¿Qué sucedió con la carnetización en el fútbol colombiano?

¿Qué sucedió con la carnetización en el fútbol colombiano?

Febrero 21, 2019 - 12:05 a.m. Por:
Juan Carlos Pamo Sánchez - Reportero de El País
carnetizacion futbol colombiano

Imagen del proceso de carnetización en el fútbol colombiano.

Diseño: El País

¿Qué pasó con el carné de la Dimayor? ¿Qué se hizo el dinero que se pagó por el documento? ¿Se está exigiendo para el ingreso al estadio? ¿Cómo va el enrolamiento? ¿A qué apunta la Dimayor para cumplir con la norma? Estos son algunos de los interrogantes que los aficionados al fútbol en Colombia se hacen luego de dos años en que el proceso de la carnetización se aplicó como una medida para frenar los hechos de violencia en los estadios.

A mediados de la temporada 2017, la Dimayor decidió adoptar el tema de la carnetización y compilar la información de los hinchas en una gran base de datos que luego permitiría su identificación en los escenarios deportivos.

El documento tenía un costo de $12.000 y fue expedido a través de un operador de boletería. El aficionado debía acercarse a un punto de atención para registrar su huella, sus datos personales y tomarse una fotografía.

Sin embargo, con el paso del tiempo la gente se resistió a pagar por dicho carné aduciendo que tenía las mismas funciones de la cédula.

Te puede interesar: La Fundación Falcao García realizará concierto benéfico para la niñez

Hoy, dos años más tarde, el proceso prácticamente esta en un punto muerto y con la incredulidad por parte de los seguidores de los equipos, que sienten que invirtieron un dinero para un documento que no ha tenido un buen servicio.

En el año 2009 entró en vigencia la Ley 1270 que creó la Comisión Nacional para la Seguridad y Convivencia en el fútbol y que diseñó las políticas de seguridad en este tema que era de suma importancia. Luego, junto al Ministerio del Interior se emitió una reglamentación para entregar responsabilidades a las distintas autoridades de la Comisión Nacional.

La responsabilidad de la carnetización quedó exclusivamente en manos de la Dimayor desde ese mismo año.

El excongresista Mauricio Parodi, autor y ponente de la Ley 1270, considera que “el proceso no está funcionando. Desconozco las razones por las que no se ha hecho. Considero que es muy importante la carnetización, ya que desde el momento de la concepción de la ley lo que se buscaba era tener identificados a los usuarios del fútbol. Eso iba a servir para darles beneficios a los hinchas fieles, crear sentido de pertenencia hacia los clubes y mecanismo de exclusión de vándalos”.

El fútbol profesional tiene una característica muy particular que lo hace diferente a cualquier otra actividad comercial. Es un actividad de derecho privado, los dueños de los equipos son particulares, pero por el afecto de los hinchas a sus equipos, se convierte en un bien social y de interés general, según los expertos. Por lo anterior, la Dimayor es la entidad que debe trazar el camino a seguir en un aspecto que va ligado a la seguridad en los estadios.

“Yo debo decir que me siento decepcionado en el tema de la carnetización por dos aspectos: ¿Qué ganamos con tener un carné cuando en los estadios no existen mecanismos para hacer la lectura? Los estadios en Colombia, a excepción el del Cali, son del municipio y el Estado no ha hecho ningún tipo de inversión en ese sentido. El otro aspecto es que el carné como identificación no puede convertirse en un tema de estigmatización, por qué la obligatoriedad parcial, por qué la medida se aplicó solo para las barras, yo considero que ese carné debe ser con beneficios para los hinchas y en eso estamos trabajando”, comentó Jorge Enrique Vélez, presidente de la Dimayor.

Lea además: Los cinco grandes retos que tendrá Carlos Queiroz con la Selección Colombia

Carné con beneficios
De acuerdo a lo expresado por Vélez, la Dimayor lanzará en un mes y medio el nuevo sistema de carnetización con un plan de beneficios a los hinchas que hagan el enrolamiento y que consiste en descuentos y puntos acumulados con empresas comerciales del país.

“En este proceso todos tienen que cumplir. La Dimayor cumplió con su deber de carnetizar. La semana pasada tomamos la decisión de enviar muchos carnés a los clubes para que los hinchas vayan y los reclamen porque ellos pagaron por ese documento. Pero, reitero, si no se colocan los controles por parte de las administraciones locales y por parte del Ministerio del Interior, de nada va a servir ese carné”, acotó el máximo dirigente de la Dimayor.

De la misma forma, el directivo confirmó que los usuarios que ya pagaron por el documento en el pasado no lo harán ahora para obtener el nuevo que está cerca de implementarse. De acuerdo a los datos entregados por la entidad deportiva, cerca de 250 mil personas hicieron el proceso de empadronamiento hasta la fecha.

Otra de las noticias que entregó Vélez es que se ha adelantado un convenio con la Registraduría Nacional y la Policía para tener una gran base de datos y que en el futuro sea un solo documento de identificación para poder asistir a cualquier estadio del país.

El próximo domingo se realizará una prueba piloto en El Campín, en el juego entre Santa Fe y Junior, para evaluar cómo mejorar el proceso.

Lea también: La Liga colombiana, la cuarta mejor del mundo por encima de Alemania e Italia

El proceso en el Cali y América

La capital del Valle ha vivido también el proceso con dos escenarios diferentes, el estadio de Palmaseca y el Pascual Guerrero.

Por los lados del Cali, a la fecha reposan en sus oficinas cerca de 2000 carnés que no han sido reclamados. “En el estadio de Palmaseca se está exigiendo el carné para el ingreso de las tribunas populares como lo pide la Dimayor”, comentó Stefan Balegno, oficial de seguridad del Cali.

Caso similar ocurre en América. “Se ha hecho el proceso en un 80% en las tribunas populares y es donde se está solicitando el carné”, indicó Luz Ayda Rodríguez, oficial de seguridad del cuadro rojo.

Los hinchas se resistieron

Los aficionados al fútbol en el país son los que más han reclamado y se han resistido a este proceso de enrolamiento.

Felipe Muñoz, uno de los voceros del colectivo ‘Barras colombianas por la convivencia’, que reúne 15 barras del país, expuso que “fue un procedimiento que comenzó errado porque nunca entendimos para qué un carné si ya tenemos la cédula que sirve para eso. Sentimos que nunca se invirtió en pedagogía para este tema, pero al contrario ese carné sí fue una medida más represiva. Esperemos que con la nueva presidencia de Dimayor se le dé otro enfoque al tema”.

¿Cómo mejorar el sistema?

La implementación de la carnetización será positiva en la medida en que existan los controles adecuados en los estadios.

La Dimayor reclama inversión del Estado para implementar herramientas que ayuden a identificar a los vándalos.

“Para que este mecanismo funcione, se necesita de unos sistemas inteligentes de acceso en los estadio. La verificación de antecedentes se puede hacer a través de la cédula, como se hace en Argentina, no es necesario otro carné y a partir de eso se han hecho capturas por conductas delictivas incluso no relacionadas con el fútbol”, apuntó Alirio Amaya, experto en temas de convivencia en el fútbol.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad