Bendigo la providencia

Abril 29, 2022 - 11:50 p. m. 2022-04-29 Por: Fernando Cepeda Ulloa

El expresidente César Gaviria habría podido incluir estas palabras en la plataforma ideológica de naturaleza liberal que le entregó al candidato Federico Gutiérrez. Fueron pronunciadas en una histórica ceremonia en la Universidad Nacional, presidida por el entonces rector, Mario Laserna Pinzón. Las pronunció Alfonso López Pumarejo: “Bendigo la Providencia que me dio por patria este suelo fecundo y por ciudadanos a mis compatriotas”.

López Pumarejo, un ciudadano cosmopolita, visionario en la política doméstica y en la internacional, habla con orgullo de su patria y nosotros debemos replicar esa exclamación y, además, enorgullecernos de que él hubiera sido tan influyente en los destinos de Colombia.

Lo que acaba de hacer el expresidente César Gaviria, en un momento en el que se denigra de nuestra historia, es rescatar lo que ha sido la contribución del Partido Liberal a la construcción de la República y lo que es, hoy, su ideario para continuar y mejorar esa historia que, por cierto, por décadas compartió con el Partido Conservador. Sí, hubo errores, grandes y muy dolorosos, pero están las grandes rectificaciones y el anhelo de continuar engrandeciendo la patria. Se rescata y se proyecta un legado que siempre debemos tener presente. Imposible para el candidato Federico Gutiérrez no acoger ese patrimonio pasado y futuro.

Como lo reafirmó López Michelsen en polémico discurso como jefe del MRL: “Si en algo consiste el criterio liberal, si algo explica ese arraigo, que por tantos años tuvo el doctor Alfonso López en la masa, fue su capacidad de rectificar, de pensar de nuevo, de acomodarse a los hechos, de no sentirse atado a ningún cartabón”.

Que Federico Gutiérrez encarne ese espíritu, lo reinvente, es una gran noticia para este proceso electoral. Contribuciones no menos valiosas podrían hacer Cambio Radical, el Partido Conservador, el Partido de la U, al concurrir con la aspiración presidencial de Federico Gutiérrez. Como que la campaña presidencial ahora sí está tomando el impulso que estábamos echando de menos. “Superando las controversias, las pasiones y la pugnacidad intestina (…) algún día vamos a volver a estar juntos, vamos a volver a ser hermanos (…)”, fueron las palabras que cerraron ese controvertido discurso de López Michelsen por allá en 1961.

Con la decisión del liberalismo y las que pueden venir para reforzarla, estamos viendo el renacer de una visión política que, en lugar de moverse en el negativismo, en la denigración de nuestra historia, busca recobrar lo mejor de nuestras tradiciones políticas para que nos empeñemos una vez más, en reafirmar la esperanza fundada de los ciudadanos en un futuro mejor, más igualitario, más prometedor para todos. Profundizar lo que hemos venido construyendo.

Tanto la campaña de la consulta interpartidista como la de la Primera Vuelta han sido criticadas por la ausencia de planteamientos sobre los diferentes asuntos que se espera que los candidatos agiten. Es injusto decir eso porque varios presentaron programas que al parecer muy pocas personas miraron. La virtud de esta estrategia electoral del liberalismo en favor de Federico Gutiérrez es, precisamente, la de haber traído a la consideración pública temas de la mayor significación para la actual coyuntura política y para el futuro de Colombia. Ojalá otras fuerzas políticas que apoyen esta candidatura aporten ideas que contribuyan a enriquecer esta competencia por la Presidencia.

Lee contenido sin límites en elpais.com.co por $800 primer mes
VER COMENTARIOS