Así será la puja por las 13 curules del Valle en la Cámara

Así será la puja por las 13 curules del Valle en la Cámara

Diciembre 12, 2017 - 11:30 p.m. Por:
Redacción de El País 
Elecciones

Las elecciones al Congreso de la República se realizarán el 11 de marzo de 2018. En el Valle hay más de 150 candidatos a la Cámara de Representantes.

Archivo El País

Los partidos de la U y Liberal se vislumbran como los que podrían conseguir el mayor número de las 13 curules a la Cámara de Representantes que le corresponden al Valle del Cauca en las elecciones legislativas previstas para el 11 de marzo de 2018.

Al decir de algunos políticos y analistas, estas dos colectividades sostendrán una dura puja por hacerse al mayor número de votos y de paso arrebatar algunas cámaras a otros partidos, que hoy las ostentan.

Al hacer sumas y restas para lograr una cámara en las próximas elecciones, explican expertos, un candidato necesita asegurar al menos entre 30.000 y 55.000 votos para garantizar su curul, sin correr riesgos.

En los pasados comicios legislativos los partidos más votados fueron precisamente la U y Liberal, que se hicieron cada uno a tres cámaras. El primero logró un poco más de 196.000 votos, mientras el segundo obtuvo al menos 169.000.

El grupo de la U de la hoy gobernadora Dilian Francisca Toro se llevó tres curules y en esa ocasión Elbert Díaz logró la mayor votación (35.507) de ese sector.

En el segundo lugar se ubicó el liberalismo, que con sus diferentes vertientes consiguió también tres cámaras. El representante Fabio Arroyave fue el más votado (cerca de 25.000).

Para las elecciones de marzo, según cálculos del exconcejal Milton Castrillón, la U y los liberales tendrían aseguradas tres curules y podría pelear la cuarta, cada uno, pero con mucho esfuerzo y disciplina.

Para lograr tres curules, explica Castrillón, deben obtener al menos 180.000 votos, que es posible que se les dé, pero para las cuatro necesitarían al menos 240.000 y eso es más difícil.

El excongresista Jorge Homero Giraldo también considera que la ‘pelea’ por la Cámara será entre la U y los liberales y la misma, pronostica, va a ser muy cerrada, especialmente en los rojos, donde hay candidatos muy fuertes y varios de ellos tendrán un pulso voto a voto.

Los dos políticos creen que definitivamente el grupo de la Gobernadora logrará tres curules con Elbert Díaz, Jorge Tamayo y Norma Hurtado y estaría peleando una cuarta. Esa sería la que tiene en alianza con el exconcejal José Fernando Gil, quien la disputaría con el sector del senador Roy Barreras, que tiene de candidato a Jhon Jairo Hoyos, pero a este último es probable que no le alcance.

A todo eso se suma que el grupo de la Gobernadora maneja los hilos del poder desde el Palacio de San Francisco y además en las últimas tres elecciones ha logrado la mayor votación en el departamento.

Por los liberales podrían asegurar cupos Fabio Fernando Arroyave, cuyo padre fue el más votado en las elecciones del 2014; Juan Fernando Reyes, que cuenta con el apoyo de la concejal Clementina Vélez, que le puede aportar cerca de 15.000 votos, y que además tiene el respaldo de los amigos de la Administración local; Andrés Mauricio Chicango, hijo de la representante Nancy Denisse Castillo, que tiene una estructura sólida. También daría la pelea Adriana Gómez, apoyada por el grupo político del alcalde de Yumbo, Carlos Alberto Bejarano, pero no se descarta a Uriel Rojas, con grupo propio, a Álvaro Monedero (apoyado por el exgobernador Juan Carlos Abadía), ni a Jhon Wilson Rengifo, exalcalde de Candelaria, quienes podrían disputarse un cuarto escaño.

El exgobernador Ubéimar Delgado cree que el mapa político para la Cámara se puede mantener tal como está ahora y los cambios no serían mayores. Coinciden con los otros políticos que la U y liberales serían los ganadores con tres curules, pero considera que es complicado que lleguen a una cuarta.

Para una cuarta cámara puede jugar mucho el residuo y algunos aspirantes podrían entrar con votaciones menores.

Lea también: De Jorge Iván Ospina a Alejandro Ocampo: los 'agarrones' y secretos de las listas del Valle

Los otros partidos

Por los lados de Cambio Radical, los círculos políticos ven en riesgo una de las dos cámaras que tiene actualmente. Y auguran que podría ser elegido el exconcejal Oswaldo Arcos, del grupo del representante José Luis Pérez, quien en el 2014 consiguió 35.310 votos y ahora aspira al Senado.

Los conservadores, que hoy tienen dos curules también, podrían reducir su representación. Los analistas dan como fija la de Gustavo Padilla, del grupo de Ubéimar Delgado, que en las pasadas elecciones la obtuvo con Álvaro López, que logró cerca de 45.000 votos. La segunda, que tiene Heriberto Sanabria, que aspira a Senado, agregan, la disputarían Miyer Huependo y Mario Germán Fernández de Soto.

El Centro Democrático, que tiene una cámara, podría conservarla y para ello dan como fijo a Christian Garcés. Sin embargo, los observadores políticos creen que podría dar la pelea para la segunda, bien sea con Carlos Cuero o Milton Angulo.

Otra curul que ven en riesgo es la de la Alianza Verde, que ocupa Ana Cristina Paz, quien está debilitada con el retiro de los verdes del exalcalde de Yumbo Fernando David Murgueitio. Es posible, dicen políticos, que los verdes no logren cámara.

Al que sí le auguran que mantendrá su cupo es al Mira, partido que por su disciplina no tendría problemas.

El Senado

Aunque la circunscripción al Senado es nacional, los partidos aspiran a aumentar la representación del Valle.

De ahí que el Partido de la U, con sus dos vertientes, aspire a tres curules. Una con el senador Roy Barreras y dos por el movimiento de la Gobernadora. Ese grupo hoy tiene al senador Roosevelt Rodríguez, que aspira a reelegirse y quien en el 2014 logró la cuarta votación nacional (100.229), y postuló al exalcalde de Palmira José Ritter López. Analistas opinan que los dos pueden salir.

En los liberales, la lucha es entre el senador Édinson Delgado, para muchos debilitado, y el exalcalde de Yumbo, Fernando David Murguetio.
Cambio Radical, que tiene al senador Carlos Fernando Motoa, quiere en 2018 pasar a tres. Para ello se postularon los representantes José Luis Pérez y Carlos Abraham Jiménez. El primero con su propio grupo político, que tendría cerca de 40.000 votos, pero que hizo alianzas con los exconcejales Milton Castrillón, que sumaría más de 15.000 votos, y Albeiro Echeverry, con 14.000, más otros sectores acá y en otras regiones.

Jiménez cuenta con más de 33.000 votos de su grupo y ‘heredería’ parte de los del senador Juan Carlos Restrepo, que en 2014 tuvo 64.000.
El CD aspira a conservar la curul de Susana Correa con Gabriel Velasco, con el respaldo del empresariado, o con el exalcalde de Buga Jhon Harold Suárez.

En el Polo, Alexánder López conservaría su escaño. En los pasados comicios obtuvo 39.000 votos. Lo mismo sucedería con el conservador Mauricio Delgado, que en 2014 logró 82.987. Los observadores creen que Heriberto Sanabria podría llegar a la cámara alta con los respaldos que ha conseguido.

Buscan crecer

El politólogo Luis Felipe Barrera asegura que la disputa por las curules a la Cámara es una competición en la que se enfrentan grupos políticos tradicionales frente a otras figuras que le apuestan al voto de opinión. En los liberales destaca Juan Fernando Reyes, un líder alternativo, técnico y joven, con experiencia en lo público, que busca renovar el partido, en contraste con otros delfines y estructuras tradicionales fuertes que buscan conservar o ganar espacios.

“Los liberales buscan pasar de 3 a 4 curules. Otra lista fuerte es la de la U, que también quiere aumentar de 3 a 4, destacando el grupo de la Gobernadora que, por tener el poder, le apuesta a crecer. El CD también busca otra curul con Christian Garcés y Alberto Bernal, quienes con Gabriel Velasco en Senado, buscan consolidar la representación gremial en el espectro político regional”, agrega.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad