Se desinflan la industria y el comercio, ¿cómo recuperarlos?

Se desinflan la industria y el comercio, ¿cómo recuperarlos?

Abril 23, 2017 - 07:45 a.m. Por:
Redacción de El País
PIB Industria

Los analistas esperan que el crecimiento del PIB sea de 2,2% en todo el 2017.

Colprensa

El tímido entusiasmo que tenía la industria y el comercio por los resultados alcanzados en el 2016 duró poco. El año pasado estos sectores lograron crecimiento en ventas de 3,3 % y 1,2 %, respectivamente, datos que no fueron los mejores, pero que les permitía respirar tranquilos todavía.

Sin embargo, en el inicio del 2017 el pesimismo parece haberse apoderado de los colombianos y eso se ha visto en la cifras publicadas esta semana por el Dane. En el primer bimestre la industria bajó su producción 1,8 % y sus ventas 2,4 %. Al igual, el comercio minorista redujo sus ventas 4,7 %, en el mismo periodo. Aunque el optimismo no cundía, la magnitud de las cifras negativas sorprendió.

Inclusive, el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, reconoció que la economía colombiana necesita un impulso, hay que “estimular el consumo y la inversión”, dijo. El problema es que el Gobierno Nacional no cuenta hoy con la disponibilidad de recursos para tomar las riendas de esta propuesta, más allá del reciente plan “Colombia Repunta”, que lo que hace es tratar de dirigir unos recursos que ya existían para mover las regiones, a través de la infraestructura de vías terciarias y mantener los subsidios para adquirir vivienda.

Dados los actuales resultados de la industria y el comercio, que son fundamentales para mover la economía, aportan el 11 % y 12 % del Producto Interno Bruto (PIB), respectivamente, miembros del Gobierno le pidieron al Banrepública acelerar la baja de la tasa de interés de referencia que se sitúa en este momento en 7,0%.

Pero para el presidente de la Bolsa de Valores de Colombia, Juan Pablo Córdoba, la reactivación no depende solo de una baja en las tasas de interés, sino de definir qué sectores son los que pueden ayudar en la recuperación, como, por ejemplo, las exportaciones.

Al respecto, la ministra de Comercio, Industria y Turismo, María Claudia Lacouture, dijo que aunque la producción industrial bajó, los empresarios siguen importando maquinaria. Las compras de estos productos crecieron 2,9 % a febrero, lo que para la funcionaria es una buena noticia. Esto podría reflejarse en mejores resultados de la industria para los próximos meses.

Aunque el campo de maniobra del Gobierno no es muy amplio para estimular la industria y el comercio, algunos analistas, gremios y empresarios consideran que es momento de actuar y plantearon las cinco claves para reactivar estos sectores y, por ende, recuperar la economía nacional, que como van las cosas tendría un crecimiento de 2,0 % este año ó incluso, menor.

1. Bajar las tasas de interés

Este es el punto en el que más coinciden tanto gremios como miembros del Gobierno, quienes han pedido al Banco de la República acelerar la reducción de la tasa de interés de referencia que actualmente está en 7,0 %.

Guillermo Botero, presidente de Fenalco, gremio que aglutina a los comerciantes, dijo que además de esto es necesario que se revisen los mecanismos que usa la Superintendencia Financiera para trasladar esa rebaja de tasas de forma más rápida al consumidor. “El Banco redujo este año 75 puntos básicos la tasa de interés y la usura no se movió, eso es inconcebible”, dijo.

Asimismo, el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, pidió esta semana al sistema financiero  reducir las tasas de interés a los hogares colombianos. Para el funcionario, este medida, más la adición presupuestal que proyecta el Gobierno y recursos para las vías terciarias apoyarán la recuperación.

2. Mejorar la confianza del consumidor

El consumo de los colombianos es básico para mover la economía nacional. El aporte al PIB llega al 64 %.

En los últimos meses, según los indicadores de Fedesarrollo, la confianza del consumidor ha estado en negativo, aunque en marzo reportó una leve recuperación de 3,2 puntos con respecto a febrero. Pero aún así, el indicador muestra la poca disposición de los colombianos a comprar vivienda y electrodomésticos, lo que se está reflejando en las ventas y los negocios.

“En el primer trimestre del año el gasto de los hogares tuvo un freno de -2 % con respecto al mismo trimestre del año pasado. Para lograr que el comercio repunte es fundamental que los compradores comprendan que ya pasó el efecto del IVA y que la inflación se está frenando”, dijo Camilo Herrera, director de la firma Raddar. Es decir, se espera que los colombianos se muestren más optimista sobre la economía.

3. Impulsar el gasto regional

El Gobierno Nacional no tiene hoy mucha capacidad de maniobra para impulsar el gasto público. Aún así lanzó hace poco el plan Colombia Repunta que plantea una inversión de $9,2 billones, dinero que en parte ya estaba dentro del presupuesto. Los recursos se destinarán para vías terciarias, escuelas, proyectos del posconflicto, entre otras áreas.

Esteban Piedrahita, presidente de la Cámara de Comercio de Cali, aseguró que las regiones pueden jugar un papel importante, ahora que el Estado no tiene tantos recursos. “Ya los gobiernos locales tienen más de un año y pueden ejecutar de forma más rápida los recursos. En el caso de Cali y el Valle, creo que han mejorado sus finanzas y están en la capacidad de agilizar inversiones que mantengan la dinámica del departamento”, explicó.

El Valle tiene, además de su presupuesto, $310.000 millones de un crédito para obras. Cali está en igual proceso.

4. Acelerar la infraestructura

Desde el año pasado se esperaba que la inversión en los proyectos viales de Cuarta Generación (4G) fueran la salvación para mover gran parte de la industria nacional, sin embargo, no ha sido todo lo esperado.
María Claudia Álvarez, directora de la Cámara Colombiana de la Infraestructura (CCI), seccional Suroccidente, explicó que los proyectos 4G son de gran magnitud y por eso los concesionarios se han tomado el tiempo para que los diseños y estudios estén completamente articulados antes de iniciar la construcción. De igual forma, han tenido que asegurar los recursos para ejecutar las obras, lo que ha requerido varios meses.

“Una vez empiecen las construcciones no van tener los inconvenientes que usualmente se encuentran en contratos de obra pública y podrán ser de verdad catalizadores del desarrollo, la generación de empleo y se cumplirá el objetivo”, dijo.

5.Crear más estímulos

Para Julio César Alonso, director del Centro Internacional de Economía y Finanzas de la Universidad Icesi, el Gobierno debe buscar nuevos estímulos para impulsar la economía, parecidos a los que se mantienen para la compra de vivienda. “Serían subsidios como el de la tasa de interés para adquirir casa y acelerar este tipo de programas para mejorar la demanda de los consumidores”, explicó el académico.

Agregó que el Gobierno debe escoger bien a qué le apuesta para lograr concentar sus esfuerzos y lograr cambios en el corto plazo.

Para Guillermo Botero, presidente de Fenalco, algo fundamental para el comercio y la industria es reducir la normatividad y los trámites. “Los empresarios se pasan más tiempo llenando formularios y cumpliendo normas, que en lo fundamental de su negocio”. Destacó que México tomó la decisión de que por una resolución nueva tumbaba dos. “Acá tenemos resoluciones y más normas y decretos que afectan la empresa”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad