Omisiones peligrosas

Escuchar este artículo

Omisiones peligrosas

Abril 06, 2021 - 11:55 p. m. Por: Editorial .

El plan de vacunación contra el Covid-19 ha significado para Colombia un esfuerzo importante en cuanto a recursos y logística que garanticen su distribución y aplicación en todo el territorio nacional.

Hasta ahora, aunque despacio y sujeto a los envíos realizados por los laboratorios farmacéuticos, el proceso ha funcionado relativamente bien.

Por ello no se pueden presentar casos como los ocurridos en diferentes EPS de Cali donde por varios días no hubo disponibilidad de la segunda dosis de la vacuna y se debieron cancelar las citas a centenares de usuarios que estaban programados para recibirla.

Es una situación grave que afecta a quienes están en el rango de edad más vulnerable frente a la pandemia, las personas mayores de 80 años, y que demanda respuestas claras de los responsables de aprovisionar esas segundas vacunas y garantizar que lleguen en los tiempos establecidos.

Aunque la situación se empezó a superar ayer cuando la Secretaría de Salud de Cali suministró varios miles de dosis entre las EPS afectadas, el retraso generó otro problema igual de complejo: la aglomeración de adultos mayores y acompañantes en los lugares de vacunación.

En Cali, como en el resto del país hay que garantizar que a quienes se les ha aplicado la primera inyección contra el covid reciban en los tiempos establecidos la segunda dosis.

De nada serviría al propósito de alcanzar la inmunidad colectiva frente al letal virus, que la vacunación se quede a medio camino porque no hay con qué completar el proceso.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS