a que se haga en esta zona del Sur.

“El predio que escogieron no es apto porque está dentro de un ecoparque, se sitúa frente a un colegio y en una zona residencial. Este sector no soportaría un proyecto viola todo el POT”, dijo Cáceda.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS