El rescate del Pance

Escuchar este artículo

El rescate del Pance

Febrero 17, 2020 - 11:55 p. m. Por: Editorial .

Si bien la jornada de limpieza que se realizó el pasado domingo en Pance merece ser reconocida, también debe servir para reflexionar sobre el daño que las basuras, la contaminación y el desvío de sus aguas le están causando.

Pance no es otro afluente más para Cali; hace parte de su identidad y es ejemplo de la responsabilidad colectiva que se debería tener con el recurso natural más valioso de la ciudad.

Los 500 kilos de desechos extraídos durante la jornada de limpieza, organizada por la Mesa Ambiental de Cultura Ciudadana de ese corregimiento, reflejan la indiferencia y el irrespeto por el río.

Igual sucede con los vertimientos que le llegan de forma directa y sin ningún tratamiento, con los muros que se levantan para represar sus aguas o con las construcciones que no respetan los límites mínimos.

Cuando se ve el estado en que se encuentra, hay que preguntar dónde han estado el Dagma y la CVC, las entidades ambientales encargadas de protegerlo, o qué han hecho quienes administran el parque recreativo que circunda a Pance para evitar que sus visitantes lo llenen de basuras.

Cuestionamiento que también hay que hacerles a los vecinos de la zona, los primeros que deberían estar listos a salvaguardar ese valioso recurso que los rodea.

Aunque se agradece a quienes recogieron las basuras, lo cierto es que Cali debería tener un río Pance bien cuidado, que no necesite de voluntarios para rescatarlo de la situación a la que lo han llevado la falta de civismo, la irresponsabilidad y la indiferencia.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS