Catorce rasgos para identificar a una pareja abusiva

Catorce rasgos para identificar a una pareja abusiva

Abril 15, 2019 - 11:15 p.m. Por:
Redacción de El País 
Agresión intrafamiliar

Agresión / Imagen de referencia 

Istock / El País

Usted podría estar saliendo con una persona potencialmente agresiva. Para que no dé con esta especie de falso positivo, que se muestra como una dama o como un galán, tenga en cuenta las siguientes estrategias de Tere Díaz Sendra, pedagoga con especialidad en terapia de pareja y familia.

En su libro ‘Cómo identificar a un patán’, la autora habla de esos rasgos que tanto en mujeres, como en hombres, pueden ser señales de un inadecuado manejo de las emociones. Descubra 14 indicios de que su actual pareja es un ‘falso positivo’.

Lea también: ¿Cómo explicar las fuertes reacciones en redes a las denuncias de Marcela González?

1. Suele presumir de sus conquistas frente a usted o sus amigos. Según Sendra, “además de ser una actitud irrespetuosa, da cuenta de su necesidad por demostrar que puede estar con quien sea. No tendrá reparo en lanzar miradas lascivas o insinuaciones sexuales a otros.

2. No invierte tiempo, dinero ni espacios en usted. Muestra poca disposición para compartir sus espacios o incluir a sus pareja en su cotidianidad. “No se trata de que deban hacer todo juntos, pero esta persona muestra poco interés en que su entorno lo conozca”, argumenta la autora.

3. Tiene un comportamiento irrespetuoso. “Suele pedir favores de manera autoritaria, sin importar su tiempo o su espacio. Y no se molesta en dar las gracias. Si tienen una cita lo pone a esperar sin pedir disculpas”, dice la pedagoga.

4. Quiere ser el protagonista. Suele incomodarse si usted o los demás no le dan un trato especial. Interrumpe las charlas, elige los temas de conversación e ignora las charlas que no son de su interés. “Da prioridad a sus amistades, su familia, sus actividades y sus deseos sobre los suyos o los de otros”, explica Sendra.

5. Las emociones ajenas no importan. Suelen decir cosas del tipo “¿Andas en tus días?”, solo porque usted se enfada por algo o no está de acuerdo con su posición. Siempre tendrá un argumento para minimizar o invisbilizar el mundo afectivo del otro, atribuyéndolo a “pura sensibilería”.

6. Controladores y posesivos. Cuidado con quien le dice cómo vestir, está atento a sus redes sociales y a quién le escribe, revisa su celular y su computador, hace juicios sobre sus amistades mostrando malestar cuando no son de su agrado. Amenaza con terminar si usted engorda. Si usted se da su espacio hará preguntas suspicaces como “¿Qué harás ahora?”, “¿Con quién te verás?”.

7. Tiende a culpar al otro de no o entenderle, de provocar su rabia o de hacerlo cometer errores.

8. Suele compararse con los demás en términos de ingresos, clase, educación, inteligencia y estética, y usted no es la excepción. Asume una postura de superioridad. Puede ser descalificador cuando se siente en una posición de poder.

9. Usa la burla, el sarcasmo y la ironía. Aunque no lo agreda directamente, cuenta anécdotas, alusiones o bromas que despistan a su pareja, creyendo que se trata de simple humor, cuando esconden burla y sarcasmo. Suele usar una limitación o defecto de su pareja para ridiculizarlo. Ante el reclamo responderá con evasivas: “Todo lo que digo te molesta”, “no aguantas nada”.

10. Prioriza su satisfacción y sexualidad. Muestra poco interés en descubrir los deseos y necesidades eróticas del otro. Si es usted quien se muestra deseoso, se sentirá amenazado, celoso. Puede presionar con chantajes y manipulaciones para experimentar prácticas que usted no desea.

11. Es mentiroso. Su estrategia de debilitamiento es omitir ciertos detalles. Usa silencios e insinuaciones para crear un malentendido que luego utilizará su beneficio. Busca desestabilizar y tener control.

12. Niega el conflicto. Cuando usted se queja o quiere explicar algún malestar, él rechaza la comunicación directa y niega el reclamo y la existencia del conflicto. Lo hará sentir como un exagerado o irritable.

13. Buscará separarlo de sus vínculos importantes para convertirse en toda su vida o generar intriga para promover la enemistad y confrontación entre usted y los suyos.

14. Atrapa con su forma de hablar. Dice una cosa, pero su forma de actuar indica lo contrario. Le dirá que sus amigos le caen bien, pero cuando esté con ellos no le hablará y les hará mala cara.

Huele a peligro (personalidades)

-Paranoicos. Hallan intenciones hostiles detrás de actos inocentes.

-Esquizofrénicos. Introvertidos y solitarios. Fríos y distantes.

-Histriónicos. Llaman la atención, son exagerdos e infantiles.

-Narcisistas. Con complejo de superioridad, sensibles a la crítica.

-Evasivos. Inestables, conflictivos. Se deprimen y se irritan con facilidad.

-Obsesivos. Son hiperexigentes consigo mismos y con los demás. Muy intolerantes a la frustración.

Ellos (cómo comprenderlos) 

Asuma que su pensamiento es más concreto y lineal. Si tiene algo que decirle a un hombre explíquele lo que pretende con el diálogo, con hechos concretos y frases cortas.

Observe sus acciones, no solo sus palabras. Los hombres se comunican mejor a través de actos. Reconozca el tono en el que habla, sus gestos, sus emociones, valore sus silencios.

Valore sus logros. Mostrar un genuino reconocimiento por sus éxitos los hará sentirse mejor.

Los hombres suelen esconder sus sentimientos. Se les permite más el enojo, pero detrás de este esconden miedo, tristeza o culpa. Aliéntelo a reconocer lo que está sintiendo.

Ellas (cómo comprenderlas)

Antes de hablar, escúchelas. Sólo desde la escucha atenta sabrá que preguntas hacerle, de modo que se sienta comprendida.

Valore áreas de su vida que no tengan que ver con los roles de madre, esposa y amante, como sus hobbies, sus intereses políticos, sus relaciones sociales. No minimice sus logros.

Indague en su mundo emocional. Conéctese desde sus emociones, eso motivará su interés. Recuérdele que la ama con palabras
y acciones.

Valore su intelecto. La inteligencia femenina percibe la vida y aborda los problemas de manera panorámica.

Respete su libertad sexual y su cuerpo.

Festeje y promueva su libertad económica.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad