Así actúa la lepra, enfermedad que registra más de cien casos en Cali en los últimos años

Así actúa la lepra, enfermedad que registra más de cien casos en Cali en los últimos años

Abril 21, 2019 - 09:17 a.m. Por:
Natalia Londoño Rivera y Valentina Moreno Rosero, integrantes del Semillero de Periodismo UAO - El País
lepra

Los exámenes necesarios para detectar la lepra corren por cuenta de las aseguradoras de salud. Y el tratamiento para combatir la enfermedad, es suministrado por el Estado de manera gratuita.

iStock/El País

La enfermedad de Hansen, también conocida como lepra, es una patología curable que una vez empieza a ser tratada, deja de ser contagiosa; y es causada por la bacteria Mycobacterium Leprae. La lepra es una patología infecto contagiosa que presenta diferentes manifestaciones clínicas.

Manifestaciones que, usualmente, afectan la piel y el sistema nervioso; causando pérdida de sensibilidad en las lesiones de piel, y en casos severos, debilidad muscular y deformidades.

Según el último boletín epidemiológico del Instituto Nacional de Salud del 2019, los departamentos que presentaron un incremento en el número de nuevos casos durante el año pasado fueron Norte de Santander, Cundinamarca, Bogotá, Valle del Cauca y Tolima con un total de 26,6%, es decir, 140 casos nuevos registrados a diciembre de 2018.

En la capital del departamento del Valle del Cauca, según la base de datos del programa Hansen, de la Secretaría de Salud Pública Municipal de Cali, desde el año 2010 hasta abril del 2019 se han evidenciado cambios significativos en los registros de casos nuevos de lepra, ya que, al 4 de abril del presente año, se han presentado 164 nuevos casos, entre los cuales, 78 han sido mujeres y 5 menores de edad.

Lea también: Médicos caleños salvan la vida de una mujer al extraerle tumor gigante de siete kilos

Con respecto al aumento de cifras en el Valle del Cauca, la secretaria de Salud Departamental, María Cristina Lesmes señala: “nosotros tenemos casos porque los buscamos, los que no tienen casos es porque no los han diagnosticado, porque es una enfermedad que sigue vigente, entonces nosotros lo que tenemos, es la respuesta a nuestro juicioso trabajo, todavía no tenemos los que son, pero tengo la certeza de que hay personas con lepra que todavía no han sido diagnosticadas”. Es decir, que el aumento de casos no indica que haya más enfermos de lepra en el departamento, sino que hay más casos nuevos reportados.

Los signos y síntomas de la que se creía era un enfermedad que solo aparecía en los relatos de la Biblia, varían según cada persona, y son muy específicos en las primeras etapas de la enfermedad. Ellos son:

Lesiones cutáneas: Son manchas o parches en la piel que adquieren un color blanco, rojo o simplemente diferente al color normal de la piel de la persona, que tienen ausencia de vello y presentan pérdida o disminución de la sensibilidad al calor, el dolor y el tacto.

Carencia de sensibilidad: Se puede presentar entumecimiento o una falta parcial, o completa, de la sensibilidad en las manos, los pies, los brazos y las piernas.

Debido a que los signos y síntomas característicos de la lepra pueden estar relacionados a otro tipo de patologías, Jennifer Santa, vocera del programa de Hansen de la Secretaría de Salud Pública de Cali explica que, es recomendable recurrir a un centro de salud si alguno de los síntomas se presenta, porque la única manera de prevenir la gravedad de la enfermedad es detectarla oportunamente.

Contagio persona a persona no es tan común

De acuerdo con Daniel Eslava, director de la Maestría en Salud Pública y Desarrollo Social de la Fundación Universitaria del Área Andina (Areandina) y a lo expuesto en la revista Infórmate de la Facultad de Ciencias de la Salud del mismo centro educativo, en enero de 2019, el contagio persona a persona de la lepra no es tan común como se cree porque, aunque el modo de transmisión de la lepra es por inhalación, el periodo de incubación de la bacteria es tan largo, entre 10 y 30 años, que cuando una persona es contagiada, tarda mucho tiempo en evidenciar los síntomas propios de esta patología.

De igual manera, la vocera del programa de Hansen de la Secretaría de Salud Pública de Cali, explica que debido a que en Colombia la eliminación de la lepra es considerada una enfermedad de interés en salud pública, todos los tratamientos son suministrados por el Gobierno de forma completamente gratuita, por lo cual, si una persona es diagnosticada con esta enfermedad, debe iniciar de inmediato el tratamiento adecuado, el cual, consiste en una combinación de fármacos de dosis diaria, junto con un estricto control con diferentes especialistas.

Y ratifica que, aunque dos semanas después de haber iniciado el tratamiento, ya no existe la posibilidad de contagio en contacto con otros, es necesario que la persona continúe el tratamiento durante el tiempo que el médico tratante lo determine.

El seguimiento que hacen las Secretaría de Salud Departamental y Municipal es un proceso de búsqueda alrededor de las personas que alguna vez padecieron la enfermedad de Hansen, se le hace seguimiento constante a sus familias y convivientes, ya que estas podrían estar contagiadas sin tener conocimiento de ello.

Daniel Eslava explica que “la lepra si no se diagnostica a tiempo genera unas discapacidades impresionantes en términos de la posibilidad funcional que tienen las personas para poder trabajar, para poder utilizar sus manos y para caminar”.

Diagnóstico

Aunque la enfermedad puede ser diagnosticada por medio de tres tipos de exámenes, el examen físico clínico es el más importante:

Examen físico completo: Si la persona presenta lesiones cutáneas, con las condiciones propias de la lepra, debe ser examinada detallada y exhaustivamente por un funcionario del equipo médico del centro de salud al que recurra. A la persona se le debe realizar pruebas de sensibilidad en los miembros superiores (manos y brazos), en los miembros inferiores (piernas y pies) y en los lugares donde se localicen lesiones sospechosas.

Examen de laboratorio: Se debe realizar una baciloscopia de linfa, es decir, una prueba que es utilizada para detectar, por medio de un microscopio, la presencia de los microbios causantes de la enfermedad. En este caso, la baciloscopia de linfa debe ser tomada de seis partes del cuerpo; lóbulos de las orejas, codos, rodillas o de la parte del cuerpo en la cual la lesión haya sido identificada.

Biopsia: Se le realiza un estudio a una muestra de piel o de nervio de la zona del cuerpo que esté afectada. Este procedimiento debe ser ordenado por el servicio médico si se presenta el caso en que la persona continúa con síntomas y por medio de la baciloscopia no se haya encontrado presencia de microbios.

Estrategias para eliminar la lepra

La principal estrategia de las Secretarías de Salud para la eliminación de la lepra consiste en hablar sobre la enfermedad para sensibilizar y educar sobre ella, ya sea por medio de la difusión de la información por televisión o redes sociales o realizando charlas de concientización en las asociaciones de los pacientes y convivientes.

Igualmente, entre sus estrategias está la realización de capacitaciones a los profesionales en salud para que tengan un conocimiento completo en el trabajo de campo a la hora de buscar y hacer una exhaustiva revisión en los familiares y contactos de la persona que alguna vez tuvo lepra.

Es por eso que, si usted considera que tiene alguno de los síntoma propios de esta enfermedad, debe recurrir a cualquier centro médico de atención, los cuales están capacitados para detectar la enfermedad y notificar al SIVIGILA, el Sistema Nacional de Vigilancia en Salud Pública, quien optimiza el seguimiento y evaluación de la intervención a seguir.

La Secretaria Departamental de Salud del Valle agrega: “Quisiéramos que todas las personas que tienen problemas de sensibilidad en la piel, es decir, que tienen zonas donde no sienten, que tienen manchas oscuras o claras en su cuerpo, consulten de forma inmediata, porque la lepra tiene un fácil diagnóstico y un tratamiento que además, es gratuito”.

No estigmatizar 

  • Junto con la lepra se originan diferentes estigmas en la sociedad. Históricamente se rechazaban y excluían a las personas que padecieran esta enfermedad. Actualmente, esto causa que el paciente prefiera vivir la patología en silencio, porque le avergüenza ser catalogado como “leproso”, expresión que por medio de las campañas de sensibilización se está buscando eliminar.
  • Si la persona se siente rechazada, esto ocasiona una ausencia de diagnóstico oportuno y provoca la detección tardía de las discapacidades que se generan.
  • “Las personas siguen pensando que la lepra, primero, es una enfermedad ligada a la maldad, a la brujería, a la desgracia y de otro lado, que no se debe hablar de ella porque da vergüenza, por que está ligada a la maldad, por eso los enfermos callan, no quieren que los demás sepan que tiene lepra porque hay ese estigma en la sociedad sobre esta enfermedad”, comenta la Secretaria de Salud Departamental, María Cristina Lesmes.
  • La funcionaria departamental hace un llamado a la sociedad para que estos mitos desarrollados a lo largo de la historia se erradiquen, pues afectan la integridad de los que sufren esta patología. “Son personas como cualquier otra que merecen tener un trato igualitario y con mucho respeto, y sobre todo, acompañamiento en su tratamiento. El tratamiento es largo, pero tiene resultados efectivos”, comenta Lesmes.
Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad