Oasis

Escuchar este artículo

Oasis

Noviembre 10, 2019 - 11:30 p. m. Por: Gonzalo Gallo

Maurice Ravel, 1875-1937, fue un brillante compositor capaz de romper los esquemas estéticos de su época, algo que demostró con sus obras.

Su famoso Bolero fue calificado por algunos de sus contemporáneos como “la obra de un loco”.

Fue un gran orquestador que puso su talento al servicio de, por ejemplo, Cuadros para una exposición, de Mussorgski, pieza compuesta originalmente para piano.

Algunos de sus biógrafos afirman que Ravel estaba obsesionado por su madre, lo que provocó en él una suerte de asexualidad.

Eso le impidió mantener relaciones íntimas con mujeres u hombres. A esa situación se sumó un profundo trauma.

Surgió de su experiencia como conductor de un camión en la Primera Guerra Mundial al ver las atrocidades del conflicto en primera persona.

Al regresar de la guerra, compuso Concierto para la mano izquierda para su amigo Paul Wittgenstein, pianista que había perdido la mano derecha en el frente.

Sigue en Instagram @Gonzalogallog

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS