Lanzan artefacto explosivo contra una camioneta de alta gama en Tuluá

Lanzan artefacto explosivo contra una camioneta de alta gama en Tuluá

Diciembre 05, 2018 - 07:25 a.m. Por:
Redacción de El País Tuluá 
Lanzan una artefacto explosivo contra una camioneta de alta gama en Tuluá

Camioneta de alta gama Toyota Fortuner de placas DHT-238 de Pereira.

Especial para El País

Una fuerte explosión que se registró este martes hacia las 11:00 p.m. alteró la tranquilidad de los habitantes del barrio Pueblo Nuevo, en el municipio de Tuluá.

Este atentado con explosivos, el cuarto que se registra este año en esta población del centro del Valle, se presentó frente a un edificio de apartamentos ubicado en la Carrera 18E # 33A-21 de ese sector de la ciudad.

En ese sitio fue atacada, al parecer con una granada de fragmentación, una camioneta de alta gama Toyota Fortuner de placas DHT-238 de Pereira, al parecer de propiedad de una persona que se dedica a prestar dinero y que estaría siendo amenazada a través de panfletos.

Lea también: Prohíben venta de pólvora en Tuluá, ante riesgos por quemaduras en fin de año

Es de recordar que el pasado 2 de octubre, hacia las 7:05 p.m. en el barrio El Palmar, en la zona occidental Tuluá, tres personas resultaron heridas de consideración tras la detonación de un artefacto explosivo que fue lanzado contra una vivienda ubicada en la Calle 4 # 22A-24.

Al parecer, hombres que se movilizaban en motocicleta lanzaron una granada de fragmentación contra este inmueble causándoles lesiones en sus extremidades inferiores a tres personas, dos de ellas fueron atendidas en la clínica San Francisco y la otra en la clínica Maríangel.

Tras la explosión, se presentó un escape de gas domiciliario, emergencia que fue atendida de manera oportuna por el Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Tuluá.

Según el mayor Julio Fernando Mora Escobar, comandante de la policía en la Villa de Céspedes, la vivienda afectada queda enseguida de un reconocido expendio de alucinógenos que ya había sido intervenida por las autoridades en varias ocasiones por lo que se presume que el atentado fue una retaliación entre bandas dedicadas al tráfico de drogas.

Un mes antes, el pasado 4 de septiembre se había registrado un caso similar en el barrio Portales del Río en donde dos hombres que se movilizaban en una motocicleta lanzaron una granada de fragmentación IM-26, de fabricación americana, contra una camioneta de alta gama que estaba estacionada en la Carrera 24A # 3-07.

En esa oportunidad, una mujer resultó herida por las esquirlas, que afectaron uno de sus brazos y el pie izquierdo por lo que fue atendida en la clínica San Francisco.

Ocho días después de este hecho, el 10 de septiembre, fue lanzada otra granada contra un inmueble ubicado en la Calle 26 con Carrera 2 Oeste del barrio Asoagrín-Farfán.

La explosión, que se escuchó muy fuerte en todo el sector, causó algunos daños en los ventanales y dejó un foramen en el andén de esa vivienda. Sin embargo, las esquirlas no causaron heridas o lesiones en las personas que en ese momento se encontraban dentro de la casa.

Al parecer, este atentado iba dirigido contra una persona que vive en esa cuadra y que se dedica a los préstamos gota a gota, indicó en su momento la policía.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad