"Desde que llegué al Deportivo Cali hace 10 años, me enamoré del equipo": Andrés Pérez

"Desde que llegué al Deportivo Cali hace 10 años, me enamoré del equipo": Andrés Pérez

Octubre 20, 2018 - 11:55 p.m. Por:
Francisco Henao Bolívar / Reportero de El País 
Andrés Pérez

Andrés Pérez cumplió 10 años como jugador del Deportivo Cali.

Ricardo Ortegón / El País

El gladiador del Deportivo Cali está listo para otra batalla, sin olvidar y saborear aún lo que le dejó el jueves el clásico vallecaucano ante América.

Aunque en el camino se viene un duro examen ante Santa Fe en Bogotá, por Copa Suramericana, Andrés Pérez no oculta su inmensa alegría por el gol anotado al rival de patio que significó una victoria y tres puntos de oro en la Liga Águila para la escuadra azucarera.

El volante bogotano, que ya suma 10 temporadas con el Deportivo Cali, se siente motivado para seguir dando la pelea a sus 38 años, para continuar aportándole al equipo donde se siente pleno y para aprovechar las oportunidades como las del jueves en Palmaseca.

Después del clásico se le vio muy eufórico. ¿Había alguna revancha?
No, era la alegría por el triunfo y por el momento en que estamos, que es crucial porque no podemos dar el brazo a torcer y tenemos que ser sólidos para seguir fortaleciéndonos como equipo. La victoria era muy importante para nosotros.

¿Pasó por su cabeza que podía hacer el gol del triunfo en el clásico?
Uno de volante de marca solo quiere ganar con gol de quien sea; tenemos buenos delanteros y la gente piensa que uno de ellos puede anotar. Pero a cualquier jugador le llega su momento. Yo siempre he dicho que uno no busca el gol, el gol lo busca a uno. Por suerte a mí el jueves se me dio y que más que con un gol para ganar.

De todas las felicitaciones que recibió, ¿cuál lo sorprendió más?
La que más me emocionó fue la de mi hijo, que estaba en la cancha porque él es recogebolas. Cuando terminó el partido se me acercó y me dijo: “Papá, fue un golazo”. Yo lo besé porque son cosas que lo motivan a uno. No se da todos los días hacer el gol del triunfo en un clásico, y que su hijo esté ahí viendo todo.

Se enteró de que el 'Pecoso' dijo que usted en su vida había hecho un gol de cabeza...
(Risas) Sí, me enteré y automáticamente me acordé del 2015 con él como técnico, cuando con gol mío de cabeza en Armenia clasificamos. A Santa Fe también le había hecho de cabeza. El del jueves fue un gol complejo, pero me salió bien.

¿Le perdonaron la roja?
No, sé que todo el mundo ha opinado, diciendo que sí. Nunca voy con intención de golpear a Mosquera; veo la jugada y noto que es más un movimiento o un gesto que un contacto. Cuando él me hace el sombrero, yo me volteo y de pronto se ve que saco el hombro, pero nunca voy con intenciones de golpearlo.​

Deportivo Cali

Andrés Pérez fue el anotador del único gol del clásico entre Deportivo Cali y América.

Bernardo Peña / El País

"¿Es Pelusso defensivo?"

¿Por qué el Cali no ha estabilizado un rendimiento?
Cuando tenemos para consolidarnos en la parte de resultados, no hemos podido. Lo digo en la Liga, porque en la Suramericana hemos hecho una gran labor y tenemos las botas puestas para seguir avanzando. En Liga el partido que más nos ha dolido es el de Patriotas porque perdimos en casa después de haber vencido a Santa Fe en Bogotá. Cuando ganamos y necesitamos vencer en el próximo, no se nos da. Nos ha faltado más regularidad. Hemos flaqueado un poco en eso, pero sabemos que hay que ganar se juegue bonito o no porque es necesario sacar resultados.

A propósito de jugar bonito, el hincha del Cali insiste en que Pelusso es defensivo. ¿Tienen razón?
Por salud mental uno no debe leer todo lo que dicen en redes. Me guío más por lo que me preguntan y siempre digo que el fútbol es de resultados. Para ir sumando en nuestro juego debemos ganar confianza. Cuando se gana un partido no solo se ganan tres puntos, también se gana confianza. El hincha quiere que el equipo sea más ofensivo o tenga más vértigo. Hay partidos que los jugamos así y otros no. Pero lo importante es el resultado. En el clásico, por ejemplo, había que ganar con uno o medio gol.

Pero sienten que están en deuda futbolísticamente?
El Cali es un equipo luchador que a pulso se está jugando, partido tras partido, sus opciones, asumiendo sus triunfos y sus derrotas. Poco a poco vamos llegando a lo que todos queremos que es ver al Cali en finales y saliendo campeón.

¿Por qué equipos modestos como Tolima, Bucaramanga, Equidad y Caldas están adentro y el Cali no?
Es complejo el tema. Este torneo ha sido extraño, hemos encontrado que equipos más chicos han logrado estabilizarse en la tabla. Nosotros seguiremos luchando, convencidos de que tenemos material suficiente para clasificarnos.

¿Futbolísticamente hay con qué?

Estoy convencido de que el equipo tiene con qué pelear. No es fácil porque hay muchos equipos en la misma lucha. ¿Quién va a salir adelante? El que esté fuerte mentalmente. Nosotros estamos encarando dos frentes: Liga y la Suramericana. En este último vamos bien, pero es un ‘mata-mata’ en el que debemos estar fuertes para seguir avanzando. Y en la Liga también lo estamos dando todo.

Andrés Pérez

Andrés Pérez, jugador del Deportivo Cali.

Ricardo Ortegón / El País

"Benedetti volverá a darnos lo que siempre da"

¿Algo anda mal en el Cali cuando Camilo Vargas sale siempre figura?
Tal vez nos han llegado los rivales, pero debo destacar lo que nos aporta Camilo, que desde que llegó nos ha dado mucha solidez, nos ha salvado de muchas situaciones. Lógicamente uno no quisiera que fuera nuestro arquero el salvador; pero así es el fútbol, hay cosas que tenemos qué corregir porque necesitamos ser más sólidos en todo sentido.

¿Qué cree que pasa con Nicolás Benedetti, que está en un bache?
En cualquier deporte nosotros tenemos nuestras curvas de rendimiento. Benedetti es un jugador extraordinario y cuando no está en las jugadas importantes donde todos lo queremos ver, hay preocupación. Pero eso puede pasarle a cualquiera. Nosotros confiamos en él y sabemos que va a darnos lo que en muchas ocasiones nos ha dado. Es un muchacho con una actitud muy positiva. Es nuestra joya al lado de Kevin Balanta y en estos momentos hay que apoyarlo y darle tranquilidad.

A usted lo han querido jubilar. ¿Cuál es la clave para mantenerse?

La disciplina y mucha constancia, además de que disfruto de estar en el equipo que quiero. Llegué con muchas expectativas y de inmediato me enamoré del Cali. En cada entrenamiento disfruto, estoy en una edad donde el final de la carrera está cerca; pero me dio alegría el jueves porque ganamos el clásico con un gol mío. Eso es lo que me mueve y me mantiene. En el Cali he vivido muchas cosas, he reído, he llorado, he pasado por momentos difíciles y otros muy buenos. Llegará el día en que ya tenga que colgar los guayos, pero estoy aplazándolo porque gozo y sigo queriendo lo que hago.

¿Qué fue lo que lo enamoró del Cali?
Desde el comienzo me sentí bien, el respaldo de la gente ha sido increíble. Cuando uno empieza en un equipo y llegan ofertas tentadoras, uno también se pregunta dónde se siente cómodo. Pero acá siempre quise estar, gozar, vivir de otra manera. Deseché muchas ofertas para quedarme en el Cali. Ver bien a mis hijos acá, a mi esposa, también me hicieron quedar. Llevo diez años en la institución, jugando sin parar y con ganas de quedarme trabajando, incluso después del retiro para seguir aportando.

¿Su deseo es retirarse en el Cali y no en Millonarios que fue su cuna?
Sí, me quiero retirar acá; respeto mucho lo que me brindó Millonarios, pero cuando llegué acá se me movieron muchísimas cosas por dentro y por eso el deseo es retirarme en el Cali y continuar trabajando desde algún otro lugar, brindar mi experiencia.

¿Hay fecha de retiro?
Uno cuando es un muchacho dice que juega hasta los 32 años, y más en mi posición. Y cuando tenía 30 me decía que ya estaba cerca el retiro, y hasta me presionaba solo. Pero llegó un momento en que dije que le iba a dar hasta donde pudiera, que iba a disfrutar, y ya tengo 38 años.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad