Salario emocional: ¿Una alternativa para tener empleados felices?

Salario emocional: ¿Una alternativa para tener empleados felices?

Abril 07, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Salario emocional: ¿Una alternativa para tener empleados felices?

Salario emocional busca que las personas tengan compensaciones no monetarias.

Esta tendencia consiste en tener beneficios no monetarios como más tiempo para su familia y sus pasatiempos. Conozca algunas de las implicaciones.

¿Se imagina tener tiempo para trabajar, pero a la vez  para jugar con sus hijos, estar con  su pareja, ir a cine   y ocuparse de su salud sin afanes?

Eso  busca el llamado  ‘salario emocional’, que  consiste en tener beneficios no monetarios  como más tiempo para su familia y sus pasiones personales, sin descuidar los compromisos laborales.

“Hoy no basta el dinero ni el reconocimiento que brinda un cargo. Las nuevas generaciones  quieren  ser valoradas con aspectos como tener horarios   flexibles que les permitan hacer deporte o estudiar; mientras que otros quieren tener más tiempo con su familia”, explica Aurelio Chamorro director de la firma consultora empresarial F&E. 

Y con el  salario emocional viene lo que se denomina  ‘empresa familiarmente responsable’, un modelo que invita a hacer transformaciones en el entorno empresarial y cuyo fin último es tener empleados más felices y altamente productivos.

Aurelio Chamorro y Mauricio Muñoz, de la firma F&E, explican los aspectos más interesantes de esta nueva modalidad que permitirá que más empresas puedan ser vistas  como grandes lugares para trabajar (‘Great place to work’).

Hoy la productividad no se mide  por el número de horas  que una persona pasa  sentada en una organización. Hoy se trabaja por metas, por logros, y eso no  implica reducción de salario. A través de la conciliación se establecen acuerdos para que la persona cumpla con sus tareas, pero que también pueda atender situaciones familiares que en algún  momento le causen estrés y/o preocupación y afecten su rendimiento. 

Por ejemplo: si una empleada está preocupada porque su hija llega del colegio a las 4:00 p.m. y no hay quién le oriente las tareas, puede conciliar con la compañía para modificar su horario de trabajo, entrar más temprano, cumplir con su tiempo  para salir  a las 4:00 p.m. También puede conciliar para estar unas horas en la empresa de manera presencial y el resto del tiempo cumplir con sus labores  a través de teletrabajo. 

Hay que reconocer quién es quién dentro de cada organización. A veces ni siquiera conocemos los nombres de quienes integran ciertos equipos de trabajo en una organización; y no sabemos cómo está integrada la familia de cada uno. 

 Hay que conocer más de la persona, saber qué tiene, qué le falta, qué quiere.  Indagar sobre qué le haría más feliz en su vida y en su desempeño laboral. Hay que reconocer sus talentos y potencializarlos.

Hoy muchas personas no se fijan en un sueldo o en el reconocimiento de un cargo, hoy  miran qué  aspectos motivan a estar o no estar en una organización (manejo del tiempo, uso  de vestuario, oportunidades de desarrollo profesional y/o personal). Cuando una persona está en un lugar solo por la oferta  económica, se convierte en un empleado pirata, es decir, que migra cuando le ofrezcan una mejor remuneración económica en otro lugar.

Para las empresas que desean ser familiarmente responsables es importante escuchar a los empleados porque ellos pueden generar muchas ideas que beneficien a grupos de trabajo, por ejemplo: medidas acordes a todos los que tienen hijos, y medidas para los que están solteros y quieren estudiar, etc.

Factores en juegoObjetivo de empresaParte del éxito de tener una empresa familiarmente responsable consiste en que la alta gerencia esté comprometida con la implementación.   También hay que hacer procesos  de sensibilización para quienes tienen resistencia al cambio.  Estos procesos no cambian a una empresa de la noche a la mañana. Debe ser un proceso gradual y escalonado.  Las conciliaciones  deben hacerse, en la medida de las posibilidades, por escrito. Medidas que ya se aplican  Hacer de la tecnología  una gran aliada con el teletrabajo y ser más productivo.    Permitir que el empleado acompañe al familiar que está enfermo y trabajar remotamente vía Skype o correo electrónico.   Hay personas que concilian  trabajar tres días a la semana, para tener libre jueves y viernes. Carlos Slim lanzó esta propuesta.  Tener un trabajo de proximidad. Por ejemplo, si la empresa tiene varios centros de trabajos, ir a la sede más cercana a mi lugar de vivienda.  Hay empresas  que han implementado jardines infantiles dentro de la misma organización. En Francia,  en algunas empresas, se suspende el correo electrónico empresarial a las 6:00 p.m.
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad