América de Cali: Diego Cascón se destapa y habla del difícil momento

América de Cali: Diego Cascón se destapa y habla del difícil momento

Septiembre 11, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Juan Carlos Pamo - Elpaís.com.co

El atacante español se refirió a la situación por la que atraviesa con los Diablos Rojos. Mencionó que está preparado para soportar las críticas.

El delantero español del América de Cali, Diego Cascón, quien ha sido objeto de fuertes críticas por su bajo rendimiento con la casaca de los Diablos Rojos, le confesó a El País.com.co, sus sensaciones en este momento, en el que las cosas no le salen dentro del terreno de juego.Para el delantero de 30 años, quien llegó a las toldas rojas como una solución de gol, hasta ahora no ha contado con la fortuna de anotar y ha hecho que aumente la presión por parte de la prensa especializada y de la parcialidad americana.Ha disputado seis cotejos en el Torneo Postobón y cuatro en la Copa. Dice que nunca durante su carrera ha tenido el rótulo de goleador sino de un delantero de área. Aspira a ganarse el corazón del hincha con sus anotaciones.La segunda posición en la tabla del Torneo de Ascenso y la disputa de las fases definitivas de la Copa, es para Cascón un sinónimo de que el trabajo realizado hasta ahora va por buen camino. Junto al defensor Jesús Suárez y el volante Diego Gregori, conforman la armada española del cuadro 'Escarlata'.El próximo lunes en la noche, en el Pascual Guerrero ante Cortuluá por el Torneo de Ascenso, será el siguiente objetivo para que Diego Cascón deje su huella como anotador en el América.¿Cómo analiza su actual momento con el América?Para serte sincero es una situación bastante jodida. He llegado acá al equipo en unas condiciones donde el cuerpo técnico y los directivos conocían de ella. Hay cierto sector y gente que quiere hacer una publicidad negativa alrededor del equipo y en especial a mi, de allí que sale la cantidad de burradas que se están escuchando.¿Usted considera que la crítica hacia usted ha sido injusta?No quiero meter en esto a toda la prensa. Es un par de personajes que ya los tengo focalizados y están haciendo leña del árbol caído, que es más fácil en este momento. No están siendo objetivos con mi situación. Estoy tranquilo y convencido de que he venido a ayudar al América.¿De pronto fue error haberlo presentando como goleador y no como delantero?Siempre desde que llegué manifesté que yo no soy un delantero goleador. He hecho goles y me ha caracterizado por ayudar a mis compañeros a que anoten. En todos los equipos donde he actuado he salido goleador pero gracias a la labor de mis compañeros. ¿Cómo es su relación con el resto del plantel?Es totalmente falso que no haya una buena relación con el resto de la plantilla. Afortunadamente cuento con grandísimos compañeros que me han ayudado a adaptarme a un país desconocido para mi. Al final lo que sucede en el terreno es porque se pueden presentar situaciones especiales, aún no tengo la suficiente confianza como para pedir un balón, eso es algo razonable. ¿Ha sentido algún tipo de discriminación en un partido del América?Hay instantes en que me he cabreado pero es algo de manejo interno. Son situaciones de partido que se pueden dar, seguramente en otro juego se dará la mejor posibilidad para marcar. Esto es así.¿Ha hablado con el cuerpo técnico de lo que está viviendo?El técnico Jhon Jairo López me dice que siga trabajando duro, que el resultado del esfuerzo será el poder marcar.¿Siente confianza de parte del técnico hacía usted?Si, si. Siempre me han demostrado esa confianza desde que he llegado al equipo. Al comienzo no estuve físicamente bien, pero siempre he intentado dar lo mejor de mi.¿Está cargando con una cruz por el hecho de que a usted lo haya traído Salvador Suay, el director deportivo? En el poco tiempo que llevó aquí he podido notar que hay un sector que no le interesa que el equipo ascienda. Por lo general las noticias que dan del club son para meter 'mierda'. Salvador es un buen tipo que ha venido acá con las mejores intenciones de trabajar.¿Cómo ha notado el trato de la afición?Habrá gente que le guste, a otros no. Existirán algunos críticos, otros no lo harán. Estoy agradecido porque el trato ha sido bueno y tengo el deseo de celebrar rápidamente un gol con ellos.¿Los directivos le han hecho sentir su respaldo?Total y absoluto. Es una fortuna contar con la calidad de directivos que tenemos, sobretodo por lo bien que nos han hecho sentir en esta institución.¿Su novia ha sido el soporte para aguantar las críticas?Es una bendición estar acompañado por alguien en un país diferente al tuyo. Se ha vuelto mi sicóloga, cuando llego a casa tras un partido ella me ayuda a liberar las diferentes sensaciones que uno como ser humano pueda sentir. Siempre me pide que tenga calma y paciencia. Sabe que el venir al América tenía un propósito personal y profesional.¿Ha pensando en tirar la toalla y regresar a su país?No, en ningún momento. Tengo claro que desde que arribé acá, era para ayudar a este equipo a su regreso a primera división. Es una tarea compleja pero lo voy a intentar.¿Sus compatriotas en el equipo que le han expresado?Que tenga tranquilidad y que continúe trabajando de la mejor manera como lo he hecho hasta ahora. Si en un partido yo contara con siete u ocho situaciones de gol y no la metiera, entendería que me llamen malo, pero cuando has jugado siete u ocho partidos y has contado con una o dos opciones de gol y una de ella ha sido un penal, ya es algo muy diferente. Sinceramente no entiendo en qué fundamentan las críticas.¿El diseño táctico del equipo no se acomoda a su estilo de juego?Al final toda persona necesita un periodo de adaptación. Todo se resuelve con tiempo y trabajo. Las condiciones de juego son muy diferentes a las que he vivido en otros países.¿Había experimentado algo similar en otro equipo?No. El tiempo de adaptación en los otros clubes donde he militado fue más rápido. En este caso ha costado un poco más. Ya vendrán mejores tiempos.¿El equipo va por el buen camino futbolístico?Vamos de buena manera. Sabemos que este torneo es muy complicado por la forma en que se juega. El objetivo es clasificarnos dentro de los ocho primeros anticipadamente y enfocarnos en la parte decisiva del certamen.¿Hay tranquilidad a la interna del grupo?Es cierto que existe mucha presión. Quieras o no, este grupo se está comiendo el 'marrón' de lo sucedido en los años pasados. Somos un grupo humilde que estamos tratando de llevar al equipo al sitial que se merece. ¿Cómo volver a enamorar a la hinchada?Cuando juguemos de local como se hizo en Pereira donde se dejó el alma y en donde nos matamos hasta el final, seguramente nos volverán a acompañar. Ellos son una parte esencial en el propósito que todos tenemos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad