Dos expertas caleñas dan consejos para el buen dormir de recién nacidos

Escuchar este artículo

Dos expertas caleñas dan consejos para el buen dormir de recién nacidos

Diciembre 02, 2020 - 11:30 p. m. Por:
Redacción de El País
Recién nacido, imagen de referencia

La clave para que los niños duerman bien está en comprender y respetar sus horarios, los cuales son muy diferentes a los de un adulto.

Foto: Archivo de El País

Con el nacimiento de un bebé los padres de familia se enfrentan a nuevos retos, un mundo maravilloso, pero en muchos casos cargado de dudas, miedos e inseguridades sobre los cuidados esenciales para el bebé.

Uno de los desafíos más importantes en este aspecto es el sueño, el descanso del bebé y con ello el de los padres. Y no es para menos, dormir y soñar son actividades básicas para el bienestar físico, emocional e intelectual de todo ser humano.

Un buen descanso es fundamental para un mejor aprendizaje, fortalece la memoria, previene la obesidad, tranquiliza y disminuye la irritabilidad, mejora y mantiene las conexiones neuronales, y por si fuera poco, la hormona del crecimiento se segrega durante los periodos de descanso.

Por eso, las caleñas Francia Aragón, asesora en sueño infantil y fundadora de Dormir para Crecer y, la médica pediatra Alexandra Trujillo, decidieron trabajar juntas y consolidar una guía donde brindan herramientas que ayudan a comprender el sueño de los bebés en sus primeros meses de vida y a promover, de una forma gradual, hábitos de sueño saludables.

Lea además: Pandemia de solteros, ¿cómo volver al ruedo amoroso?

Para ellas, la clave para que los niños duerman bien está en comprender y respetar sus horarios, los cuales son muy diferentes a los de un adulto.

“Los hábitos no se logran de un día para otro, requieren paciencia, amor y disciplina. Estos se construyen en la repetición de actos cotidianos y la secuencia de estos hábitos forman virtudes que durarán para toda la vida”.

Dicho esto, las especialistas entregan algunas de las claves que profundizan en su ‘Guía de Sueño Infantil’, para mantener hábitos de sueño saludables desde una edad temprana.

1. Acondicione un espacio seguro para dormir a su bebé

El lugar donde duerme su bebé es fundamental para un buen descanso y para su seguridad, de esta forma se disminuyen las probabilidades de sufrir el Síndrome de muerte súbita del lactante, que es la principal causa de muerte durante el primer año de vida.

Por eso procure acostar a su bebé en una superficie firme y plana, sobre su espalda. Sin almohadas, bumpers o peluches.

2. Ayude a su bebé a diferenciar entre el día y la noche

Uno de los retos más importantes con los recién nacidos es ayudarles a diferenciar entre el día y la noche. Para ello, exponerlos a la luz solar o darles bañitos de sol es fundamental. Sin embargo, no debe existir una exposición directa por mucho tiempo ya que la piel de los bebés es muy delicada.

3. Identifique las señales de sueño

Reconocer estas señales y la forma en que él se comunica y expresa su cansancio permitirá evitar el sobre-cansancio. Cejas rojas, mirada fija y ojos cansados pueden ser una señal temprana.

Estas señales se deben conjugar con las ventanas de sueño, que es el tiempo en que bebé tolera estar despierto entre siesta y siesta o entre la última siesta y la hora de dormir.

Acariciar, masajear, arrullar, darle palmaditas en la espalda, etc., son las formas que puede utilizar para descubrir sus preferencias y ayudarlo a conciliar el sueño.

4. Organice su día

Para un bebé es fundamental tener rutinas relajantes que le enseñen a predecir lo que va a pasar. En el primer mes su bebé le va indicando el mejor horario para empezar la rutina, y esta va a depender de su última siesta.

Cuando llegue al segundo mes, ya sabrá cuál es la hora que mejor se ajusta para su rutina, que por lo general deben ser entre 3 o 5 actividades simples, relajantes y predecibles. Tenga en cuenta que se deben realizar, preferiblemente, a la misma hora.

5. Enséñele a dormir a su bebé

El objetivo de este proceso es ayudarle a su bebé a dormir de forma independiente, ofreciéndole apoyo de forma constante mientras le va enseñando. Los aprendizajes de los niños están basados en el principio cerebral de desarrollo próximo, es decir, ellos aprenden a hacer por sí mismos muchas de las cosas que hicieron primero con un poco de ayuda de un adulto.

Si quiere conocer más sobre la Guía del sueño para su bebé, alimentación, salud y otros temas de interés, siga a las expertas en @alexandratrujillopediatra y @dormirparacrecer

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS